Medardo Ángel Silva

Medardo Ángel Silva Rodas
Medardoangelsilva.jpg
Medardo A. Silva
Información personal
Nombre de nacimientoMedardo Ángel Silva
Nacimiento8 de junio de 1898
Guayaquil,Flag of Ecuador.svg Ecuador
Fallecimiento10 de junio de 1919
(21 años)
Guayaquil,Flag of Ecuador.svg Ecuador
Causa de la muerteSuicidio Ver y modificar los datos en Wikidata
NacionalidadEcuatoriano
Lengua maternaEspañol
Información profesional
OcupaciónPoeta
SeudónimoJean D'Agreve
Oscar René
GéneroMasculino
Obras notablesEl árbol del bien y del mal
El alma en los labios
[editar datos en Wikidata]

Medardo Ángel Silva (Guayaquil, Ecuador, 8 de junio de 1898 – Ib., 10 de junio de 1919) fue escritor, poeta, músico y compositor ecuatoriano, considerándose el mayor representante del modernismo en la poesía ecuatoriana, y perteneciente a la llamada Generación decapitada.[1]

Biografía

Primeros años

Medardo Ángel Silva Rodas nació en Guayaquil el 8 de junio de 1898 es hijo del Sr. Enrique Silva Valdez y de la Sra. Mariana Rodas Moreira.

Carrera literaria

Envió sus primeros poemas al periódico local El Telégrafo, pero fueron rechazados debido a su corta edad.[2]

La obra de Silva se contiene en dos volúmenes: El árbol del bien y del mal, que él mismo editó en 1917, y Poesías escogidas, una selección que Gonzalo Zaldumbide publicó en 1926, . Estuvo, con sus compañeros de generación/ Arturo Borja/ Humberto Fierro/ Ernesto Noboa y Caamaño/ bajo la influencia directa de los simbolistas franceses, especialmente de Verlaine y Baudelaire. Era un adolescente cuando escribió "Libro de Amor", "Las Voces Inefables", "Estancias", "Estampas Románticas". Es también autor de prosas poéticas y de una pequeña novela titulada María Jesús. Fue apodado "El Niño Poeta".[3]​ @medardoangelsilva

Suicidio

Bóveda de Silva, compartida con su madre

Medardo Ángel Silva se suicidó el 10 de junio de 1919 en Guayaquil

Dos días después de haber cumplido los 21 años, asistió a la casa de Rosa Amada Villegas, entonces ex-pareja del escritor, quien contó su versión de los hechos. Silva pidió hablar a solas con ella, y luego insistiendo en la cercanía de ambos al estar en un salón privado, saca un revólver de su propiedad para dispararse en la sien.[4]

Other Languages