Línea Baeza-Utiel

La línea de ferrocarril Baeza-Utiel, a veces también denominada línea Baeza-Albacete,[1] fue un ambicioso proyecto ferroviario nunca finalizado que debía unir las localidades españolas de Baeza y Utiel, y que formaba parte de un proyecto más amplio que llegaba incluso a la Frontera francesa. Aunque la construcción empezó durante la Dictadura de Primo de Rivera, el proyecto sufrió numerosos retrasos durante más de treinte años, y en 1964 el régimen franquista decidió paralizar las obras y desechar todo el proyecto. La línea inacabada fue definitivamente desmantelada a comienzos de los años 1990, y en la actualidad se está tratando de recuperar el trazado de las vías como una ruta verde.

Para Antonio Abellán, el ferrocarril Baeza-Utiel constituye "uno de los mayores fracasos de las construcciones ferroviarias españolas".[2]

Características

La línea Baeza-Utiel tenía un trazado total de 366 km desde su inicio en Baeza hasta Utiel.[4]

Tras llegar a Utiel esta línea estaba previsto que continuara hacia el norte, atravesando transversalmente la península, con las principales estaciones situadas en Teruel, Alcañiz, Lérida, Puebla de Segur y Saint Girons (Francia). De hecho, el tramo entre Lérida y Puebla de Segur fue el único en entrar en servicio de todo el proyecto.

Other Languages