La Quemada

La Quemada
Votive Pyramid La Quemada.JPG
Pirámide votiva en La Quemada.
Localización geográfica/administrativa
Continente América
Región Norteamérica
Situación
País(es) Bandera de México  México
División(es) Zacatecas
Municipio(s) Villanueva
Historia del sitio
Época(s) Posclásico
Cultura Chalchiuites
Mapa(s) de localización
La Quemada ubicada en México
La Quemada
La Quemada
La Quemada ubicada en Zacatecas
La Quemada
La Quemada
Coordenadas 22°27′23″N 102°49′16″O / 22.45638889, 22°27′23″N 102°49′16″O / -102.82111111
[ editar datos en Wikidata]

La Quemada es una zona arqueológica que autores del periodo colonial como Fray Juan de Torquemada[4] o "Lugar de las Siete Cuevas", punto de origen o punto de descanso de las migraciones nahuas que llegaron del norte al centro de México y que han sido asociadas a la cultura mexica.

Este sitio arqueológico se localiza en el Municipio de Villanueva, en el estado de Zacatecas, a 56 kilómetros al sur de la ciudad de Zacatecas sobre la Carretera Federal número 54 Zacatecas- Guadalajara. México.

Sobre el nombre de esta zona arqueológica las referencias no son claras, la historia tiene dos versiones; los conquistadores españoles observaron las ruinas quemadas, le llamaron así y posteriormente la hacienda dueña del terreno del sitio y predios cercanos, tomaría este nombre. La segunda versión sugiere que la hacienda se incendió y recibió el nombre de "La Quemada", por lo que el sitio arqueológico que se encontraba al interior de sus terrenos conservó el nombre. Lo que se sabe gracias a la investigación arqueológica es es el sitio en efecto fue incendiado y abandonado.

Antiguamente se le conocía como Cerro de Los Edificios,Cerro de Chicomoztoc o Cerro de Las Serpientes.

Historia

Dada la distancia existente entre La Quemada y el centro de Mesoamérica, esta zona arqueológica ha sido objeto de distintas interpretaciones por parte de historiadores y arqueólogos, quienes han intentado correlacionarla con distintas culturas.

Algunos han pensado que este lugar pudo ser el legendario Chicomostoc. Más plausiblemente, se le considera que a lo largo de varias etapas, habiendo sido un enclave teotihuacano, pasó a ser un emporio tolteca que fungía como bastión contra chichimecas intrusos, y más tarde se convirtió en un sitio Caxcán o, simplemente, en capital de todos los grupos indígenas asentados al norte del río Grande de Santiago.

En 1615, Fray Juan de Torquemada identificó a La Quemada con uno de los lugares visitados por los mexicas durante su migración hacia la cuenca de México, donde dejaron ancianos y niños. Clavijero, en 1780, asoció este lugar con Chicomoztoc, donde los mexicas permanecieron nueve años durante su viaje al Anáhuac. Esta especulación dio paso a la tradición popular que identifica a La Quemada con el lugar mítico llamado “Las Siete Cuevas”. Los trabajos arqueológicos efectuados en esta zona a partir de la década de los ochenta, han permitido precisar que La Quemada se desarrolló entre 300 y 1200 d. C. (periodos Clásicos y Posclásico Temprano) y que fue contemporánea a la Cultura Chalchihuites, caracterizada desde los primeros siglos de nuestra era por una intensa actividad minera. La Quemada, Las Ventanas,[5] El Ixtepete, varios asentamientos mayores en Los Altos de Jalisco y el centro norte de Guanajuato formarían una red de intercambio vinculada a Teotihuacan (350-700 d. C.), que se extendía desde el norte de Zacatecas hasta la cuenca de México.

Es posible que los nexos establecidos por los teotihuacanos se dieran con las élites locales de los centros ceremoniales de dicha red o bien por la alianza de varios intermediarios locales o porque pequeños grupos de mercaderes teotihuacanos, residentes en esos centros, eran quienes aseguraban el flujo de los diversos recursos y productos, como minerales, sal, conchas, plumas, obsidiana, peyote, entre otros.

Entre 700 y 1100 d.C. La Quemada ya no participaría en esa red, sino que, como lugar dominante del intercambio a nivel regional, comenzó a competir con algunos sitios aledaños. Es durante este tiempo que el sitio adquirió un carácter defensivo, evidencia de ello es la construcción, sobre el flanco norte del lugar, de una muralla de aproximadamente cuatro metros de altura por cuatro metros de ancho, así como la cancelación de dos escalinatas dentro del conjunto monumental con el propósito de restringir la circulación.

Por las huellas de incendio que se han encontrado en varias partes del sitio se infieren horrorosas marcas de violencia.

Other Languages
English: La Quemada
Nederlands: La Quemada
português: La Quemada
русский: Ла-Кемада
svenska: La Quemada