Ira

«Enfado», «enojo» e «indignación» redirigen aquí. Para otros usos, véase enojo (desambiguación).
Ira
(nombre de síntoma)
Inferno Canto 7 lines 8-9.jpg
El Inferno, Canto 7, línea 8,9.
Clasificación y recursos externos
CIAP-2 P04
Sinónimos
Enfado, enojo, indignación.
Wikipedia no es un consultorio médico  Aviso médico 
[ editar datos en Wikidata]

La ira, rabia , enojo o furia es una emoción que se expresa a través del resentimiento o de la irritabilidad. Los efectos físicos de la ira incluyen aumento del ritmo cardíaco, de la presión sanguínea y de los niveles de adrenalina y noradrenalina.[3] La ira puede tener muchas consecuencias físicas y mentales.

Las expresiones externas de la ira se pueden encontrar en la expresión facial, lenguaje corporal, respuestas fisiológicas, y ,en momentos, en actos públicos de agresión.[6]

Psicólogos antiguos ven la ira como una emoción primordial, natural, y madura experimentada por todos los humanos en ocasiones, y como algo que tiene valor funcional para sobrevivir. La ira puede movilizar recursos psicológicos para una acción correctiva. La ira incontrolada puede, sin embargo, afectar negativamente personal o socialmente la calidad de vida.[7] Mientras muchos filósofos y escritores han advertido sobre los ataques de ira espontáneos y descontrolados, ha habido desacuerdo sobre el valor intrínseco de la ira.[ cita requerida] El lidiar con la ira ha sido tratado en los escritos de los más tempranos escritores hasta los tiempos modernos. Los psicólogos modernos, en contraste a los más tempranos, han también señalado los posibles efectos dañinos de la supresión de la ira.[ cita requerida] Manifestaciones de ira pueden ser usadas como una estrategia de manipulación mental para influir socialmente.[ cita requerida]

Definición

La ira es vista como una forma de reacción y respuesta de evolución para permitir a la gente enfrentarse con amenazas.[8]

Potencialmente, la ira puede movilizar recursos psicológicos y determinación para impulsar la corrección de conductas equivocadas, la promoción de justicia social, la comunicación de los sentimientos negativos y la reparación de agravios. Asimismo, puede facilitar la paciencia. Por otro lado, la ira puede ser destructiva cuando no encuentra su salida apropiada en la expresión. En su forma fuerte disminuye la capacidad para procesar información y para ejercer el control cognitivo de la conducta. Una persona enfadada puede perder su objetividad, la empatía, la prudencia o la consideración y puede causar daño a otros.[6]

En la sociedad moderna

En la sociedad moderna, la ira es vista como una respuesta inmadura o incivilizada a la frustración, la amenaza, violación o pérdida.[ cita requerida] Por el contrario, mantener la calma ante una provocación se considera admirable.[ cita requerida] Este condicionamiento puede causar expresiones inapropiadas de ira como los estallidos de violencia incontrolada, la ira mal dirigida o la represión de todos los sentimientos cuando estos, en teoría, serían una respuesta adecuada a la situación. La ira que está constantemente "embotellada" puede conducir a la persistencia de los pensamientos o acciones violentas, las pesadillas y los síntomas, incluso físicos[ cita requerida]. La ira también puede agravar enfermedades de salud mental, problemas como la depresión clínica[ cita requerida]. La ira puede avivar las llamas de la paranoia y el prejuicio, incluso en condiciones normales y situaciones cotidianas.[ cita requerida]

La gente tiende a expresar su ira pasiva o agresiva a través del comportamiento de atacar o huir. En la ira pasiva o "de huida", la respuesta es la represión y la negación del comportamiento agresivo. Sin embargo, la ira agresiva se caracteriza por el comportamiento agresivo, que está asociado con la respuesta de "atacar", así como el uso de la fuerza física y verbal, a los abusos y herir a otros.

