Javier Duce Gracia

Javier Duce Gracia (+1987) fue un político español de izquierdas y castellanista.

Aunque nacido en Aragón, Javier Duce estuvo establecido durante mucho tiempo en Castilla y León y se consideraba castellano. Sus postulados políticos incluían la defensa de las clases trabajadoras, y lo que denominaba la dignificación y reconstrucción nacional de Castilla. Llegó a la actual Castilla y León a mediados de los años setenta del siglo XX, formando parte de un grupo de militantes de la izquierda revolucionaria que puso en marcha el Movimiento Comunista de Castilla-León (MCCL), una formación política antifranquista y que posteriormente incidió en las reivindicaciones del autonomismo castellano.

Javier Duce formó parte del equipo dirigente regional de esta formación política junto a Manuel Llusía, Doris Benegas, Aurelio Quintanilla, Jon Kepa Iradi, Eduardo López Cornejo, Gonzalo González Álvarez, entre otros, que fueron creando asambleas del MCCL en Valladolid, Burgos, Segovia, Palencia, Ávila, etc. Javier Duce fue además el principal impulsor del MCCL en Ávila, contribuyendo a la organización de cuadros militantes en dicha provincia.

En 1977, como otros entre los que se encontraba el escritor Miguel Delibes, Javier Duce Gracia recurrió el acuerdo de la Comisión Provincial de Urbanismo de Ávila de 18 de febrero de 1977, que se consiguió dejar sin efecto, referente a las normas subsidiarias y complementarias de Hoyos del Espino con las que se pretendía urbanizar la Sierra de Gredos.[1]

Como enseñante de profesión, Javier Duce formó parte activa del movimiento alternativo de renovación pedagógica surgido en Castilla en los años 70.

A comienzos de la década de los años ochenta, Javier Duce, Doris Benegas, Alberto Almohalla, Luis Ocampo y otros militantes del MCCL, avanzaron hacia posiciones nacionalistas castellanas de izquierda, creando en 1983 la Unidad Popular-Pueblo Revolucionario que, en 1985, se transformó en la Unidad Popular Castellana (UPC). Este último grupo fue el germen de la actual Izquierda Castellana (IZCA).

A mediados de los años ochenta, y estando ya enfermo, Javier Duce promovió, junto a un grupo de colaboradores de su entorno, la creación del colectivo Nación Comunera. Formado por sindicalistas de Comisiones Obreras de Ávila, Segovia y Valladolid escindidos de la Unidad Popular Castellana (UPC), este colectivo se alimentaba de los postulados ideológicos formulados por Javier Duce. En el periodo 1987-1988 el colectivo Nación Comunera participó en el proceso constituyente del partido Tierra Comunera (antecesor del Partido Castellano), pero finalmente sus miembros no se integraron en el nuevo partido.

La reflexión teórica de Javier Duce quedó reflejada en las Bases ideológicas para un movimiento comunero en Castilla (1987), editado después de su muerte con el título Castilla entera, libre y comunera. Ideario para un nuevo movimiento comunero popular.

Bibliografía

• ECHAZARRA, J. (2012). "Castellanismo (1975-2012) ¿Nacionalismo imposible?. ACEPIDE, Asociación Castellana para el Estudio y Promoción de Iniciativas de Desarrollo.

• GONZÁLEZ CLAVERO, M. (2002). "Fuerzas políticas en el proceso autonómico de Castilla y León 1975-1983". Tesis de Doctorado. Facultad de Filosofía y Letras. Universidad de Valladolid. Biblioteca Virtual Miguel de Cervantes.

• OCAMPO, L., BENEGAS, D. y MARTÍNEZ, E. (2013). "Construyendo la Primavera Comunera. Escritos militantes". Editorial La Espada Rota.

Other Languages