Joaquín José Queipo de Llano y Quiñones

José Joaquín Queipo de Llano y Quiñones
Información personal
Nacimiento 31 de diciembre de 1727 Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 1796 Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Española Ver y modificar los datos en Wikidata
[ editar datos en Wikidata]

Joaquín José Queipo de Llano y Quiñones, ( Cangas de Tineo, Asturias, 31 de diciembre de 1727- Cangas de Tineo, Asturias, 1796, V Conde de Toreno, fue un naturalista, poeta e historiador español de ideas ilustradas, que consagró sus esfuerzos al progreso material e intelectual de Asturias, su patria chica.

Nació en Cangas de Tineo el 31 de diciembre de 1727, fue bautizado en la Colegiata de Santa María Magdalena el 12 de enero siguiente y falleció en la misma villa en 1796. Era hijo de Fernando Ignacio Queipo de Llano Doriga y Malleza, IV Conde de Toreno, y de Bernarda de Quiñones Pimentel y Quijada, señora de Cerredo y Degaña.

El orden de sus nombres de pila era «Joaquín José», pero algunas fuentes modernas le nombran «José Joaquín».

Apasionado del estudio, adquirió una vasta cultura literaria y científica de forma autodidacta. A su curiosidad intelectual unía un espíritu práctico: le movía el afán de aplicar los avances científicos al desarrollo de la industria, particularmente a la minería. Fue socio de Mérito de la Económica Matritense y en 1780 promovió la fundación de la de Asturias. En una y otra pronunció numerosas conferencias y presentó algunas memorias sobre mineralogía: algunos de estos trabajos fueron publicados en dos tomos. Reunió una notable colección de minerales; halló por primera vez en Asturias antimonio y amianto, y mantuvo correspondencia con otros naturalistas españoles y extranjeros. Según Constantino Suárez, el naturalista Vernet puso en su honor el nombre de Terebratula Torena a una concha fósil.

Cultivó la amistad de los Condes de Campomanes y Floridablanca, y de Gaspar Melchor de Jovellanos. Fue Académico Honorario de la Real de la Historia, y publicó bastantes obras poéticas.

El Conde de Toreno era también Alférez Mayor del Principado de Asturias, oficio perpetuo concedido en 1636 por el Rey Felipe IV a Álvaro Queipo de Llano y Valdés, su tatarabuelo. Como tal, en 1790 le cupo el honor de proclamar en Oviedo al nuevo Rey Carlos IV. La escena está plasmada en un retrato pintado por Francisco Leopoldo Reiter y que le representa a caballo, tremolando el pendón. Este cuadro se conserva en Madrid, en la colección particular de los Condes de Toreno, y puede verse en el Museo Virtual de Cangas del Narcea.

Casó en Oviedo el 28 de diciembre de 1754, en la iglesia de San Tirso el Real, con María Antonia Bernaldo de Quirós y Cienfuegos, hija de los Marqueses de Campo Sagrado. De esta unión nacieron once hijos, entre los que destaca José Marcelino, VI Conde de Toreno, Académico Honorario de la Historia como su padre, que en 1808 formó parte de la Junta Suprema y Soberana de Asturias y fue promovido por ella a Mariscal de Campo de los Ejércitos Nacionales.


  • bibliografía y enlaces externos

Bibliografía y enlaces externos



Other Languages