José María Cabrer

José María Cabrer
Coronel
Lealtad España
Servicio/rama Ingeniería militar

Nacimiento 1761
Flag of Spain.svg  España, Barcelona
Fallecimiento 10 de noviembre de 1836
Flag of Argentina.svg  Argentina, Ciudad de Buenos Aires, Confederación Argentina
Ocupación Comisión demarcadora de límites
[ editar datos en Wikidata]

José María Cabrer[Nota 1]​ ( Barcelona, 1761- Buenos Aires, 1836) fue un ingeniero militar y geógrafo que desarrolló una destacada labor en el Virreinato del Río de la Plata.

Biografía

Nació en Barcelona en 1761, hijo de Carlos Cabrer y Suñer, ingeniero militar, y de Gracia Ana Rodríguez y Zapata.[1]

Estudio ingeniería en la Real Academia de Barcelona donde alternó con Félix de Azara y tuvo como profesor de matemáticas a su padre quien alcanzó el grado de teniente general y director en jefe del Real Cuerpo de Ingenieros.[2]

Iniciada la guerra con Gran Bretaña en apoyo a la independencia de los Estados Unidos, en 1780 dejó sus estudios para alistarse en la expedición que a las órdenes del general Victorio de Navía zarpó para atacar Jamaica pero recibió órdenes de pasar al Río de la Plata como agregado del Real Cuerpo de Ingenieros en el Río de la Plata a la comisión demarcadora de límites con Brasil, parte del imperio portugués.[1]

El 1 de enero de 1781 desembarcó en Buenos Aires. Los trabajos de demarcación demoraron en iniciarse por lo que Cabrer aprovechó el tiempo para completar su formación. Recién a fines de 1783 pasó con el grado de capitán a la Banda Oriental a levantar el plano de la laguna Merín, primer hito de la demarcación a cargo de la división de José Varela y Ulloa (1739-1794).[1]

Pasó luego como 2° comisario y geógrafo de la segunda partida demarcadora a cargo de Diego de Alvear y Ponce de León, encargado del reconocimiento del río Paraná y del curso del río Uruguay en el territorio de Misiones adyacente con las colonias portuguesas.[2]

En 1801 regresó a Buenos Aires donde recibió despachos de teniente coronel.[2]

En 1805 solicitó al Virrey Rafael de Sobremonte, tal como disponían las Ordenanzas, la autorización para contraer matrimonio con Juana Bautista Casimira Ximénez y Navarro, natural de Misiones pero que vivía en Buenos Aires, hija de Antonio Zimenez Cosano, "sangrador y barbero", y de Fernanda Navarro. Iniciado el trámite fue consultado Bernardo Lecocq, Brigadier Subinspector y Comandante del Real Cuerpo de Ingenieros, conocido de Cabrer desde sus trabajos fronterizos. Lecocq se manifestó en su informe muy adverso a autorizar el casamiento por demérito de la novia y su familia, pero Sobremonte resolvió finalmente auutorizar el enlace.[3]

En su informe Lecoq señala que «arguye interés particular en Cabrer el no habérsele podido arrancar jamás de esa capital, ni mi antecesor cuando lo destinó a servir su empleo en esta Plaza, ni yo cuando lo destiné a los reparos de Santa Teresa, alegando enfermedades vitalicias, que siempre he dudado por los antecedentes que tenía que le imposibilitaban llenar los objetos de su empleo en un cuerpo facultativo, y que su honor, y su conciencia, le obligaban a solicitar otro destino en que servía; con cuya resolución suspendí el valerme de la fuerza para separarlo de ahí hasta ver si volvía sobre sí, o hallaba modo más suave de poderlo ejecutar».[3]

Pese a no haber tomado parte en la Revolución de Mayo de 1810, la Primera Junta lo nombró director de una academia de matemáticas, proyecto que no llegó entonces a concretarse, y como secretario del Estado Mayor, puesto que rechazó.[2]

En 1831 aceptó un destino en el Departamento Topográfico. Falleció en el ejercicio de ese cargo y con el grado de coronel de ingenieros el 10 de noviembre de 1836 «por su imprudente confianza en los consejos de un amigo, que le recetó un remedio violento, sin las precauciones que se requieren para atenuar sus efectos».[2]

Fue un cartógrafo de nota y a él se debe la Carta Esférica que construyó en 1802 y que recién se conoció en 1853 gracias a Martin de Moussy.[1]

Other Languages