La Unión (El Salvador)

La Unión
Ciudad de San Carlos de La Unión
Municipio y ciudad

Bandera del Departamento de La Union ES.jpg
Bandera
Escudo de La Unión, El Salvador.png
Escudo

La Unión ubicada en El Salvador
La Unión
La Unión
Ubicación de La Unión en El Salvador
Municipio de La Unión.png
Ubicación de La Unión
Coordenadas13°20′13″N 87°50′38″O / 13°20′13″N 87°50′38″O / -87.843888888889
CapitalLa Unión
EntidadMunicipio y ciudad
 • PaísBandera de El Salvador El Salvador
 • DepartamentoLa Unión
AlcaldeEzequiel Milla
Eventos históricos 
 • Fundación1865
Superficie 
 • Total144.43 km²
Altitud 
 • Media52 m s. n. m.
Población () 
 • Total29 733 hab.
 • Densidad205,86 hab/km²
Huso horarioGMT-6

La Unión es un municipio del departamento de La Unión, en la parte oriental de la República de El Salvador.

Historia

Época Colonial

El territorio de lo que hoy es la Ciudad de La Unión, fue divisado por primera vez, desde las aguas del Océano Pacífico, cuando a principios del año 1522, el piloto Andrés Niño llegó al Golfo de Conchagua (Golfo Chorotega), y lo bautizó con el nombre de Golfo de Fonseca, en honor al Obispo de Burgos y Presidente del Consejo de Indias, Fraile Juan Rodríguez de Fonseca.

Andrés Niño desembarcó en la Isla de Meanguera del Golfo frente a las actuales playas del Departamento de La Unión, la conquista no se inició, sino dos años más tarde, en 1524 cuando llegó al territorio salvadoreño el Capitán Hernán Cortés. En 1588 el pirata Francis Drake amenazó a los habitantes del Golfo de Fonseca; así mismo para el año de 1596 los Frailes Seráficos Españoles fundaron la Guardianía de Nuestra Señora de las Nieves de Amapala en el lugar que hoy se conoce como Pueblo Viejo.

Para los años de 1682 llegó una tropa de piratas ingleses al Golfo de Fonseca; se dice que estos causaron destrucción y muerte en los pueblos lencas, los habitantes fueron despojados de sus bienes, razón por la cual emigraron hacia el norte de Honduras y Amapala.

A fines del siglo XVII, por rivalidades entre neoconchaguas y amapalas, los primeros establecieron en el Litoral de la Bahía de Fonseca, el Puerto Perigolfeño denominado "El embarcadero de los conchaguas".

Siglo XIX

A finales del siglo XVIII, Amapala era caserío en franca decadencia, ya sin autoridades militares, civiles y religiosas; por cuya causa se ordenó que sus vecinos se trasladaran a "El embarcadero de los conchaguas", que recibió el nombre de "Puerto de San Carlos", en homenaje al Rey de España Carlos III. En 1807 el Puerto de San Carlos, figura incluido como pueblo del partido de San Alejo en la intendencia de San Salvador por el corregidor Antonio Gutiérrez y Ulloa.

Post-Independencia centroamericana

El 13 de julio de 1824 el puerto de San Carlos fue habilitado, por la Asamblea Nacional Constituyente de las Provincias Unidas del Centro de América, en concepto de "puerto mayor", con el nombre de Puerto de la Unión Centroamericana. El 5 de octubre de 1828 fuerzas del general Francisco Morazán, a las órdenes de Antonio Corzo, atacaron y se apoderaron de este puerto. El Congreso Federal, en 1831, declaró que el puerto San Carlos era uno de los habilitados de la República, en el litoral del Océano Pacífico. El 27 de agosto de 1839 una columna de fuerzas hondureñas, a las órdenes del general Santos Guardiola, asaltó dicho puerto.

