Hemodiálisis domiciliaria

La hemodiálisis domiciliaria (HHD), es el suministro en el hogar de la hemodiálisis para el paciente con insuficiencia renal terminal. En la mayoría de los casos, es para los pacientes que desean mayor libertad de horarios y no tienen complicaciones médicas graves para realizar el tratamiento en el hogar.

Históricamente, tuvo un uso relativamente amplio antes de la introducción de la diálisis peritoneal a finales de los años 1970, cuando entró en declive. Con cada vez más largas listas de espera para el trasplante renal, la diálisis domiciliaria reapareció en los años 1990 y proporciona, en algunos centros, una alternativa a los que fallan en diálisis peritoneal o solo desean una alternativa que puedan hacer en su propio hogar.

Horarios de la hemodiálisis domiciliaria

Hay tres horarios básicos para la HHD y éstos son diferenciados por la longitud y la frecuencia de la diálisis y en la hora del día en que es realizada la diálisis. Son como sigue:

  • Hemodiálisis domiciliaria convencional - Hecha tres veces a la semana por cuatro horas cada vez. Es como la hemodiálisis en los centros de diálisis (IHD), pero hecha en el hogar.
  • Hemodiálisis domiciliara diaria corta (SDHHD) - Hecha de entre cinco a siete veces a la semana con sesiones que varían entre las dos y tres horas de duración por sesión.
  • Hemodiálisis domiciliaria nocturna (NHHD) - Hecha en las noches, de 3.5 a siete veces por semana.

Así, un esquema de hemodiálisis nocturna resulta en una dosis más grande de hemodiálisis a la semana, como en algunos esquemas de hemodiálisis diaria corta. Esto, y el hecho de que las velocidades de la bomba del dializador pueden ser más bajas, por lo tanto reduciendo los síntomas resultando de la ultrafiltración rápida, justifican las ventajas de estos horarios sobre los convencionales.

La mayor parte de este artículo se centra en la diálisis nocturna, pues se ha convertido en el tipo más popular de HHD.

Diferencias entre los horarios de la hemodiálisis domiciliaria

  • Cuando se compara con los otros horarios, la diálisis nocturna resulta en la reducción del estrés en el corazón durante el proceso de diálisis - la velocidad de la bomba en la diálisis nocturna es más baja que en la IHD y la SDHHD, entre 200 y 300 ml/min contra entre 300 y 400 ml/min.
  • En comparación con otros horarios, la diálisis nocturna resulta en una separación?? más alta de las moléculas de tamaño grande y mediano (que están limitadas?? en la difusión).
  • Los regímenes de tratamiento de diálisis nocturna y de SDHHD proporcionan una dosis más alta de diálisis.[1] Tienen un más alto Kt/V estandarizado y producto de hemodiáalisis (HDP) que los regímenes de tratamiento de IHD.
  • La diálisis corta (en el hogar) de cinco veces a la semana es pensada para reducir la osteodistrofia renal.[2]
  • La SDHHD y la diálisis nocturna evitan los desplazamientos de grandes cantidades de fluidos típicos de la IHD (que pueden causar náusea, calambres, y 'wash-out' ('desfallecimiento??')) después de las sesiones de diálisis.
Other Languages