Huenchula

La Huenchula, Cucao o Chirena[1] es un personaje perteneciente a la mitología del Archipiélago de Chiloé ( Chile).

Descripción y origen del mito

Se cuenta que la huenchula era una muchacha de la zona de Cucao (costa occidental de la Isla Grande de Chiloé) que tenía amores con un ser acuático, que fue secuestrada por él y convertida luego en guardiana de la fecundidad del océano. Existen varias versiones de la historia, que difieren en numerosos elementos, tales como la relación que existía entre la muchacha y sus padres, entre ella y el ser fantástico que se la llevó o el destino del bebé que tuvieron, pero todas sitúan los hechos en la zona del lago Cucao y en el caso de las versiones conocidas en la actualidad, se relata que sucedió específicamente en Chanquín, a orillas del lago Huelde. Un mito huilliche acerca del origen del lago Cucao que fue registrado en el siglo XVIII,[1] como la primera versión de relato.

A fines de la década de 1760, un misionero jesuita, que podría ser[2] Segismundo Guell, registró un mito acerca de cómo se originó el lago Cucao en su Noticia breve y moderna del Archipiélago de Chiloé, de su terreno, costumbres de los indios, misiones, escrita por un misionero de aquellas islas en el año 1769 y 70. El mito explica que en otra época una joven huilliche de nombre Cucao iba todos los días a lavarse a la orilla del Océano y que allí tenía encuentros con un "sireno" ( wekufe) que la llevaba mar adentro. Sin embargo, un día su madre la reconvino por sus amores con ese ser y ella se lo hizo saber a su amante, quien confundido se enfureció y derribó cerros para hacer una laguna en que ambos pudieran encontrarse sin ser vistos. Para Renato Cárdenas, investigador de la cultura de Chiloé, ésta sería la primera versión de la historia de la Huenchula.

Other Languages