Lombardos

Lombardos
Aistulf's Italy-es.svg
El reino lombardo ( 751 d. C.) (gris)
Información
Periodo histórico siglo Vsiglo VII
Raíz étnica

Indoeuropea
Germánica
Altogermánica

Lombardos
Idioma Idioma lombardo, latín
Principales ciudades Pavía
Región Península italiana
Pueblos relacionados Pueblos germánicos
[ editar datos en Wikidata]

Los lombardos (en latín, langobardi, de donde procede el nombre alternativo de longobardos) fueron un pueblo germánico originario del norte de Europa que se asentó en el valle del Danubio y desde allí invadieron la Italia bizantina en 568 d.C bajo el liderazgo de Alboino. Establecieron el Reino lombardo de Italia, que duró hasta el año 774 d.C, cuando fue conquistado por los francos.

Orígenes legendarios y nombre

El relato completo de los orígenes lombardos, su historia y prácticas, es la Historia gentis Langobardorum (Historia de los lombardos) de Pablo el Diácono, escrita en el siglo VIII. La principal fuente de Pablo en cuanto a los orígenes lombardos, sin embargo, es la obra del siglo VII Origo gentis Langobardorum (Origen del pueblo lombardo).

El Origo narra la historia de una pequeña tribu llamada los Winnili[7] Scoringa estuvo gobernada por los vándalos, y sus jefes, los hermanos Ambri y Assi, quienes concedieron a los Winnili elegir entre el tributo o la guerra.

Odín y Frea en el cielo mirando desde una ventana...
...observan a las mujeres winnili con sus largos cabellos simulando ser barbas.

Los winnili eran jóvenes y valientes y rechazaron pagar tributo, diciendo «Es mejor conservar la libertad por las armas que mancharla con el pago del tributo».[10] Desde entonces, los winnili fueron conocidos como los langobardos (latinizado e italianizado como lombardos).

Cuando Pablo el Diácono escribió la Historia entre 787 y 796 era un monje católico y devoto cristiano. Por ello, pensaba que las historia paganas de su gente eran «tontas» y «ridículas».[16]

Arqueología y migraciones

Del testimonio combinado de Estrabón (año 20) y Tácito (año 117), los lombardos habitaban cerca de la desembocadura del río Elba poco después del comienzo de la era cristiana, cerca de los Chauci.[22]

Distribución de campos de enterramiento langobárdicos en las tierras del Elba inferior, según W. Wegewitz.

La primera mención de los lombardos acontece entre el año 9 d. C. y el año 16, por el historiador de corte romano Veleyo Patérculo, quien acompañó a una expedición romana como prefecto de la caballería.[25] Marobod había hecho la paz con los romanos, y por ello los lombardos no formaron parte de la confederación de germanos a las órdenes de Arminio en la batalla del bosque de Teutoburgo en el año 9. En el año 17, estalló la guerra entre Arminio y Marobod. Tácito dice:

No sólo los queruscos y sus confederados... cogieron las armas, sino los senones y los longobardos, ambos naciones suevas, se rebelaron contra él de la soberanía de Marobod... Los ejércitos... fueron estimulados por sus propias razones, los queruscos y los lombardos lucharon por su antiguo honor o su recién adquirida independencia...[24]

En 47, estalló una lucha entre los queruscos y expulsaron a su nuevo caudillo, el sobrino de Arminio, de su país. Los lombardos aparecen en la escena con suficiente poder, al parecer, para controlar el destino de la tribu que, treinta y ocho años antes, había encabezado la lucha por la independencia, pues restauraron al depuesto jefe.[31] Por esta época, Tácito, en su obra Germania (98 d. C.), describe a los lombardos de la siguiente manera:

A los langobardos, por el contrario, su escaso número los distingue. Aunque rodeados por una hueste de tribus más poderosas, están seguros, no sometiéndose, sino desafiando los peligros de la guerra.

