Harmodio y Aristogitón

Harmodio y Aristogitón, copia romana de la estatua Ateniense de Kritios y Nesiotes.

Harmodio (en griego Ἁρμόδιος / Harmodios (fallecido en 514 a. C.) y Aristogitón (Ἀριστογείτων / Aristogeitôn (fallecido en 514 a. C.) fueron conocidos como los Tiranicidas, por asesinar a Hiparco de Atenas.

Aristogitón era un ateniense de clase media. Su joven amante, Harmodio, pertenecía a una noble familia de Atenas.[3]

El día señalado, Aristogitón y Harmodio advirtieron que uno de los conjurados discutía en el Cerámico con Hipias, que se hallaba rodeado de su guardia personal. Creyendo que éste les había traicionado, deciden posponer el atentado y, en su camino de retirada, se encuentran con Hiparco que iba sin escolta y le apuñalan hasta darle muerte. Cuando acudió la escolta, Harmodio murió también en el mismo lugar, mientras que Aristogitón se escabulló en un primer momento pero fue apresado después.[4]

Harmodio y Aristogitón son considerados como dos héroes y tratados como mártires de la libertad, tras el derrocamiento de Hipias, pese a que su tiranicidio estuviera provocado por razones personales. Dos estatuas, esculpidas por Antenor, fueron erigidas en su honor en el Ágora. Ambas fueron destruidas por Jerjes tras el saqueo de Atenas en 480 a. C., y restauradas después por Alejandro el Grande (o según Pausanias, por Antíoco).[5]​ Se les atribuye igualmente un lugar en las Islas de los Bienaventurados, al lado de Aquiles.

Véase también

Other Languages