Katsushika Hokusai

Este artículo está titulado de acuerdo a la onomástica japonesa, en que el apellido precede al nombre.
Katsushika Hokusai
Hokusai portrait.jpg
Autorretrato (1839)
Información personal
Nombre de nacimiento Takitaro
Nacimiento 12 de octubre de 1760
Edo, ( Japón)
Fallecimiento 10 de mayo de 1849
Japón
Nacionalidad Japonesa
Información profesional
Ocupación Pintor retratista, pintor, xilógrafo y artista gráfico Ver y modificar los datos en Wikidata
Género Retrato pictórico Ver y modificar los datos en Wikidata
Movimientos Japonismo Ver y modificar los datos en Wikidata
Obras notables
Firma Signature of Katsushika Hokusai.png
[ editar datos en Wikidata]

Katsushika Hokusai (葛飾 北斎 ?), conocido simplemente como Hokusai (北斎 ?) ( Edo, actual Tokio, 31 de octubre de 1760 - 10 de mayo de 1849) fue un pintor y grabador japonés, adscrito a la escuela Ukiyo-e del periodo Edo. Es uno de los principales artistas de esta escuela conocida como «pinturas del mundo flotante». [2]

Fue autor de una obra inmensa y variada. Por ejemplo, en el Hokusai Manga (北斎まんが, Hokusai Manga) ( 1814- 1849),[3] que reflejan en parte una fijación personal con el Monte Fuji. Fueron obras de esta serie, La gran ola de Kanagawa (神奈川沖浪裏, Kanagawa Oki Nami Ura) y Fuji en días claros (凱風快晴, gai kaze kaisei), las que aseguraron la fama de Hokusai, tanto dentro del Japón como en el extranjero.

A mediados del siglo XIX sus grabados, así como los de otros artistas japoneses, llegaron a París. Allí eran coleccionados, especialmente por parte de artistas impresionistas de la talla de Vincent Van Gogh, Claude Monet, Edgar Degas y Henri de Toulouse-Lautrec, cuya obra denota una profunda influencia de los grabados mencionados. El historiador Richard Douglas Lane ha dicho de él y su obra:

En efecto, si hay un trabajo que hizo el nombre de Hokusai famoso, tanto en Japón como en el extranjero, debe ser esta serie de impresiones monumental ...

Lane, Richard (1978). Images from the Floating World, The Japanese Print.

Biografía

La gran ola de Kanagawa, es la obra más conocida de Hokusai y la primera de su famosa serie Treinta y seis vistas del monte Fuji. Esta estampa representa una tempestad en alta mar en el momento que la cresta de una ola está a punto de romper sobre la barca de unos marineros, justo en el centro y al fondo se ve el monte Fuji. Esta vista «tomada» desde alta mar, se duda que Hokusai alguna vez llegara a verla.[5]

Nació el 31 de octubre de 1760, con el nombre de Tokitaro, en el distrito de Honjō, al este de Edo.[8]

Primeros años

El dragón de humo escapando del monte Fuji.
Ilustración para Lecciones rápidas al dibujo simplificado.
El sueño de la esposa del pescador, xilografía del género shunga de contenido erótico, diseñada por Hokusai hacia el año 1820.

En su juventud, Hokusai decidió trabajar como vendedor en una prestigiosa librería, y a partir de los 15 hasta los 18 años, entró como aprendiz de grabador en un taller. Este temprano entrenamiento en el mundo del libro y del comercio de la impresión contribuyeron al desarrollo de Hokusai como impresor.[7]

A juzgar por las edades de sus hijos, Hokusai debió contraer matrimonio en torno a la edad de 20 años. Posiblemente, debido a la influencia de la vida familiar, en este periodo sus diseños tienden a centrarse en retratos de actores y mujeres situados en ambientes históricos y en jardines. Utilizaba la técnica «uki-e» —paisajes semi-históricos en los que se utiliza la técnica occidental de la perspectiva—, así como estampas de niños. Los libros de ilustraciones del artista y sus textos trataban temas históricos y didácticos, al tiempo que el trabajo de Hokusai en el género surimono durante toda la década siguiente marcó uno de los puntos culminantes de su carrera.[9]

El género surimono se utilizaba, principalmente, para publicar tarjetas para las ocasiones especiales como año nuevo, para presentar programas musicales, avisos y otras felicitaciones. Siempre solían ser en ediciones limitadas que ofrecían una impresión perfecta y la más alta calidad. En la mayoría de los casos los surimono, los encargaban las sociedades de poetas con la finalidad de ilustrar el poema ganador de un concurso literario. Normalmente estos grabados eran de un formato pequeño y el hecho de tener que tallar en relieve los caracteres kanji requería una gran habilidad técnica.

