Masacre de Manila

Masacre de Manila
Manila Walled City Destruction May 1945.jpg
Vista aérea de Manila en 1945
Lugar Bandera de Filipinas Manila, Filipinas
Coordenadas 15°35′00″N 120°58′00″E / 15.583333333333, 15°35′00″N 120°58′00″E / 120.96666666667
Blanco(s) Población civil de Manila
Fecha Febrero de 1945 ( CET ( UTC+8))
Tipo de ataque Asesinato masivo
Arma(s) Armas de fuego, bombas
Muertos Mínimo 100,000 personas
Heridos Número desconocido
Perpetrador(es)

Naval Ensign of Japan.svg Armada Imperial Japonesa

Motivo Derrota japonesa en la Batalla de Manila
[ editar datos en Wikidata]

La denominada Masacre de Manila hace referencia a las atrocidades cometidas en la ciudad de Manila en febrero de 1945 contra civiles filipinos por tropas japonesas en retirada finalizando la Segunda Guerra Mundial. Diversas fuentes cifran el número de víctimas en al menos 100.000 personas.[1]

Se trata de un suceso sólo comparable a las masacres de la Guerra filipino-estadounidense (1899-1913), y uno de los mayores crímenes de guerra cometidos por el Ejército Imperial Japonés desde la invasión de Manchuria en 1931 hasta el final de la Segunda Guerra Mundial.

Contexto histórico

En febrero de 1945, quizá tomando como modelo el ejemplo de Stalingrado, unidades japonesas, en especial marineros, bajo el mando del Contraalmirante Sanji Iwabuchi fortificaron la parte sur de la ciudad, superpoblada, y decidieron atrincherarse ante la llegada de tres divisiones norteamericanas.

Los soldados y marinos japoneses atacaron a los refugiados filipinos que, desde el sur del río Pásig, huían sin control ante la inminencia de la batalla y que se colocaban además a tiro de la artillería aliada. Esta, sin ahorrar potencia de fuego, utilizando artillería y aviación para abrirse paso, arrojaría cerca de dieciséis mil bombas, produciendo así numerosísimas víctimas civiles.

Los japoneses luchaban en primera línea desde cada casa o incluso desde las alcantarillas, de donde eran sacados con lanzallamas o granadas. Los norteamericanos iban paso a paso, liberando edificio a edificio. Atrás, en algunas zonas de la ciudad, en cierto momento los japoneses perdieron la cabeza al dirigir atrozmente sus ataques contra los propios civiles. Hacia el final un grupo de japoneses tomó a tres mil rehenes, los condujo a un lugar apartado y asesinó a un tercio de ellos. La batalla duró cerca de un mes, hasta que MacArthur entró en la ciudad el 27 de febrero.

Other Languages