Ladislao I de Hungría

Ladislao I
Rey de Hungría
King St. Ladislaus.jpg
Relicario que contiene el cráneo de San Ladislao, ubicado en la ciudad de Győr
Información personal
Reinado 1077- 1095
Nacimiento 27 de junio de 1046
Fallecimiento 29 de julio de 1095
Entierro Gran Varadino
Predecesor Géza I
Sucesor Colomán el Bibliófilo
Familia
Dinastía Casa de Árpad
Padre Bela I
Madre Riquilda de Polonia, hija de Miecislao II de Polonia
Consorte Adelaida de Rheinfelden, hija de Rodolfo de Suabia
Descendencia
[ editar datos en Wikidata]

San Ladislao I de Hungría o San Ladislao (en húngaro: I. Szent László; en latín: Sanctus Ladislaus I); en eslovaco: Svätý Ladislav I; en polaco: Święty Władysław I) ( Polonia, 27 de junio de 1046 - Nitra, 29 de junio de 1095). Octavo Rey de Hungría ( 1077- 1095). Miembro de la Casa de Árpad. Fue Ladislao quien hizo que fuesen canonizados el rey San Esteban I, su hijo el príncipe San Emérico de Hungría y el obispo San Gerardo Sagredo, entre otros. Bajo su reinado Hungría anexionó Croacia y Dalmacia a su territorio. Su festividad se celebra el 27 de junio.

Los ancestros de San Ladislao

Ladislao nació en territorio polaco cerca del año de 1046, luego de que su padre el príncipe Bela se hubiera visto forzado a huir de Hungría. En 1037 Vazul, primo del rey San Esteban I de Hungría, fue mandado a cegar por conspirar contra el monarca, y sus tres hijos, Andrés, Bela y Levente, abandonaron el reino buscando refugio en tierras rusas y polacas. Bela recibió la mano de Riquilda, la hija del duque polaco Miecislao II Lampert, con quien tuvo tres hijos varones y varias hijas: Geza I de Hungría, Ladislao I de Hungría, Lampert, Helena de Hungría, entre otros. Ladislao recibió su nombre en honor a las tradiciones eslavas de su madre, y su hermano Geza a las húngaras.

Fallecido el rey San Esteban I en 1038, su sobrino Pedro Orseolo de Hungría reinó hasta 1046 con ciertas interrupciones, hasta que estalló una revuelta pagana que generó tal caos en el reino que finalmente acabó con la poca estabilidad de su mandato. Al ser llamados de regreso por los pocos obispos y nobles en el poder, los hijos de Vazul, miembros de la Casa de Árpád, eran los únicos herederos legítimos del trono húngaro. De esta forma Andrés I de Hungría fue coronado y reinó hasta 1060, no sin sufrir en muchas oportunidades los ataques de su hermano Bela, padre de San Ladislao, quien no se conformaba con gobernar en una pequeña parte del reino. Andrés I le había prometido a su hermano Bela que éste heredaría el trono, pues el monarca no había tenido hijos varones herederos. Sin embargo, en 1053 para sorpresa de Bela, nació Salomón de Hungría, al cual su padre Andrés hizo coronar de inmediato para asegurarle el trono.

Tras la muerte de Andrés I, lo lógico según la primogenitura era que Salomón heredase el trono, pero las costumbres húngaras del senioratus implicaban que, ya que el heredero era muy joven, lo más apropiado era que fuese coronado como rey el miembro de mayor edad en la familia, es decir: Bela. Bela gobernó brevemente durante 3 años hasta 1063, coincidiendo su fallecimiento con una serie de eventos relacionados con el regreso de Salomón a Hungría con tropas alemanas para recuperar su trono. Fue entonces cuando los tres hermanos, Geza, Ladislao y Lampert, se vieron obligados a abandonar el reino, justo como su padre lo había hecho décadas atrás. Ladislao huyó a la corte de su primo el duque polaco Boleslao II el Temerario. En 1064 regresaron entonces los príncipes con el ejército polaco y llegaron a un acuerdo con Salomón, donde éste les cedió una parte al noreste del reino.

Other Languages