Ignacio Pinazo Camarlench

Ignacio Pinazo: Autorretrato

Ignacio Pinazo Camarlench ( Valencia, 11 de enero de 1849 - Godella, 18 de octubre de 1916) fue un pintor español. Es uno de los más destacados artistas valencianos de fin de siglo, de estilo impresionista.

Vida

Pinazo nació en el seno de una familia humilde, con lo que se vio obligado desde muy joven a contribuir con diferentes ocupaciones al sostenimiento de su familia. Solo había cursado el octavo año en la escuela cuando su madre murió de cólera en una de las pandemias que asolaron España. Entre los diversos empleos que tuvo están el de platero, decorador de azulejos y pintor de abanicos. Después de la muerte de su padre pasó a vivir con su abuelo y empezó a estudiar en 1864 en la Academia de Bellas Artes de San Carlos (Valencia). Durante esta época se ganaba la vida como sombrerero. Comenzó su formación artística a los 21 años, consiguiendo su primer éxito tres años más tarde, en Barcelona. En 1871, por primera vez, presentó obras en la Exposición Nacional de Bellas Artes. Estuvo dos veces en Roma, la primera gracias a la venta de un cuadro (1873), la segunda becado (de 1876 a 1881). Allí comenzó sus grandes producciones de historia, alejadas de los convencionalismos del género. En esta primera parte de su carrera pintó cuadros de carácter academicista.

A partir de 1874 comenzó una línea pictórica más íntima e impresionista. Cuando regresó a su ciudad natal, abandonó los temas históricos y en su lugar comenzó a pintar temas familiares, desnudos y escenas de la vida cotidiana. Se le considera precursor, en temas y estilo, de Joaquín Sorolla y Bastida y de Francisco Domingo, tanto en el tema como en el estilo. De hecho, se dedicó sistemáticamente a llevar al lienzo o la tabla aquellas escenas de la vida cotidiana que observaba diariamente, como su obra Los Mayos ( Museo Carmen Thyssen Málaga). En esta obra, los elementos realistas se funden con los simbolistas y una prioritaria obsesión por definir el espacio mediante el tratamiento del color y los juegos de luces y sombras.

Debido a una epidemia de cólera en Valencia, Pinazo marchó en 1884 temporalmente a Bétera, concretamente a «Villa María», la casa de campo del banquero y mecenas José Jaumandreu. Desde 1884 hasta 1886 enseñó en la Escuela de Valencia. Recibió muchos encargos de la aristocracia valenciana; entre sus clientes estuvo la Marquesa de Benicarló.

En las exposiciones nacionales de arte Pinazo logró, en 1881 y 1885, una medalla de plata, y en 1897 y 1899, medalla de oro. En 1896 ingresó como académico en la Escuela de Bellas Artes de San Carlos de Valencia. Consagrado como el primer retratista del país, tras recibir la primera de medalla de la exposición nacional de 1897, también realizó, en años sucesivos, retratos oficiales como los del ministro Juan Francisco Camacho, el presidente del Congreso de los Diputados, Francisco Romero Robledo, y del entonces joven rey Alfonso XIII. En 1900 intervino en la decoración de la escalinata del palacete de Don José Ayora, en compañía de Antonio Fillol, Peris Brell, Ricardo Verde y Luis Beüt.

En 1903 fue nombrado académico de San Fernando. Recibió una medalla real, y en 1912 la ciudad de Valencia le dedicó una calle.

De su matrimonio con Teresa Martínez Montfort, por la que sentía gran afecto, tuvo dos hijos, Ignacio y José, que más tarde se convirtieron también en pintores.

Other Languages