José María Soler García

José María Soler García
Monumento jose maria soler.JPG
Monumento a José María Soler en Villena
Información personal
Nacimiento 30 de septiembre de 1905
Villena
Fallecimiento 25 de agosto de 1996
Villena
Nacionalidad española
Lengua materna español
Información profesional
Ocupación , historiador, investigador, folclorista, cartero, contable
Lengua de producción literaria español
[ editar datos en Wikidata]

José María Soler García ( Villena, 30 de septiembre de 190525 de agosto de 1996) fue un , historiador, investigador, lingüista y folclorista español. Es la persona que ha estudiado Villena y su comarca en mayor profundidad y en un mayor número de campos, ya que sus investigaciones fueron siempre en la dirección de averiguar todo lo que concernía a su ciudad natal.

Fundó el museo arqueológico de la ciudad, al que se dio el nombre de Museo Arqueológico "José María Soler" en su honor después de que descubriera el Tesorillo del Cabezo Redondo y el Tesoro de Villena. La Fundación municipal José María Soler,[2]

Biografía

Nació en 1905, hijo de un abogado villenense. En su juventud se distinguió por su participación en varias actividades culturales, escribió en la prensa local y fue director de un grupo teatral de aficionados. Ya entonces era popular en la ciudad por su cultura y conocimientos. Ingresó en Correos en 1917 en Madrid y en 1925 fue destinado en Villena. Durante esta época trabajaba repartiendo correo a lo largo del recorrido del VAY y pasaba largas horas en la biblioteca del casino de Cieza.[3] En 1936 llegó a Jefe de Correos de Villena.

Durante la guerra civil fue movilizado por el ejército republicano, aunque sólo realizó funciones postales. Al volver a Villena en 1939 se le desposeyó de su puesto en Correos y se le encarceló "por auxilio a la rebelión", aunque fue liberado al poco tiempo. Es entonces, durante los primeros años de la posguerra y con la ciudad dominada por una minoría triunfadora con la que estaba en desacuerdo, cuando se recluye en su domicilio y comienza sus primeras indagaciones históricas y arqueológicas. Para ganarse la vida, sin embargo, hubo de trabajar como profesor de una academia privada, y posteriormente como contable y jefe de oficina, entre otras pequeñas labores.[4]

Además, fue cronista y archivero de Villena desde 1950 y también, desde este mismo año, comisario local de excavaciones arqueológicas. En 1957 fundó el museo arqueológico con los materiales que había ido recopilando desde 1940. Al descubrir, en 1963, primero el Tesorillo del Cabezo Redondo y luego el Tesoro de Villena, se le designó 'director perpetuo' del museo, que pasó a llamarse en su honor Museo Arqueológico "José María Soler". Siempre permaneció soltero y residió, junto a una hermana también soltera, en su misma casa natal. Ya desde la década de 1950 perteneció a diversos centros e instituciones provinciales y autonómicas de la Comunidad Valenciana. En 1970 recuperó de manera simbólica su puesto en Correos, dado que ya se había jubilado.[5]

Other Languages