Una mirada alternativa

Las palabras ira y rabia se han imaginado estar en extremos opuestos de un continuo emocional, una leve irritación y molestia en un extremo y la rabia, o furia asesina en el otro, las dos están indisolublemente vinculadas en el idioma inglés con una referencia a la otra en la mayoría de las definiciones del diccionario. Recientemente, (2008 Sue Parker Hall)[9] ha desafiado esta idea, que conceptualiza la ira como una emoción positiva, pura y constructiva, que siempre es respetuosa de los demás, sólo utilizada para protegerse a sí mismo en dimensiones física, emocional, intelectual y espiritual en las relaciones. Ella sostiene que la ira se origina a una edad entre los 18 meses a 3 años a fin de proporcionar la motivación y la energía para la etapa de individualización del desarrollo en que un niño comienza a separarse de sus cuidadores y afirmar sus diferencias. La ira surge en el momento mismo que el pensamiento se desarrolla, por lo tanto, siempre es posible acceder a las capacidades cognitivas y sentir ira, al mismo tiempo.

Parker Hall (2008)[12] o priman las emociones no diferenciadas, que se derraman cuando un acontecimiento de la vida no puede ser procesado, no importa lo trivial, pone más tensión en el organismo de lo que puede soportar.

La elaboración de la rabia de esa manera tiene implicaciones para el trabajo terapéutico con personas con tales dificultades. Si la rabia es aceptada como preverbal, como fenómeno precognitivo (y la mayoría de los pacientes la describen coloquialmente como "perder el hilo") se deduce que las estrategias cognitivas, los compromisos de provocar un comportamiento diferente, o programas educativos (las formas más comunes de las intervenciones en el Reino Unido en la actualidad) son contraindicados. Parker Hall propone una relación terapéutica empática para apoyar a los pacientes a desarrollar o recuperar su capacidad organísmica (Rogers, 1951)[13] o a procesar sus a menudo multitud de traumas (eventos de la vida no procesados). Este enfoque es una crítica a las intervenciones dominantes de la rabia en el Reino Unido, incluyendo la libertad condicional, la prisión y los modelos de la psicología, la cual argumenta, no se ocupa de la rabia en un nivel suficiente.

Other Languages
العربية: غضب
žemaitėška: Zlastis
беларуская: Гнеў
беларуская (тарашкевіца)‎: Гнеў
български: Гняв
বাংলা: ক্রোধ
བོད་ཡིག: ཁོང་ཁྲོ།
bosanski: Ljutnja
català: Enuig
čeština: Hněv
Чӑвашла: Тарăху
Cymraeg: Dicter
dansk: Vrede
Deutsch: Zorn
Ελληνικά: Θυμός
emiliàn e rumagnòl: Arlìa
English: Anger
Esperanto: Kolero
euskara: Amorru
فارسی: خشم
suomi: Suuttumus
français: Colère
Frysk: Lilkens
贛語: 著氣
galego: Ira
Avañe'ẽ: Pochy
עברית: כעס
हिन्दी: क्रोध
hrvatski: Ljutnja
Kreyòl ayisyen: Kòlè
magyar: Harag
Bahasa Indonesia: Kemarahan
Ido: Iraco
íslenska: Reiði
日本語: 怒り
Patois: Angga
қазақша: Ашушаңдық
ಕನ್ನಡ: ಕೋಪ
한국어: 노여움
Latina: Ira
lingála: Nkándá
lietuvių: Pyktis
latviešu: Dusmas
Bahasa Melayu: Kemarahan
नेपाल भाषा: तं
Nederlands: Woede
norsk nynorsk: Sinne
norsk bokmål: Sinne
ਪੰਜਾਬੀ: ਗ਼ੁੱਸਾ
português: Raiva (sentimento)
Runa Simi: Phiñakuy
română: Mânie
русский: Гнев
русиньскый: Гнїв
sicilianu: Abbili
Scots: Anger
srpskohrvatski / српскохрватски: Ljutnja
Simple English: Anger
slovenčina: Hnev
slovenščina: Jeza
Soomaaliga: Xanaaq
shqip: Inati
српски / srpski: Bes (emocija)
svenska: Vrede
Kiswahili: Hasira
தமிழ்: கோபம்
తెలుగు: క్రోధం
Tagalog: Poot
Türkçe: Kızgınlık
українська: Гнів
Tiếng Việt: Tức giận
ייִדיש: צארן
中文: 憤怒
粵語: