José López Pinillos

José López Pinillos, más conocido por su seudónimo Puck y, sobre todo, Pármeno ( Sevilla, 2 de junio de 1875 - Madrid, 12 de mayo de 1922), fue un periodista, dramaturgo y escritor español del naturalismo.

Biografía

Su padre y su abuela paterna eran naturales de Santiago de Cuba y su madre de Córdoba, y poseían una posición desahogada. Su infancia transcurrió en Osuna, pero volvió a Sevilla para estudiar la segunda enseñanza y el bachillerato; empezó además la carrera de Derecho en su ciudad natal, pero una serie de reveses económicos en su familia le impidió terminar el último curso por falta de medios. Leyó mucho, y entre sus autores preferidos están Francis Bret Harte, Edgar Allan Poe, León Tolstoi, Fedor Dostoievski y Charles Dickens. También conocía muy bien a los novelistas populares del XIX. En 1898 murió su padre y se trasladó a Madrid para dedicarse al periodismo. Publica algunos relatos en Vida Nueva y tiene algunos roces con Valle-Inclán; en 1900 estrenó su primera obra teatral, El vencedor de sí mismo. En Madrid fue redactor de España (1904) y de El Globo (1902-1903) bajo el seudónimo de "Puck"; en esta última redacción conoció a Azorín y a Baroja (quien dijo que López Pinillos era un maldiciente y hablaba mal de todo el mundo). Pasó de allí a la redacción de La Correspondencia de España. Ascendió a redactor jefe de El Liberal de Bilbao, que dirigió desde 1906. Por entonces se casó con una señorita de Carrión de los Céspedes (Sevilla), Matilde Pardo, de la que tuvo dos hijas.

Publica algunos relatos en La Ilustración Española y Americana y en 1907 volvió a Madrid para trabajar en El Liberal. Asiste a diversas tertulias e introduce a su amigo Ramón Pérez de Ayala en El Cuento Semanal. Entre 1908 y 1918 fue colaborador de El Heraldo de Madrid, donde ya firmó casi siempre con el seudónimo de Pármeno, que hizo popular; fueron particularmente famosas sus entrevistas. Al desagradarle profundamente el giro derechista de Azorín, escribió contra él. Colaboró además en numerosas otras publicaciones (como Alma Española o Faro), pues su pluma fue muy solicitada por el público. Sus obras dramáticas (Hacia la dicha, 1910; El burro de carga, 1912; Nuestro enemigo, 1913, entre otras), fueron llevadas a escena por las grandes figuras de la época, como Enrique Borrás y María Guerrero. Murió de cáncer de pulmón el 12 de mayo de 1922, sin terminar su pieza La nariz, que concluyen los hermanos Quintero con otro título: Los malcasados.

Other Languages