Hernando de Talavera

Hernando de Talavera, O.S.H.
Valdes leal-fray fernando de talavera.JPG
Juan de Valdés Leal: Fray Hernando de Talavera (c. 1656-1657), Museo de Bellas Artes de Sevilla.

Administrador apostólico de Salamanca
1483 - 1485
Predecesor Diego Meléndez de Valdés
Sucesor Pedro Díaz de Toledo y Ovalle

Obispo de Ávila
1486 - 1493
Predecesor Alfonso Ulloa de Fonseca Quijada
Sucesor Francisco Sánchez de la Fuente

Primer arzobispo de Granada
1493 - 1507
Predecesor Juan de Pastor (obispo)
Sucesor Antonio de Rojas Manrique

confesor de Isabel I de Castilla
Título Arzobispo de Granada
Información personal
Nombre Hernando de Talavera, O.S.H.
Nacimiento Talavera de la Reina u Oropesa, 1428
Fallecimiento Granada, 14 de mayo de 1507
Alma máter Universidad de Salamanca

Escudo de fray Hernando de Talavera.svg
Vicit leo, de tribu Iuda radix David

[ editar datos en Wikidata]
El arzobispo de Granada, fray Hernando de Talavera, recibiendo un ejemplar del Vocabulista arabigo de su autor fray Pedro de Alcalá. Grabado xilográfico al verso de la portada del Vocabulista aravigo en letra castellana, Granada, 1505 ( Biblioteca Nacional de España, R/2158).

Hernando de Talavera, O.S.H. ( Talavera de la Reina u Oropesa, provincia de Toledo, 1428 - Granada, 14 de mayo de 1507) fue un monje de la Orden de San Jerónimo, prior del Monasterio de Nuestra Señora del Prado en Valladolid, obispo de Ávila (1485) y arzobispo de Granada (1492), confesor y consejero de Isabel la Católica (1465). También escribió algunas obras, como ¿Por qué creer en Dios? porque Dios lo manda.

Biografía

Nació en una familia conversa, si se han de creer las denuncias que se hicieron contra él a la Inquisición cuando ya era primer arzobispo de Granada. Probablemente era hijo de García Álvarez de Toledo y Ayala[1] y de una hebrea del arrabal de Oropesa. Por eso los primeros cronistas lo llaman "Fray Hernando de Oropesa". Por otro lado la tradición designa una casa concreta de Talavera como su lugar de nacimiento, provista de una lápida con una inscripción

En esta casa nació D. Fr. Hernando de Talavera Prior del Monasterio de Prado obispo de Ávila, primer arzobispo de Granada y examinador de los proyectos de Cristóbal Colón. La patria a su hijo ilustre año 1892 en los días del cuarto centenario del descubrimiento de América.

Estudió Teología en la Universidad de Salamanca y ahí fue profesor de Filosofía Moral. En agosto de 1466 ingresó en la Orden de San Jerónimo en el monasterio de San Leonardo de Alba de Tormes. Cuatro años después fue nombrado prior del Monasterio de Nuestra Señora del Prado en Valladolid, y allí permaneció dieciséis años.

Fue confesor de la reina Isabel I de Castilla desde antes de llegar ésta al trono (1474). En 1479 fue el encargado de supervisar que los votos de Juana la Beltraneja, hija de Enrique IV de Castilla, fueran hechos correctamente, para que no pudiesen ser revocados y reavivar así la guerra civil que había llevado a Isabel a ser reina. En 1480 actuó como árbitro en la reducción de las rentas de la nobleza y para conseguir fondos para la guerra de Granada.

Se opuso a la creación de la Santa Inquisición, por lo que fue a predicar a Sevilla con la idea de evitar medidas más duras contra una población que había sido convertida al cristianismo pero conocía poco y mal dicha religión. Tras la llegada de los inquisidores, incluso llegó a denunciar los abusos de estos.

Fue nombrado administrador apostólico de la diócesis de Salamanca (1483-1485), sustituyendo al obispo Diego Meléndez de Valdés, que residía en Roma, y en 1486 es nombrado obispo de Ávila. Tras la conquista de Granada en 1492, ejerció como administrador apostólico de ese reino hasta que en enero de 1493 recibió la bula que lo nombraba en 1493 primer arzobispo de Granada. Allí procedió a aplicar a la población musulmana una política de conversión muy suave, evitando amenazas y coacciones. De hecho, impidió que la Inquisición se estableciera en Granada. Aprendió árabe y se ganó la consideración de los musulmanes, que le apodaron alfaquí santo. Su interés en predicar a los musulmanes en su propia lengua produjo el primer diccionario español-arábigo, el Vocabulista arábigo en letra castellana de fray Pedro de Alcalá, editado en Granada en 1505.[4]

En 1505, un año después de la muerte de la reina Isabel, su protectora, el inquisidor de Córdoba, Lucero, mandó apresar a amigos y familiares de fray Hernando y preparó su proceso por herejía y apostasía de la fe, debido a su actitud contraria a la Inquisición. Desde Roma, el papa Julio II lo defendió y Cisneros puso en libertad a sus parientes en 1507.[5] Ese mismo año, muere fray Hernando de Talavera.

Parece haber sido un hombre riguroso y austero, interesado en la verdadera espiritualidad. Su carácter austero le llevó, por ejemplo, a criticar a la reina por los adornos, bailes y corridas de toros celebradas en honor de una delegación francesa en 1493, firmantes del llamado Tratado de Barcelona (1493) entre Francia y España.[6]

Other Languages