Mario Firmenich

Mario Firmenich
Información personal
Nacimiento 24 de enero de 1948 (68 años)
ciudad de Buenos Aires,
Argentina
Nacionalidad argentina
Educación
Alma máter
Información profesional
Ocupación profesor universitario
exjefe guerrillero de la organización político-militar Montoneros
[ editar datos en Wikidata]

Mario Eduardo Firmenich ( Buenos Aires, 24 de enero de 1948) es un exjefe guerrillero argentino. Fue uno de los fundadores de la organización guerrillera Montoneros y uno de sus principales dirigentes entre 1970 y 1983.

Biografía

Juventud

Nacido en el barrio porteño de Floresta, durante su infancia y juventud Firmenich vivió con sus padres y sus cuatro hermanos en Ramos Mejía, en el oeste de Buenos Aires, donde cursó la escuela primaria. Su padre era ingeniero (descendía de familia alemana y su apellido de origen se pronunciaba Fírmenij), y su madre, Zarina Sagreras (hija de un conocido guitarrista) trabajó como docente.[1]

Más tarde, Firmenich cursó sus estudios secundarios, egresando como bachiller, en el Colegio Nacional de Buenos Aires, uno de los colegios más exigentes y prestigiosos de la Argentina.

Paralelamente se integró a la Juventud Estudiantil Católica (JEC) (cuyo centro de reuniones estaba muy cerca del colegio) y llegó a ser nombrado presidente por monseñor Antonio Caggiano. En la JEC conoció al sacerdote Carlos Mugica, cuya obra como benefactor de los habitantes de la Villa miseria "Y.P.F." (en la zona portuaria de Retiro de la ciudad de Buenos Aires), tendría una importancia notable en su formación y en el viraje de sus ideas hacia la izquierda.

En el verano de 1966, invitado por el Padre Mugica, Firmenich participó con otros jóvenes católicos en un campamento en Tartagal, en la Provincia de Santa Fe, donde había estado instalada la empresa británica La Forestal: quedaron fuertemente impactados por la vida miserable que llevaba la gente de la zona. Firmenich mantendría una estrecha relación con el Padre Mugica (hasta su muerte, el 11 de mayo de 1974 a manos de la Triple A).

Durante su paso por el colegio, del que egresó en 1966 (el año del golpe militar del General Onganía) participó en crear una corriente estudiantil católica junto con su amigo Carlos Gustavo Ramus: fue una expresión minoritaria en un ambiente estudiantil politizado, dominado por la Federación Juvenil Comunista.

Paralelamente, a través de las reuniones organizadas por Juan García Elorrio en la revista Cristianismo y Revolución conoció a otros futuros líderes de Montoneros, como Fernando Abal Medina, y se integró al Comando Camilo Torres, del que formarían parte muchos de los primeros guerrilleros.

Inicios

Firmenich integró el grupo fundador de la organización armada Montoneros, junto a Fernando Abal Medina y otros, como Carlos Gustavo Ramus y Norma Arrostito; la organización estaba sustentada ideológicamente sobre una interpretación del peronismo, comprendido como la única forma política revolucionaria adaptada a la situación argentina y fusionada con elementos que cobraron mayor intensidad por la ideología de sus fundadores; una mixtura entre elementos del nacionalismo católico y la revolución socialista cubana.

El 29 de mayo de 1970 Firmenich participó en la Operación Pindapoy, consistente en el secuestro y posterior asesinato del exdictador Pedro Eugenio Aramburu, al que Montoneros sometió a un procedimiento que llamó «juicio popular», por ser uno de los responsables de los fusilamientos de militares y civiles peronistas en 1956. Con este hecho de gran repercusión publica y que causó la caída del Gobierno del general Onganía, la organización alcanzó un fuerte reconocimiento de los peronistas y comenzó a nuclear a otras agrupaciones guerrilleras (como sectores de las Fuerzas Armadas Peronistas y la agrupación Descamisados).

Años más tarde (en ocasión del retorno al país del cadáver de Eva Perón y en una provocación contra el Gobierno de turno), los Montoneros «secuestraron» los restos del general Aramburu ―violando su tumba en el cementerio de la Recoleta de Buenos Aires― y publicaron un pormenorizado relato en el recordado número de la revista La Causa Peronista del 3 de septiembre de 1974, cuyo título de tapa era: « Mario Firmenich y Norma Arrostito cuentan cómo murió Aramburu».

Dirección de Montoneros

Luego de la muerte de Fernando Abal Medina y Gustavo Ramus en un enfrentamiento armado con la policía en un bar de la localidad de William Morris, y de José Sabino Navarro (alias Negro), en la sierra cordobesa durante el Gobierno militar de la llamada Revolución Argentina, Firmenich alcanzó el liderazgo de la conducción nacional de Montoneros, cargo que mantuvo hasta la disolución de la organización.

Entre 1971 y los años ochenta, Firmenich lideró la organización político militar Montoneros como secretario general, desempeñándose también como autor de su línea política y de la mayoría de sus documentos a través de las diversas alternativas de la lucha política de la época. A Firmenich se lo consideró frecuentemente representante del ala más militarista de la organización.

Montoneros y Perón

La relación de Montoneros con Perón sufrió fuertes altibajos; durante su forzoso exilio en España, este se mostró complaciente con las acciones de la organización, y para cuando el Gobierno de facto de Alejandro Agustín Lanusse convocó a elecciones, en las que resultó electo Héctor J. Cámpora, varias figuras afines a ella ocuparon puestos de Gobierno. Entre ellas se contaba Esteban Righi (un joven abogado que era socio del hijo de Cámpora), que fue nombrado Ministro del Interior.

Otros dirigentes peronistas (que tenían menos ascendiente en el partido), se alinearon junto a los jóvenes para obtener cierto apoyo interno, como el gobernador de la provincia de Buenos Aires, Oscar Bidegain, el gobernador de Salta Miguel Ragone, el de Mendoza Alberto Martínez Baca, el de Santa Cruz, Jorge Cepernic y el gobernador cordobés Ricardo Obregón Cano. Sin embargo ninguno de ellos respondía a directivas de la organización juvenil.

Ezeiza

Fue en este contexto en que se produjo el regreso de Perón a la Argentina; cuando, el 20 de junio de 1973, una inmensa movilización de masas fue a recibirlo al Aeropuerto Internacional Ministro Pistarini en Ezeiza, la facción peronista de derecha, liderada y organizada por López Rega[3] , que se sumaba a otras provocaciones anteriores, como las tomas de edificios públicos en las primeras semanas del Gobierno de Cámpora.

En el tiroteo murieron al menos 13 personas (3 del bando de izquierda, 1 de la custodia del palco y 9 sin filiación identificada) y hubo cientos de heridos. Se la conoce como la masacre de Ezeiza. Muy grande fue la decepción popular por la forma en que se produjo el retorno de Perón al país tras 18 años de exilio.

Other Languages