Época republicana

El 15 de febrero de 1842 llegó a esta población el general Francisco Morazán, con una escuadrilla de cinco veleros, denominado "El Cosmopolita", "El Cruzador", "La Isabela", "La Josefa" y "La Asunción". El 21 de marzo siguiente estableció su cuartel general, en la isla Martín Pérez, el Héroe Nacional de Centroamérica. Por Decreto Legislativo de 22 de junio de 1842, se erigió un Juzgado de 1ª Instancia para todos los negocios civiles y criminales en el puerto de La Unión. En los años de 1843 y 1844 (agosto) el buque de guerra "Chambote" y la corbeta "Daphne", respectivamente, ambas de nacionalidad inglesa, bloquearon el puerto de La Unión. A principios de febrero de 1845 el general Francisco Malespín, victorioso en su campaña contra Nicaragua, pero desconocido como presidente por un movimiento revolucionario acaudillado por el vicepresidente general Joaquín Eufrasio Guzmán, desembarcó con sus tropas en este puerto, al que llegaron a bordo de las goletas "Constitución", "Agustina" y "Carolina". El 21 de agosto del mismo año, el general hondureño Santos Guardiola puso sitio a esta plaza, que defendió el general Antonio Carballo, y el 27 del mismo mes, mediante la violación de un pacto, el atacante logró posesionarse de La Unión. Del 26 de octubre al 12 de noviembre de 1849 los buques ingleses bloquearon todos los puertos salvadoreños, incluso La Unión, y un año más tarde, en el 16 de octubre de 1850, el almirante de la escuadra inglesa señor Phipps Homby, por medio del comandante del buque de guerra inglés "Champion", notificó al comandante del puerto mencionado el "estado de bloqueo" a que era sometido por orden de su Majestad.

En el 4 de noviembre de 1853, se estableció el primer hotel del puerto, el Hotel de la Unión, bajo la dirección de José Monicucci.[1]

En el 27 de noviembre de 1853, a las tres de la mañana se incendió una pequeña casa de paja del Señor Don José Antonio Lechuga donde estaban depositadas 45 arrobas de pólvora, este distaba entre 5 y 6 varas de una casa de teja en que estaban 160 barrilitos de pólvora de media arroba cada uno propiedad del mismo. Esta casa distaba del pueblo 300 varas al poniente. Tocaron las campanas y el comandante del puerto J. E. Peralta dirigió una escolta al punto del incendio pensando que solo la casa de teja tenía pólvora pero cuando llegó fue informado por 2 personas que la cuidaban que la que estaba incendiada también tenía pólvora. Regresó para buscar al Señor Lechuga para informarse de la situación pero no lo encontró. Volvió al lugar del incendio, y allí encontró a los señores Don Hermenejildo Alvarado y Don Dolores Doña animando a 6 o 8 hombres que llegaron voluntariamente. Estos rompieron la puerta de la casa de teja, y sacaron los barriles de pólvora que colocaron alejados del fuego. Después se ocuparon de apagar el incendio. A las 4:30, por el trabajo de esos hombres, unos muchachos y 3 o 4 mujeres que acarreaban agua, el fuego ya había bajado. Llegaron al lugar del incendio el Juez de 1.ª Instancia Don S. Escobar, los Alcaldes Don F. Urros e Ines Valenzuela y los señores Don Atanasio Irizarri, Don Eugenio Oyárzum, Don Atanasio Guzman y R. Halker, quedando al cuidado de la aduana los señores Don Sebastian Bulues y Don José Cáceres mientras el Ayudante al mando de una escolta se ocupaba en hacer concurrir a la fuerza a los pocos vecinos que quedaron de los que no huyeron. Unos pocos vecinos acordaron dar una gratificación a los hombres y mujeres del pueblo que mas se distinguieron con su actividad en apagar el incendio. Contribuyeron con 25 pesos y a nombre del Gobierno, los señores administradores, contador, y el comandante.[2]

El primer barco de vapor de la Compañía Centro-Americana de Navegación por Vapor llamado "El Primero" llegó al Puerto de La Unión en el 1 de enero de 1854 a las 3 de la tarde llevando 3 pasajeros con destino a San Juan del Sur.[3]