Hacia los 30 años, Hokusai sufrió importantes cambios personales. Su maestro Katsukawa Shunsho murió en 1793 y su joven esposa falleció más o menos por la misma época, dejándole tres hijos —un varón y dos mujeres—. En el año 1797 se volvió a casar y adoptó el conocido nombre profesional de Hokusai. Este cambio de nombre, marcó el inicio de la edad de oro de su trabajo, que continuó durante más de medio siglo.[7]

Etapa principal

La obra de Hokusai en este período cubre toda la gama del arte ukiyo-e: tarjetas, surimono, libros ilustrados, ilustraciones de antologías de poemas, libros eróticos, pinturas a mano o libros de bocetos. Dentro de los temas tratados por Hokusai, en escasas ocasiones compitió con Utamaro, el mejor grabador de voluptuosas imágenes femeninas. Pese a esta limitación consciente, Hokusai trató de abarcar una amplia gama de temas, especialmente puso énfasis en la representación de paisajes y escenas históricas, en las que la figura humana desempeña un papel secundario. Alrededor del final de la centuria introdujo en su estilo la técnica de la perspectiva y el colorido occidental. Publicó una serie de retratos femeninos titulados Canciones de Itako.[2]

A partir del siglo XIX Hokusai comenzó la ilustración del yomihon, un tipo de novelas históricas de alto nivel intelectual.[10]

En torno al año 1812 el hijo mayor de Hokusai murió. Esta tragedia no fue sólo un duro golpe emocional sino también económico, porque, como heredero de la acomodada familia Nakajima, su hijo suponía el medio de obtener una importante renta, de manera que Hokusai no tenía que preocuparse por la irregularidad con que llegaban los cobros por la venta de sus pinturas, diseños e ilustraciones. Fuese por razones económicas o por otra cuestión desconocida, a partir de este momento la atención de Hokusai se centró en la ilustración de libros y particularmente en los libros que eran copias de grabados diseñados para artistas aficionados, como Lecciones rápidas al dibujo simplificado. Esta iniciativa sirvió para atraer más alumnos a su taller.[11]

Junto a la fama de sus detalladas impresiones e ilustraciones, Hokusai cosechó también gran éxito en las exposiciones públicas de su pintura; hizo, por ejemplo, una enorme pintura de unos 200 m2 con figuras mitológicas para un multitudinario festival.[6]

En el verano de 1828 la segunda esposa de Hokusai falleció. El maestro tenía entonces 68 años, se encontraba afligido, con una parálisis intermitente en el brazo izquierdo, solo y con un nieto conflictivo, que había demostrado ser un delincuente incorregible. Ante esta situación su hija favorita y alumna, O-ei, rompió su matrimonio con un artista menor y volvió a la casa del padre donde permaneció el resto de su vida.[12]

Últimos años

Firma de Katsushika Hokusai.

Hokusai trabajó hasta el último día de su existencia. Era un artista enérgico que se levantaba temprano y pintaba hasta la noche. Ésta había sido su forma de actuar durante toda su larga y productiva vida, y fue también la de sus años finales. De los millares de libros y de impresiones de Hokusai, sus Treinta y seis vistas del Monte Fuji son particularmente notables. Publicada entre 1826 y 1833, esta famosa serie, que con los suplementos incluía un total de 46 impresiones a color, marcó un hito en la impresión japonesa de paisajes. La grandeza del diseño y la habilidad de la ejecución no había sido alcanzada hasta ese momento, incluso en el trabajo de su contemporáneo Utagawa Hiroshige. En conjunto, Hokusai tuvo una gran producción artística integrada por unas treinta mil obras.[13]