Del siglo II en adelante, muchas de las tribus germánicas de la época del emperador Tiberio comenzaron a unirse en grandes uniones tribales, dando como resultado a los francos, alamanes, bávaros y sajones.[36]

La ruta de migración de los lombardos, desde su tierra natal a Rugiland en 489, abarcaba diversos lugares: Scoringa (que se cree que es su tierra en las orillas del Elba), Mauringa, Golanda, Anthaib, Banthaib, y Vurgundaib (Burgundaib).[38]

El cruce a Mauringa era muy difícil, los assipitti (usipetes) les denegaron el paso a través de sus tierras; se arregló una lucha entre el hombre más fuerte de cada tribu, el lombardo resultó victorioso, les permitieron el paso y los lombardos alcanzaron Mauringa.[40]

Territorio lombardo en 526.

Los lombardos se fueron de Mauringa y alcanzaron Golanda. El erudito Ludwig Schmidt cree que esto era más al este, quizás en la orilla derecha del Oder.[43]

Marchándose de Golanda, los lombardos pasaron a través de Anthaib y Banthaib hasta que alcanzaron Vurgundaib. Vurgundaib se cree que eran las tierras antiguas de los burgundios.[49]

En los años 540, Audoino (que gobernó entre 546 y 565) guio a los lombardos al otro lado del Danubio de nuevo hacia Panonia Se establecieron allí gracias a un foedus de 540,[50] pues Justiniano los animó a luchar contra los gépidos para tenerlos por aliados y servir de barrera a Italia contra las invasiones de otros pueblos bárbaros. Dado que Justiniano les había ayudado en una guerra contra los gépidos, lucharon a cambio contra los ostrogodos.

El reino de los lombardos en Italia

La corona de hierro con que los lombardos se coronaban como reyes de Italia.

En 560 surgió un nuevo y enérgico rey: Alboíno, que derrotó a sus vecinos gépidos, les hizo sus súbditos y en 566, se casó con la hija de su rey Cunimundo, Rosamunda. En la primavera del año 568, Alboíno invadió Italia al forzar el limes del Friuli junto a un ejército en el que había lombardos y otras tribus germánicas como bávaros, gépidos, sajones[52] En aquel momento Longino, que había sucedido a Narsés en el gobierno de Italia con el título de exarca, no esperaba esta invasión. En el verano de 569, los lombardos conquistaron el centro romano del Norte de Italia, Milán. La zona estaba entonces recuperándose de las terribles guerras góticas, y el pequeño ejército bizantino dejado para su defensa no pudo hacer nada.

Cruz lombarda.

Posteriormente cayó Pavía, tras un asedio de tres años, en 572, convirtiéndose en la primera capital del nuevo reino lombardo de Italia. Al año siguiente, los lombardos penetraron más al sur, conquistando la región de Toscana. Posteriormente, las tribus lombardas también se instalaron en el centro y el sur de Italia estableciendo los ducados de Spoleto y Benevento, que pronto se hicieron semi-independientes. Los bizantinos consiguieron conservar el control de la región de Rávena y Roma, unidos por un estrecho corredor que discurría a través de Perugia.

Reino lombardo ( 652 d.C.)

Cuando entraron en Italia, algunos lombardos conservaron su forma nativa de paganismo, mientras que algunos eran cristianos arrianos. De ahí que no tuvieran buenas relaciones con la Iglesia católica, a la que persiguieron con el celo de neófitos.[53] Gradualmente, adoptaron títulos romanos, nombres y tradiciones, y en parte se convirtieron a la ortodoxia (siglo VII), no sin una larga serie de conflictos religiosos y étnicos.

A consecuencia de estos sucesos, se formaron en el territorio conquistado por los lombardos treinta y seis ducados independientes, pero esta desmembración fue perjudicial para ellos y funesta para Italia. Sus dirigentes se asentaron en las ciudades principales. El rey gobernaba sobre ellos y administraba la tierra a través de emisarios llamados gastaldi. Esta subdivisión, sin embargo, junto con la independiente falta de docilidad de los ducados, privó al reino de su unidad, debilitándolo incluso en comparación con los bizantinos, especialmente después de que empezaron a recuperarse de la invasión inicial. Esta debilidad se hizo todavía más evidente cuando los lombardos tuvieron que enfrentarse con el creciente poder de los francos. En respuesta a este problema, los reyes intentaron centralizar el poder a lo largo del tiempo; pero perdieron el control sobre Spoleto y Benevento definitivamente en el intento.

