Hoplita

Armadura de hoplita, la más antigua hallada en Grecia, fechada hacia 720 a. C. Museo Arqueológico de Argos.

El hoplita era un ciudadano-soldado de las Ciudades-Estado de la Antigua Grecia.[1] Su nombre (del griego antiguo ὁπλίτης, hoplitēs) deriva de hoplon (ὅπλον, plural hopla, ὅπλα), lo que quiere decir «artículo de armamento» o «equipamiento». Era un soldado de infantería pesada, en contraposición al gimneta ( griego antiguo γυμνής, gymnếs, “desnudo”) y al psilós ( griego antiguo ψιλός, psilós, “desnudo” también), soldados de infantería ligera.

Estos soldados aparecieron probablemente a finales del siglo VII a. C. Formaban parte de una milicia ciudadana, armada como lanceros. Estos eran relativamente fáciles de armar y mantener, y además podían pagar el coste del armamento. Casi todos los griegos conocidos de la Antigüedad clásica lucharon como hoplitas, incluso filósofos y dramaturgos.

Desde la formación de los hoplitas como milicia, no recibieron permanentes ataques y las campañas eran cortas. La excepción eran los guerreros espartanos, que eran soldados especializados, y que tenían en sus estados tierras asignadas a las clases bajas que eran quienes se encargaban de ellas. Los ejércitos marchaban directamente hacia su objetivo. Allí, los defensores podían esconderse tras las murallas de la ciudad; en ese caso los atacantes debían contentarse con hacer estragos en el campo, aunque los primeros también podían decidir encontrarse con ellos en el campo de batalla. Las batallas entonces tendían a ser decisivas. Eran cortas, sangrientas y brutales, por lo que se necesitaba un alto grado de disciplina.

Ambas fuerzas se alineaban en una llanura, con una formación rectangular aproximada, alrededor de ocho filas, aunque esto variaba. Otras fuerzas eran menos importantes; como los hippeis ( caballería), que se situaban en los flancos, y tanto la infantería ligera como las tropas que lanzaban proyectiles eran insignificantes. Los hoplitas más conocidos eran los hoplitas espartanos, que eran entrenados desde su niñez en el combate y en la guerra, para convertirlos en una fuerza de ataque superior y excepcionalmente disciplinada.

Historia

Joven portando la panoplia completa de hoplita, estela funeraria, 350-325 a. C., Museo Arqueológico Nacional de Atenas.

La formación hoplítica se extendió por toda Grecia probablemente en el 700 al 650 a. C. Se la llama «revolución hoplítica». Esta datación se funda en un pasaje de Política de Aristóteles, que evoca la sustitución de los combatientes a caballo por la falange hoplítica. Se apoya en la ausencia de la descripción de combates en masa en Homero. Ahora bien, la Ilíada describe enfrentamientos de naturaleza hoplítica: ¿hay que considerar dichos pasajes como interpolados? La evolución del armamento tuvo lugar en esta época. La coraza fue modificada, al escudo se le añadió una segunda correa permitiendo un mejor asimiento. Sin embargo, algunas mejoras se remontan al siglo VIII a. C.: la tumba que encerraba la «coraza de Argos» está datada en 720 a. C.

Las representaciones gráficas de la guerra, por ejemplo de la cerámica geométrica, no son necesariamente concluyentes: la representación de duelos constituye una convención que simboliza tanto una batalla entera como el enfrentamiento de algunos hoplitas. Inversamente, el Vaso de los guerreros de Micenas, datado en 1120 a. C., muestra filas de soldados de infantería pesada armados con escudos redondos y recortados, y que llevan corazas de cuero y de metal.

El pasaje de Aristóteles es revelador de la evolución política que intervino en las polis (ciudades) del siglo VII a. C. La incorporación de los no nobles en las filas de los hoplitas, y el entrenamiento regular requerido para poder efectuar las maniobras en formación dio a la clase media un sentido de cohesión que tuvo importantes consecuencias políticas: los caballeros, hippeis (Ἱππείς), perdieron su prestigio y los hoplitas en adelante jugaron un papel decisivo en las batallas, los cuales reclamaban una mayor participación en el gobierno de la polis. Puesto que esta clase social participó activamente en la defensa de la ciudad, tenía lógicamente la palabra cuando se trataba de partir a la guerra. Además, la solidaridad nacida en los combates y campañas perduraba en los debates políticos. La clase media adquirió también un poder de decisión en otros dominios de la vida política en la polis democrática.

Esparta adoptó el estilo hoplita de combate aproximadamente entre los años 680 y 660 a. C.[2] La armadura de los hoplitas se difundió en Etruria y en Roma hacia finales del siglo VII a. C.

Other Languages
Alemannisch: Hoplit
العربية: هوبليت
asturianu: Hoplita
azərbaycanca: Hoplit
беларуская: Гапліты
български: Хоплит
bosanski: Hopliti
català: Hoplita
čeština: Hoplít
dansk: Hoplit
Deutsch: Hoplit
Ελληνικά: Οπλίτης
English: Hoplite
Esperanto: Hoplito
eesti: Hopliit
euskara: Hoplita
فارسی: هوپلیت
suomi: Hopliitti
français: Hoplite
עברית: הופליט
hrvatski: Hoplit
magyar: Hoplita
Bahasa Indonesia: Hoplites
Ido: Hoplito
íslenska: Hoplíti
italiano: Oplita
日本語: 重装歩兵
Basa Jawa: Hoplites
ქართული: ჰოპლიტი
қазақша: Гоплит
한국어: 호플리테스
Latina: Hoplites
Lëtzebuergesch: Hoplit
lietuvių: Hoplitas
latviešu: Hoplīts
македонски: Хоплит
मराठी: हॉपलाइट
Nederlands: Hopliet
norsk nynorsk: Hoplittar
norsk bokmål: Hoplitt
occitan: Oplita
polski: Hoplici
português: Hoplita
română: Hoplit
русский: Гоплит
sicilianu: Uplita
srpskohrvatski / српскохрватски: Hopliti
Simple English: Hoplite
slovenčina: Hoplita
slovenščina: Hoplit
српски / srpski: Хоплити
svenska: Hoplit
Türkçe: Hoplit
українська: Гопліти