Luis Escobar Kirkpatrick

Luis Escobar Kirkpatrick
Corona de marqués.svg
Información personal
Nombre de nacimiento Luis Escobar Kirkpatrick Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacimiento 5 de septiembre de 1908
Madrid, Bandera de España España
Fallecimiento 16 de febrero de 1991
(82 años)
Madrid, Bandera de España España
Nacionalidad Española Ver y modificar los datos en Wikidata
Familia
Padre Alfredo Escobar y Ramírez Ver y modificar los datos en Wikidata
Hijos nil (qv. familia noble de Escobar y Kirkpatrick)
Información profesional
Ocupación Autor teatral, director de teatro y actor
Género Teatro y dramaturgia Ver y modificar los datos en Wikidata
[ editar datos en Wikidata]

Luis Escobar y Kirkpatrick, VII marqués de las Marismas del Guadalquivir ( Madrid, 5 de septiembre de 1908- ibíd., 16 de febrero de 1991) fue un autor teatral, director de teatro y actor español.[1]

Biografía

Armas de la casa de Escobar

Licenciado en Derecho y periodista,[2] y relacionado con la alcurnia conservadora madrileña (hermano de José Ignacio Escobar y Kirkpatrick, marqués de Valdeiglesias), en 1938 fue nombrado Jefe de la Sección de Teatro dependiente de la Jefatura de Propaganda del Ministerio del Interior del primer gobierno de Franco, y fundó y dirigió la Compañía de Teatro Nacional de FET y de las JONS, que al final de la guerra pasaría al Teatro Español de Madrid.

Fue asimismo director del Teatro María Guerrero y dueño del Teatro Eslava, ambos en Madrid. De su labor como director teatral destaca su adaptación de Las mocedades del Cid para el teatro, titulada El amor es un potro desbocado.

Escribió diversas comedias como La Cenicienta del Palace (1940) y Un hombre y una mujer (1961). Además, dirigió dos películas: La honradez de la cerradura, basada en una obra de Jacinto Benavente y primera película de Paco Rabal como protagonista y La canción de la Malibrán.

A finales de la década de los años 70, Luis García Berlanga le dio un papel en La escopeta nacional (1978), sátira de las cacerías en tiempos de Franco. Su interpretación del Marqués de Leguineche, dueño de la finca donde se daba la cacería, tuvo tanto éxito que dio lugar a otras dos películas: Patrimonio Nacional y Nacional III, en las que el marqués y su familia eran los protagonistas absolutos y se reflejaba la realidad político-social española.

Comienza así Escobar una carrera como actor repleta de interpretaciones memorables, casi siempre encasillado en el papel de aristócrata con tintes autoparódicos ( A la pálida luz de la luna) o en producciones que no siempre estaban a la altura de sus apariciones ( El Cid Cabreador).

En 1991, murió durante el rodaje de Fuera de juego de Fernando Fernán Gómez. La gala de los Premios Goya, celebrada al día siguiente de su fallecimiento, se convirtió en un sentido homenaje a su memoria. Sus restos mortales se encuentran en el Panteón de Escritores y Artistas Españoles del cementerio de San Justo de Madrid.

Other Languages