La invasión lombarda, por otro lado, destruyó el limes de Friuli y las plazas fuertes del Véneto. En consecuencia, esta zona quedó abierta a que otros bárbaros cruzaran los Alpes y la invadieran. Así lo hicieron los ávaros y los eslavos, que atacaron las llanuras llegando en ocasiones hasta el mar Adriático.[53]

Estructura social

Idioma

El idioma lombardo está extinto. El idioma germánico declinó a partir del siglo VII, pero pudo seguir conservando un uso disperso hasta alrededor del año 1000. El idioma sólo se conserva fragmentariamente, siendo la principal evidencia palabras individuales citadas en textos latinos. En ausencia de textos lombardos, no es posible llegar a ninguna conclusión sobre la sintaxis y morfología del idioma. La clasificación genética del lenguaje está basada necesariamente de forma total sobre la fonología. Puesto que hay evidencia de que el lombartico participó en él, y de hecho muestra algo de la evidencia más antigua para, el cambio consonante alto-alemán, está clasificado como un germánico del Elba o dialecto alemán superior.

Fragmentos longobárdicos están conservados en inscripciones rúnicas. Entre los textos de fuentes primarias se encuentran breves inscripciones en futhark antiguo, entre ellos la «cápsula de bronce de Schretzheim» (h. 600). Hay un número de textos latinos que incluyen nombres lombárdicos, y textos legales lombardos contienen términos tomados del vocabulario legal vernáculo. En 2005, hubo algunas pretensiones de que la inscripción de la espada Pernik pueda ser lombarda.

Sociedad del período de la migración

Los reyes lombardos pueden remontarse hasta alrededor del año 380 y por lo tanto a comienzos de la Gran Migración. El reinado se desarrolló entre los pueblos germánicos con la unidad de un solo mando militar se consideró necesario. Schmidt creía que las tribus germánicas se dividieron por cantones y que el gobierno más antiguo fue una asamblea general que seleccionaba los jefes de los cantones y los caudillos guerreros de los cantones (en tiempos de guerra). Tales figuras probablemente estaban seleccionados entre una casta de nobles. Como resultado de las guerras de su vagabundeos, el poder real se convirtió en tal manera que el rey se convirtió en representante del pueblo; pero la influencia del pueblo sobre el gobierno no desapareció completamente.[54] Pablo el Diácono da un relato de la estructura tribal lombarda durante la migración:

...para poder incrementar el número de sus guerreros, conferir libertad a muchos de aquellos a los que liberan del yugo de la esclavitud, y que la libertad de estos puede considerarse establecida, ellos confirmaron en su forma acostumbrada por una flecha, pronunciando ciertas palabras de su país en confirmación del hecho.

La completa emancipación parece haberse garantizado sólo entre los francos y los lombardos.[55]

Sociedad del reino católico

La sociedad lombarda estaba dividida en clases comparables a aquellos que se encuentran en los otros estados sucesores germánicos de Roma: Galia franca y la España visigótica. Los lombardos confiscaron las tierras y aniquilaron la nobleza autóctona, fuera esta romana o goda.[53] Esta clase noble ocupaba el escalón superior de la sociedad. Por debajo de ellos, había una clase de hombres libres; después estaban los siervos, no esclavos pero tampoco libres y, finalmente, los esclavos. La aristocracia lombarda era más pobre, más urbanizada, y menos vinculada a la tierra que la de los otros pueblos germánicos. Además de los más ricos y poderosos duques y el propio rey, los nobles lombardos tendieron a vivir en ciudades, a diferencia de sus equivalentes francos. Sus posesiones de tierra eran poco más del doble que la tierra que poseía un comerciante, lo que está muy lejos de la aristocracia franca provincial, que poseían vastas extensiones de tierra cientos de veces mayores que las de los hombres de la clase social inmediatamente inferior. La aristocracia del siglo VIII dependía en gran parte del rey para obtener ingresos relacionados especialmente con deberes judiciales: muchos nobles lombardos están mencionados en documentos contemporáneos como iudices (jueces) incluso cuando sus cargos tenían también importantes funciones militares y legislativas.

