Juan Álvarez (historiador)

Juan Álvarez
Juan Alvarez.jpg

Coat of arms of Argentina.svg
Procurador General de la Nación
1935- 30 de abril de 1947
Predecesor Horacio Rodríguez Larreta
Sucesor Carlos Gabriel Delfino

Información personal
Nacimiento 3 de septiembre de 1878
Gualeguaychú ( provincia de Entre Ríos, Flag of Argentina.svg  Argentina).
Fallecimiento 8 de abril de 1954 (75 años)
Rosario ( provincia de Santa Fe, Flag of Argentina.svg  Argentina).
Nacionalidad argentina
Familia
Padres Serafín Álvarez y Felipa Arqués
Cónyuge Clotilde Pérez
Información profesional
Ocupación abogado, juez e historiador
[ editar datos en Wikidata]
Busto de Álvarez, fundador de la Biblioteca Argentina, por Erminio Blotta, en el jardín de la biblioteca.
Entrada principal a la Biblioteca Argentina, calle Presidente Roca, Rosario.

Juan Álvarez ( Gualeguaychú, 3 de septiembre de 1878Rosario, 8 de abril de 1954) fue un abogado, juez e historiador argentino.

Álvarez llega al mundo en un momento de intensa inmigración de pueblos enteros a América. Su padre, Serafín Álvarez, era un exiliado de la Primera República Española (1873-1874); por lo que en su familia eran comunes las discusiones sobre la sociedad, política y religión. Estudió en la Facultad de Derecho en Buenos Aires, donde se generaban las clases dominantes. Su tesis doctoral versó sobre la capacidad de las provincias para cobrar impuestos, sin que el gobierno nacional intervenga.

Luego de graduarse, alternó una trayectoria profesional y académica con viajes por diversos países incluidos Nueva Zelanda y Tahití.[1]

Durante su vida fue testigo de la dinámica y rápida ascensión de la ciudad en el concierto de otras ciudades de la provincia de Santa Fe, e hizo amigos en la elite profesional y comercial, tanto como con otros intelectuales argentinos. Era un liberal, opuesto al nacionalismo y a las tradiciones conservadoras.

Vida intelectual

Álvarez fue doctor en Jurisprudencia. Ejerció como profesor en el Colegio Nacional de Rosario.

En su primer libro, Orígenes de la música argentina (1908), se dedica a reñir el nacionalismo telúrico dominaba en las vísperas del Centenario. Su objetivo era demostrar cómo un elemento cultural como la música no era susceptible de ser buscado desde el fondo de los tiempos, al igual que tampoco las raíces de la nacionalidad, que era para él un elemento momentáneo en la vida histórica. Así argumenta que las raíces de una nacionalidad deberían sostenerse en el futuro. Este tópico era especialmente relevante debido a la ola de nacionalismo que tenía lugar cerca del centenario del comienzo de la emancipación de Argentina, del reino de España (la Revolución de Mayo de 1810). En su Ensayo sobre la historia de Santa Fe, insiste en que la historia argentina no existía antes de 1853 (año de la jura de la Constitución de la Nación Argentina).

En 1913 Álvarez es fundador y primer director ad-honorem en Rosario de una biblioteca pública conocida bajo el nombre de Biblioteca Argentina. Ésta, la más grande de la ciudad, actualmente lleva su nombre: Biblioteca Argentina «Dr. Juan Álvarez». Además, fue el primer presidente de El Círculo, y otras tantas instituciones culturales de la ciudad como el Instituto Social. También fue autor del primer proyecto de Universidad Nacional de Rosario, presentado en el parlamento por Joaquín V. González en 1913; y de un Instituto de Ciencias Políticas para formar cuadros en la administración pública. Ambas iniciativas se malograron, o como en el caso de la Universidad, subsumida en la creación de la Universidad Nacional del Litoral, en 1919.

En 1914 Álvarez escribió sobre las guerras civiles en Argentina, desde un punto de vista económico, y poniendo una explícita mirada para prevenir similares situaciones en el futuro. La Primera Guerra Mundial y la Revolución Rusa de 1917 afectaron su pensar sobre el liberalismo, escribiendo crítica sobre ese movimiento y sus limitaciones. Similar crisis vivió con la Ley Sáenz Peña del voto secreto y universal compulsivo; y la revolución conservadora de 1930. Álvarez se volvió hacia el conservadurismo, molesto por los nuevos desarrollos entre los ciudadanos, las instituciones y el estado.

Fue profesor en la Facultad de Ciencias Económicas de la Universidad Nacional del Litoral.

Fue miembro de la Academia de la Facultad de Derecho y Ciencias Sociales, primer presidente de la filial Rosario de la Junta de Historia y Numismática Americana —que luego se llamó Academia Nacional de la Historia— y miembro correspondiente de la Academia Argentina de Letras.

En 1943, escribió Historia de Rosario (1689-1939), donde, como en otros trabajos, interactúa con la geografía, la economía y la política, considerado un trabajo fundacional, introduciendo el concepto de la ciudad como un sujeto de estudio, dando comienzo a la identidad local, sin forzar referencias a lo nacional. Su tesis acerca de las relaciones asimétricas entre su ciudad adoptiva, Rosario, y la ciudad capital Santa Fe, oponiendo el dinamismo a lo formal (debido a un pasado colonial y a su clase aristocrática) y las tradiciones burocráticas. Esa idea es aún considerada válida y continúa en el discurso popular e intelectual.

Other Languages