Ictericia

Ictericia
(nombre de signo)
Jaundice eye.jpg
Coloración amarilla de la piel y escleras causada por Hepatitis A.
Clasificación y recursos externos
Especialidad Gastroenterología, hepatología y cirugía general
CIE-10 R17
CIE-9 782.4
CIAP-2 D13
DiseasesDB 7038
MedlinePlus 003243
MeSH D007565
Wikipedia no es un consultorio médico  Aviso médico 
[ editar datos en Wikidata]

La ictericia es la coloración amarillenta de la piel y mucosas debida a un aumento de la bilirrubina (valores normales de 0,3 a 1  mg/ dl) que se acumula en los tejidos, sobre todo aquellos con mayor número de fibras elásticas ( paladar, conjuntiva).

Se hace clínicamente evidente cuando la bilirrubina es mayor de 2.5 mg/dl. Este aumento puede ser a expensas de la fracción no conjugada o "indirecta" de la bilirrubina (BI); ésta es liposoluble y no se filtra por el riñón, por lo que no aparece coluria. Cuando el aumento es a expensas de la bilirrubina conjugada o "directa" (BD), al ser ésta hidrosoluble, se filtra por el riñón, apareciendo coluria. Puede haber aumentos de ambas fracciones y se habla entonces de hiperbilirrubinemia mixta. La bilirrubina no conjugada es la relacionada con la ictericia prehepática y no hay coluria ni acolia, mientras que la bilirrubina conjugada está relacionada con la ictericia hepática y posthepática.

Fisiología

Grupo hemo
Estructura de la bilirrubina

La ictericia por sí misma no es una enfermedad, sino un signo clínico externo de un proceso patológico subyacente que ocurre en algún punto de la vía fisiológica normal del metabolismo de la bilirrubina, por lo que para comprender cómo se genera la ictericia es importante conocer el metabolismo de esta sustancia en el organismo.

Cuando los glóbulos rojos han completado su ciclo vital normal (unos 120 días), o cuando están dañados, sus membranas se vuelven frágiles y se rompen con facilidad. A medida que atraviesan los órganos del sistema reticuloendotelial (los ganglios linfáticos y el bazo), los glóbulos rojos frágiles se rompen, y su contenido celular, incluyendo la hemoglobina (la molécula que transporta el oxígeno), se libera en la sangre. Los macrófagos fagocitan la hemoglobina, degradándola en sus componentes: la globina y el grupo hemo. La globina es un fragmento proteico que se degrada en aminoácidos y no tiene ningún efecto en el desarrollo de la ictericia. El grupo hemo sufre dos reacciones[

  • primero una oxidación catalizada por la enzima microsomal hemo-oxigenasa, produciéndose biliverdina (un pigmento de color verde), hierro y monóxido de carbono.
  • el siguiente paso es la reducción de la biliverdina por la enzima citosólica biliverdina reductasa en un pigmento tetrapirrólico de color amarillo, la bilirrubina. Cada día se generan aproximadamente 4 mg por kg de bilirrubina.[1]

La mayor parte de la bilirrubina proviene de la ruptura del grupo hemo de los glóbulos rojos degradados como se ha indicado. Sin embargo, aproximadamente el 20 % proviene de otras fuentes de grupos hemo, incluyendo eritropoyesis defectuosa y la ruptura de otras proteínas con grupos hemo, como la mioglobina del tejido muscular y los citocromos.[1]

La bilirrubina en su forma simple (no conjugada) no es soluble, por lo que en la sangre se asocia a una proteína plasmática, la albúmina sérica, para permitir su transporte hacia el hígado. Una vez allí, la bilirrubina se conjuga con el ácido glucurónico, formando diglucurónido de bilirrubina (o simplemente "bilirrubina conjugada"), para hacerla soluble en agua. Esta reacción es catalizada por la enzima UDP-glucurónido transferasa.

La bilirrubina conjugada se excreta del hígado a través de los conductos biliares y císticos como parte de la bilis. En el colon, las bacterias intestinales deconjugan y reducen la bilirrubina y la convierten en:

  • urobilinógeno (20 %), que puede ser reabsorbido por las células intestinales y transportado por la sangre hasta el hígado, donde vuelve a reconjugarse (5 %) para ser excretado de nuevo por la bilis; el resto (15 %) se convierte en urobilina, que se excreta por los riñones: es el pigmento responsable del color de la orina;
  • estercobilinas (80 %), que son eliminadas con las heces y son los productos responsables de la coloración de las mismas.

Por otro lado, una parte de la bilirrubina conjugada puede pasar de los hepatocitos al plasma, donde se asocia con la albúmina, pasa a los riñones y se excreta por la orina.[2]

Other Languages
Afrikaans: Geelsug
العربية: يرقان
অসমীয়া: জণ্ডিছ
azərbaycanca: Sarılıq
български: Жълтеница
বাংলা: জন্ডিস
bosanski: Žutica
català: Icterícia
کوردیی ناوەندی: زەردوویی
čeština: Žloutenka
Чӑвашла: Сарамак
Cymraeg: Clefyd melyn
dansk: Gulsot
Deutsch: Ikterus
ދިވެހިބަސް: ރީނދޫވުން
Ελληνικά: Ίκτερος
English: Jaundice
Esperanto: Iktero
euskara: Ikterizia
فارسی: یرقان
suomi: Keltaisuus
français: Ictère
Gaeilge: Buíochán
ગુજરાતી: કમળો
עברית: צהבת
हिन्दी: पीलिया
hrvatski: Žutica
Հայերեն: Դեղնախտ
Bahasa Indonesia: Ikterus
Ido: Iktero
íslenska: Gula
italiano: Ittero
日本語: 黄疸
한국어: 황달
Кыргызча: Сарык
Latina: Icterus
lietuvių: Gelta
latviešu: Dzelte
македонски: Жолтица
Bahasa Melayu: Demam kuning jaundis
Plattdüütsch: Ikterus
नेपाली: कमलपित्त
Nederlands: Geelzucht
norsk nynorsk: Gulsott
norsk bokmål: Gulsott
ଓଡ଼ିଆ: ଜଣ୍ଡିସ୍
português: Icterícia
română: Icter
русский: Желтуха
Scots: Gulsoch
srpskohrvatski / српскохрватски: Žutica
සිංහල: සෙංගමාලය
Simple English: Jaundice
slovenčina: Žltačka
slovenščina: Zlatenica
Soomaaliga: Cagaarshow
shqip: Verdhëza
српски / srpski: Žutica
svenska: Gulsot
Tagalog: Paninilaw
Türkçe: Sarılık
اردو: یرقان
oʻzbekcha/ўзбекча: Sariq kasalligi
Tiếng Việt: Vàng da
Vahcuengh: Binghvuengzbiu
中文: 黄疸
粵語: 黃疸