Los hombres libres del reino lombardo eran bastante más numerosos que entre los francos, especialmente en el siglo VIII, cuando son casi invisibles en la evidencia documental superviviente para los últimos. Pequeños terratenientes, propietarios-cultivadores, y renteros son los tipos más numerosos de personas en los diplomas que quedan del reino lombardo. Pueden haber poseído más de la mitad de la tierra en la Italia lombarda. Los hombres libres eran exercitales y viri devoti, esto es, 'soldados' y 'hombres devotos' (un término militar como «criados»); ellos formaron la leva del ejército lombardo y fueron, aunque infrecuentemente, a veces llamados a servir, aunque esto parece que no ha sido su preferencia. La clase de pequeños propietarios de la tierra, sin embargo, carecieron de la influencia política necesaria con el rey (y los duques) para controlar la política y la legislación del reino. La aristocracia era más rigurosamente política si no económicamente en Italia que en la Galia contemporánea y España.

La urbanización de la Italia lombarda estaba caracterizada por la città ad isole ('ciudad en isla'). Resulta de la arqueología que las grandes ciudades de la Italia lombarda — Pavía, Lucca, Siena, Arezzo, Milán— estaban ellas a su vez formadas por pequeñas islas de urbanización dentro de las murallas de la antigua ciudad romana. Las ciudades del Imperio romano ha sido parcialmente destruida en la serie de guerras de los siglos V y VI. Muchos sectores quedaron en ruinas y los antiguos monumentos se convirtieron en campos de hierba usados como pastos para animales, así el Foro Romano se convirtió en el campo vaccinio: el 'campo vacuno'. Las porciones de las ciudades que permanecieron intactas eran pequeñas y modestas y contenían una catedral o una iglesia principal (a menudo suntuosamente decorada) y unos pocos edificios públicos y ciudades natales de la aristocracia. Pocos edificios de importancia eran de piedra, la mayor parte eran de madera. Al final, las partes habitadas de las ciudades estaban separadas unas de otras por franjas de pasto incluso dentro de las murallas ciudadanas.

En esta época tuvo especial relieve la capital de los lombardos, Pavía. Era centro administrativo en donde se encontraba la Cámara real, o sea, la tesorería u organismo financiero del reino lombardo; pero igualmente era metrópoli religiosa, primero del arrianismo y luego del catolicismo, en la que se celebraron sínodos obispales.[56]

Other Languages
Afrikaans: Lombarde
Alemannisch: Langobarden
aragonés: Longobardos
العربية: لومبارديون
azərbaycanca: Lanqobardlar
Boarisch: Langobarden
беларуская: Лангабарды
български: Лангобарди
brezhoneg: Lombarded
català: Longobards
čeština: Langobardi
Чӑвашла: Лангобардсем
Deutsch: Langobarden
Ελληνικά: Λομβαρδοί
English: Lombards
Esperanto: Lombardoj
euskara: Lombardiar
فارسی: لمباردها
français: Lombards
furlan: Langobarts
galego: Longobardos
עברית: לומברדים
hrvatski: Langobardi
magyar: Longobárdok
Հայերեն: Լանգոբարդներ
Bahasa Indonesia: Langobardi
íslenska: Langbarðar
italiano: Longobardi
Кыргызча: Лангобарддар
Latina: Langobardi
lumbaart: Lungubard
lietuvių: Langobardai
latviešu: Langobardi
Nederlands: Longobarden
norsk nynorsk: Langobardar
norsk bokmål: Langobarder
occitan: Lombards
Piemontèis: Longobard
português: Lombardos
română: Longobarzi
русский: Лангобарды
sicilianu: Longobbardi
Scots: Lombards
srpskohrvatski / српскохрватски: Langobardi
slovenčina: Longobardi (kmeň)
slovenščina: Langobardi
српски / srpski: Лангобарди
svenska: Langobarder
Tagalog: Mga Lombardo
Türkçe: Lombardlar
українська: Лангобарди
Tiếng Việt: Người Lombard
中文: 伦巴底人