Título de Ciudad

El antiguo puerto de San Carlos, bautizado a raíz de la independencia con el sugestivo nombre de La Unión, en el distrito de San Alejo, había progresado notablemente en los comedios de la centuria XIX. No sólo eran importantes sus edificios y obras públicas, sino que su progreso deriva también del aumento en el número. de sus habitantes, con familias de propiedad y cultura, y en la intensificación de sus relaciones mercantiles. Todo lo contrario sucedía en la villa de San Alejo, que "ha ido y va en decadencia", por cuyos motivos la Asamblea Legislativa; con fecha 28 de febrero de 1854, emitió un decreto legislativo, que suscribió el presidente don José María San Martín, en virtud del cual se otorgó al pueblo del puerto de San Carlos de la Unión, el título de ciudad. Al mismo tiempo, se le declaró cabecera del partido de San Alejo y sede de un Juzgado de 1a Instancia, con dotación de 500 pesos de sueldo para el juez. Desde principios de julio de 1856 hasta fines de abril de 1857, el puerto de La Unión ofreció una actividad inusitada: allí se embarcaron y desembarcaron las tropas Salvadoreñas y guatemaltecas que fueron a Nicaragua a luchar contra el filibustero William Walker. El año de 1859 se significó en La Unión por una serie de fuertes temblores. El 2 de septiembre de ese año se percibió en lontananza una luz roja intensa que iluminó todo el firmamento en dirección nornoroeste. En 1860, el 18 de septiembre, un terremoto causó daños de consideración. El 3 de abril de 1863 se celebraron en La Unión conferencias de paz entre enviados del gobierno nicaragüense Y delegados del salvadoreño, con ocasión de que tropas de este país se disponían a invadir a Nicaragua, a las órdenes del general Máximo Jerez. El 15 de mayo de 1865 el general José Trinidad Cabañas, con un grupo de valientes patriotas, se posesionó de la plaza fuerte de San Miguel, en un intento de restaurar en el gobierno a su cuñado capitán general Gerardo Barrios y deponer al impopular licenciado .Francisco Dueñas. El 29 del mismo mes, Cabañas fue derrotado en la ciudad de La Unión por las tropas gobiernistas que dirigían los generales Santiago González Y Florencio Xatruch.

Cabecera Departamental

Por Decreto Ejecutivo de 22 de junio de 1865, el licenciado Francisco Dueñas dividió el antiguo y grande departamento de San Miguel en tres: el de este nombre, el de Usulután y el de La Unión, formado este último por los distritos de La Unión y de San Antonio del Sauce (hoy de Santa Rosa de Lima). En virtud de esta erección, la ciudad de San Carlos de La Unión fue elevada a la categoría de cabecera departamental. En 1871 Ricardo Streber tomó la plaza de este puerto, como parte del plan revolucionario acaudillado por el mariscal Santiago González contra la administración dueñista. El 15 de septiembre de 1887, el general José María Barahona y su hijo Francisco, atacaron la ciudad porteña en un vano intento de derrocar la liberal y progresista administración del general Francisco Menéndez. En 1890 tenía 2,980 habitantes.

Personas destacadas

La ciudad de San Carlos de La Unión es cuna del ilustre estadista licenciado Juan José Guzmán, notable orador de la primera mitad del siglo pasado, apellidado "Pico de oro", quien gobernó, en concepto de Presidente de Estado del 13 de abril al 30 de junio de 1842, del 26 de septiembre de este año al 26 de enero de 1843y del 8 de marzo de 1843 al 31 de enero de 1844. También es cuna del periodista Napoleón Viera Altamirano, quien en 1936 fundó el importante periódico "El Diario de Hoy", del doctor Hugo Lindo, notable prosista y poeta laureado en numerosos eventos de cultura; y del teniente coronel José María Lemus, electo Presidente de la República para el sexenio 1956-1962.