Los continuos cambios de domicilio de Hokusai -residió en más de 90 viviendas-, e incluso los cambios de nombre, son elementos significativos del carácter del artista. Además de su nombre principal, Hokusai utilizaba otros dos seudónimos ocasionales, y alrededor de una veintena de nombres que, indistintamente, añadía a su nombre principal.[2]

Pese a sus deseos por seguir viviendo una década más, el día 18 del cuarto mes —del calendario japonés— del 1849, «el viejo loco por la pintura», como él mismo se definía, murió a los 89 años, sin haber satisfecho la búsqueda de la última verdad sobre la pintura.[2]

Años antes, en el prefacio de la publicación de Cien vistas del Monte Fuji había escrito:

[...] a la edad de cinco años tenía la manía de hacer trazos de las cosas. A la edad de 50 había producido un gran número de dibujos, con todo, ninguno tenía un verdadero mérito hasta la edad de 70 años. A los 73 finalmente aprendí algo sobre la verdadera forma de las cosas, pájaros, animales, insectos, peces, las hierbas o los árboles. Por lo tanto a la edad de 80 años habré hecho un cierto progreso, a los 90 habré penetrado más en la esencia del arte. A los 100 habré llegado finalmente a un nivel excepcional y a los 110, cada punto y cada línea de mis dibujos, poseerán vida propia [...]

[15]
Other Languages
Аҧсшәа: Хокусаи
Alemannisch: Katsushika Hokusai
العربية: هوكوساي
azərbaycanca: Katsuşika Hokusay
Boarisch: Hokusai
žemaitėška: Katsushika Hokusai
беларуская: Кацусіка Хокусай
беларуская (тарашкевіца)‎: Кацусіка Хакусай
भोजपुरी: होकुसाइ
বাংলা: হোকুসাই
བོད་ཡིག: ཧོ་ཀུ་སའི།
brezhoneg: Hokusai
کوردیی ناوەندی: ھۆکوسای
Cymraeg: Hokusai
dansk: Hokusai
English: Hokusai
فارسی: هوکوسائی
suomi: Hokusai
français: Hokusai
Frysk: Hokusai
Gaeilge: Hokusai
贛語: 葛飾北齋
Fiji Hindi: Hokusai
interlingua: Katsushika Hokusai
Bahasa Indonesia: Katsushika Hokusai
Ilokano: Hokusai
íslenska: Hokusai
日本語: 葛飾北斎
Patois: Okiuzai
Basa Jawa: Hokusai
Qaraqalpaqsha: Katsushika Hokusai
Ripoarisch: Hokusai
Lëtzebuergesch: Katsushika Hokusai
latviešu: Hokusai
Malagasy: Hokusai
олык марий: Кацусика Хокусай
македонски: Кацушика Хокусај
മലയാളം: ഹോകുസായി
Bahasa Melayu: Hokusai
Dorerin Naoero: Hokusai
Plattdüütsch: Hokusai
नेपाल भाषा: होकुसाइ
Nederlands: Katsushika Hokusai
norsk nynorsk: Hokusai
norsk bokmål: Katsushika Hokusai
occitan: Hokusai
Livvinkarjala: Hokusai
Pangasinan: Hokusai
Kapampangan: Hokusai
Picard: Hokusai
Piemontèis: Hokusai
پنجابی: ہوکوسائی
português: Katsushika Hokusai
română: Hokusai
tarandíne: Katsushika Hokusai
русиньскый: Кацусіка Гокусай
Scots: Hokusai
srpskohrvatski / српскохрватски: Katsushika Hokusai
Simple English: Katsushika Hokusai
slovenčina: Kacušika Hokusai
slovenščina: Hokusaj
Soomaaliga: Hokusai
shqip: Hokusai
српски / srpski: Кацушика Хокусај
Seeltersk: Hokusai
Basa Sunda: Katsushika Hokusai
Türkçe: Hokusai
татарча/tatarça: Katsuşika Hokusay
українська: Кацусіка Хокусай
oʻzbekcha/ўзбекча: Hokusai
vepsän kel’: Hokusai
Tiếng Việt: Hokusai
Winaray: Hokusai
Yorùbá: Hokusai
中文: 葛饰北斋
粵語: 葛飾北齋