Humberto Maturana

Humberto Maturana Romesín
Maturana, Humberto -FILSA 2015 10 25 fRF01.jpg
Humberto Maturana en FILSA 2015
Información personal
Nacimiento 14 de septiembre de 1928 (89 años)
Santiago de Chile
Residencia Chile
Nacionalidad Chilena
Educación
Alma máter Universidad de Chile
Universidad de Londres
Universidad Harvard
Información profesional
Área Biología
Biología del conocer
Teoría de sistemas
Conocido por Autopoiesis
Empleador Universidad de Chile
Instituto Matriztico
Estudiantes doctorales Francisco Varela
Distinciones Premio Nacional de Ciencias (1994)
Doctor honoris causa en Universidad Libre de Bruselas
[ editar datos en Wikidata]

Humberto Augusto Maturana Romesín ( Santiago, 14 de septiembre de 1928) es un destacado biólogo y filósofo[ cita requerida] chileno, Premio Nacional de Ciencias en 1994.[1]

Trabajó en el Instituto Tecnológico de Massachusetts (MIT) entre 1958 y 1960. Más tarde, junto a su alumno y luego colaborador Francisco Varela, definió el concepto de autopoiesis en 1972, el cual da cuenta de la organización de los sistemas vivos como redes cerradas de autoproducción de los componentes que las constituyen. Además sentó las bases de la «biología del conocer», disciplina que se hace cargo de explicar el operar de los seres vivos en tanto sistemas cerrados y determinados en su estructura.

Otro aspecto importante de sus reflexiones corresponde a la invitación que Maturana hace al cambio de la pregunta por el ser (pregunta que supone la existencia de una realidad objetiva, independiente del observador), a la pregunta por el hacer (pregunta que toma como punto de partida la objetividad entre paréntesis, es decir, que los objetos son traídos a la mano mediante las operaciones de distinción que realiza el observador, entendido éste como cualquier ser humano operando en el lenguaje).

Biografía

Maturana en junio de 2009, durante su ponencia «La teoría biológica del conocimiento» en el Centro de Extensión de la Universidad de Antofagasta.

Humberto Maturana estudió su educación secundaria en el Liceo Manuel de Salas. En 1950 ingresó a la Facultad de Medicina de la Universidad de Chile, donde fue ayudante del curso de Biología del profesor Gabriel Gasic. En 1954 se trasladó al University College de Londres para estudiar anatomía y neurofisiología, gracias a una beca de la Fundación Rockefeller. En 1958 obtuvo el Doctorado en Biología en la Universidad de Harvard, en Estados Unidos. Ese mismo año ingresó a trabajar como investigador asociado en el Departamento de Ingeniería Eléctrica del Instituto Tecnológico de Massachusetts, donde estuvo hasta 1960, año en que regresó a Chile como ayudante segundo en el curso de Biología de la Escuela de Medicina de la Universidad de Chile.[1]

Entre 1965 y 2000 ejerció como profesor titular del Departamento de Biología de la Facultad de Ciencias de la Universidad de Chile. Desde esta titularidad, durante los años 1970, fue que creó y desarrolló junto a Francisco Varela el concepto de autopoiesis.[1]

Posteriormente, registró por primera vez la actividad de una célula direccional de un órgano sensorial, junto al científico Jerome Lettvin del Instituto Tecnológico de Massachusetts. Ambos fueron postulados para el Premio Nobel de Medicina y Fisiología, aunque no obtuvieron finalmente el galardón.[ cita requerida]

En 1990 fue designado Hijo Ilustre de la comuna de Ñuñoa (Santiago de Chile). Además, fue declarado doctor honoris causa de la Universidad Libre de Bruselas. En 1992, junto al biólogo Jorge Mpodozis, plantea la idea de la evolución de las especies por medio de la deriva natural, basada en la concepción neutralista de que la manera en que los miembros de un linaje realizan su autopoiesis se conserva transgeneracionalmente, en un modo de vida o fenotipo ontogénico particular, que depende de su historia de interacciones, y cuya innovación conduciría a la diversificación de linajes.[ cita requerida]

El 27 de septiembre[ cita requerida] de 1994 recibió el Premio Nacional de Ciencias de Chile por sus investigaciones en las ciencias biológicas, específicamente en la percepción visual de vertebrados y por sus aportes en la teoría del conocimiento orientados a la educación, la comunicación y la ecología.[1]

El año 2000 fundó junto a Ximena Dávila el Instituto de Formación Matríztica, una iniciativa privada dedicada a la investigación de la dinámica de la matriz biológico-cultural de la existencia humana.[ cita requerida]

A pesar de su brillante carrera, en los últimos años ha mostrado un progresivo alejamiento de la ciencia tanto en su obra como en sus actividades públicas. Recientemente ha causado polémica al apoyar cuestionadas teorías pseudocientíficas en los medios de comunicación,[3]