Las crónicas de Narnia: el príncipe Caspian

Las crónicas de Narnia: el príncipe Caspian (título original en inglés: The Chronicles of Narnia: Prince Caspian) es una película de acción y fantasía dirigida por Andrew Adamson y basada en la novela homónima de C. S. Lewis. Producida por Walden Media y distribuida por Walt Disney Pictures, se estrenó el 16 de mayo de 2008 en Estados Unidos. Es la segunda entrega de la saga Las Crónicas de Narnia.

Argumento

Narnia ha sido invadida por los telmarinos y la mayoría de sus antiguos habitantes, las criaturas mitológicas, han sido exterminados. Los supervivientes están escondidos en un bosque encantado. El rey Miraz ( Sergio Castellitto) acaba de tener un hijo y la vida del heredero al trono, el príncipe Caspian ( Ben Barnes), corre peligro. Es por ello que su profesor ( Vincent Grass) le aconseja que escape, junto a un caballo y a un cuerno que debe utilizar únicamente si está en problemas. Cuando, en su huida, es perseguido por los telemarinos, hace sonar el cuerno.

Los hermanos Pevensie están de camino al internado en el que estudian en Londres y no imaginan que, después de un año de sus anteriores aventuras, van a volver a Narnia. El sonido del cuerno del príncipe Caspian provoca un fuerte viento en la estación de metro y, al llegar a Narnia, descubren que allí no ha transcurrido un año: han sido mil trescientos. Por su parte, el príncipe ha sido capturado por el enano Ninabrik ( Warwick Davis) y el tejón Buscatrufas. Cuando descubren quién es, deciden llevarlo a su guarida con tal de protegerles, pero en el camino se encuentran con los soldados del rey y Buscatrufas resulta herido. Este hecho provoca que Caspian sea visto más como un culpable que un merecedor de estar protegido en el bosque, pero Buscatrufas les dice a sus compañeros mitológicos que fue el príncipe quien hizo sonar el cuerno. En ese momento llegan varios centauros y Caspian aprovecha la velada nocturna para pactar con ellos por la paz.

Peter ( William Moseley), Lucy ( Georgie Henley), Susan ( Anna Popplewell) y Edmund ( Skandar Keynes) rescatan a un enano llamado Trumpkin ( Peter Dinklage) de ser asesinado por dos guardias telmarinos. En agradecimiento, les sirve de guía para llegar hasta el príncipe Caspian. Pero el grupo se pierde porque, al haber pasado más de un milenio, los hermanos no reconocen el país y tienen que cruzar el Gran Río. Lucy dice ver al león Aslan, pero Peter y Susan no le creen. El único que confía en su palabra de es Edmund. Durante su camino, se encuentran con el ejército del rey Miraz, que está construyendo un puente en los vados de Beruna. Sin embargo, después del largo camino, consiguen bajar el Gran Río y encuentran a Caspian, que por entonces se ha unido a los narnianos para enfentarse a su tío.

El ejército narniano se refugia en el Altozano de Aslan, un montículo construido sobre la Mesa de Piedra. Deciden atacar al castillo de Miraz, desprotegido, ya que las tropas se han desplazado para atacar el Altozano. Pero, por culpa de Caspian, el ataque resulta un fracaso total, aunque todavía hay tiempo de revertir la situación. Entonces se libra una batalla donde mueren muchos de ambos bandos. Miraz ordena cerrar la puerta del castillo, pero un Minotauro impide que se cierre. Peter grita "retirada", y todos los narnianos comienzan a irse. El toro no resiste más y cae con la puerta del castillo encima, lo que hace que casi la mitad del ejército se quede dentro del castillo y muera en manos de los telmarinos.

Después de evitar que la Bruja Blanca ( Tilda Swinton) regrese a Narnia, a Caspian y a sus aliados no les queda más remedio que enfrentarse a las tropas de Miraz frente al Altozano. Pero deciden ganar tiempo en un combate personal entre Peter y Miraz. Mientras tanto, Lucy y Susan parten en busca de Aslan. Peter y Miraz empiezan a luchar a muerte, pero después de tener a Miraz moribundo, Peter no lo mata y le da la espada a Caspian. Éste decide dejarle el reino a los buenos narnianos, perdonándole la vida a su tío. Sin embargo, la aparente tregua termina cuando Miraz es asesinado por el lugarteniente Lord Sopespian ( Damián Alcázar) para así acusar de traición a los narnianos aliados a Caspian. Por tal motivo, los dos ejércitos se enfrentan en una batalla y, cuando los narnianos estaban a punto de perder la batalla, Lucy encuentra a Aslan. El león despierta a los árboles de Narnia, permitiéndoles que acudan en ayuda del ejército narniano. Al final, en el puente construido por los telmarinos en el Gran Río, Aslan llama al dios del agua, quien ahoga al Lord Sopespian y a gran parte del ejército telmarino. Los narnianos vencen, y Caspian es coronado rey de Narnia.

Concluida su misión, los hermanos Pevensie han de volver a su mundo. Antes de hacerlo, se les revela que ni Susan ni Peter volverán a Narnia, ya que aprendieron lo suficiente. Pero Lucy y Edmund sí lo harán en un futuro. El rey Caspian y Susan, enamorados, se despiden con su primer y último beso.

Other Languages