María Nikolàyevna Románova (1899-1918)

María Nikoláyevna Románova
Gran duquesa de Rusia
Maria Nikolaevna.jpeg
La gran duquesa María Nikoláyevna en 1914.
Información personal
Nombre secularMaría Nikoláyevna Románova (en ruso: Мари́я Никола́евна Рома́нова)
Nacimiento26 de junio de 1899
Palacio Peterhof, Peterhof, San Petersburgo, Bandera de Rusia Imperio ruso
Fallecimiento17 de julio de 1918
(19 años)
Casa Ipátiev, Ekaterinburgo,
Perm, RSFS de Rusia
ReligiónIglesia ortodoxa rusa
Familia
DinastíaHolstein-Gottorp-Románov
PadreNicolás II de Rusia
MadreAlix de Hesse-Darmstadt

FirmaFirma de María Nikoláyevna Románova
Lesser CoA of the daughters of the emperor of Russia.svg
Escudo de María Nikoláyevna Románova

María Nikoláyevna de Rusia (María Nikoláyevna Románova; en ruso Великая Княжна Мари́я Никола́евна Рома́нова) (San Petersburgo, 26 de junio de 1899 - Ekaterimburgo, 17 de julio de 1918) fue la tercera hija del zar Nicolás II y la emperatriz Alejandra Fiódorovna de Rusia. Su asesinato junto con el resto de la familia en la noche del 17 de julio de 1918 dio lugar a su canonización como portadora de la pasión por la Iglesia ortodoxa rusa.

Durante su vida, María, por ser demasiado joven para convertirse en enfermera de Cruz Roja como su madre y dos hermanas mayores durante Primera Guerra Mundial, fue patrona de numerosos hospitales junto con su hermana menor, la Gran Duquesa Anastasia, y ambas solían visitar a los soldados heridos.[1]​ La coqueta María tuvo algunos enamoramientos inocentes hacia ciertos hombres jóvenes que conoció, comenzando en la primera infancia. Ella esperaba casarse y formar una familia grande. Un potencial romance se destaca en 1910, cuando la familia de Maria se reunió con otros parientes, en los cuales estaba Luis Mountbatten, a quien apodaban como Dickie, y este se enamoró perdidamente de Maria. Años más tarde recordaría " No te podrias imaginar a alguien mas hermoso de lo que ella era, estaba loco por Maria y decidido a casarme con ella. Era absolutamente encantadora".

Dickie nunca más volvió a ver a María, pero no la olvidó. Mantuvo una foto de ella en la repisa de la chimenea de su dormitorio hasta el día de su muerte.

Durante el siglo XX, después de su muerte, María no escapó a los diversos rumores que parecían asegurar la supervivencia de uno o más miembros de la familia imperial.[4]

Personalidad

Monograma imperial de la Gran Duquesa María Nikoláyevna

Joven de buen carácter, vivaz y coqueta, era considerada la más bella de las hijas del zar. Poseía unos expresivos ojos azules, tan grandes que en la familia eran conocidos como "los platillos de María". Vivía en una de las 100 habitaciones del palacio de Alejandro de Tsárskoye Seló, 20 km al sur de San Petersburgo, con su hermana la Gran Duquesa Anastasia, formando lo que en palacio se conocía como "la pequeña pareja". Junto a sus hermanas y hermano, el zarévich Alekséi que sufría hemofilia, formaron una unión OTMAA (siglas que responden a la inicial de cada uno de sus nombres). Con estas siglas firmaban cartas y hacían regalos.

Su tutor francés Pierre Gilliard dijo que Maria era alta y bien estructurada con mejillas sonrosadas. Tatiana Bótkina decía que la expresión de los ojos de María era "suave y gentil". Durante su infancia su apariencia física era comparada con la de los ángeles de Botticelli. El Gran Duque Vladímir Aleksándrovich de Rusia la llamaba la "bebé amigable" por su naturaleza buena. A diferencia de sus dos hermanas mayores, las Grandes Duquesas Olga y Tatiana, no se alistó como enfermera de la Cruz Roja durante la I Guerra Mundial, pero se encargaba de visitar a los soldados heridos que eran atendidos en los palacios en compañía de su hermana Anastasia.

Other Languages
Bahasa Indonesia: Maria Nikolaevna
Kiswahili: Maria wa Urusi
українська: Марія Миколаївна