Guillotina

La guillotina

La guillotina fue la máquina utilizada para aplicar la pena capital por decapitación en varios países europeos como Francia, Reino Unido, Bélgica, Suecia, Italia, la antigua República Federal de Alemania y en la antigua República Democrática de Alemania. Aunque esté asociada con la Revolución francesa de 1789, durante la cual se empezó a utilizar en Francia, se utilizaba en otros países europeos.

Funcionamiento

Guillotina de Alemania (reconstrucción) Museo de Bruchsal.

Aunque la decapitación manual, mediante espada o hacha, se ha utilizado desde tiempos remotos, la decapitación mecánica no parece ser tan antigua. Es conocida por la fama que ganó a partir de 1792 durante la Revolución francesa con sus decenas de miles de ejecuciones.

La guillotina tradicional consiste en un armazón de dos montantes verticales unidos en su parte superior por un travesaño denominado chapeau (sombrero), que sostiene en alto una cuchilla de acero con forma triangular con un lastre (mouton) de plomo de más de 60 kilogramos en su parte superior. En su parte inferior se dispone un cepo de dos medias lunas (fenêtre), de las cuales la superior es móvil. Justo detrás de la máquina hay una plancha de madera que actúa como báscula. Hasta el siglo XX, era común que la guillotina estuviera elevada sobre un cadalso y pintada de rojo. Una ejecución puede completarse en menos de un minuto.

En un principio el corte de la hoja era horizontal, pero debido a los fallos en las pruebas realizadas con cadáveres se inclinó el filo para que cortase el cuello eficazmente. El reo es acostado sobre la báscula posterior y empujado al trangallo o cepo, donde su cuello queda aprisionado; el verdugo acciona un resorte y la cuchilla cae sobre el cuello, separando la cabeza del tronco a la altura de la cuarta vértebra cervical. La cabeza, ya separada, es recogida en un saco de cuero (y no en un cesto, como tantas veces se ha visto en películas).

Se cuenta que la inclinación de la hoja de la guillotina habría sido recomendada por el propio Luis XVI (que murió finalmente guillotinado en la Revolución francesa). Esta leyenda se debe a la relación que hace de los hechos el verdugo de París Charles-Henri Sanson (ejecutor de Luis XVI) en sus memorias apócrifas redactadas y publicadas por su nieto en 1889.[1]

Other Languages
Afrikaans: Guillotine
Alemannisch: Guillotine
العربية: مقصلة
azərbaycanca: Gilyotin
беларуская: Гільяціна
български: Гилотина
brezhoneg: Dibennerez
bosanski: Giljotina
català: Guillotina
čeština: Gilotina
dansk: Guillotine
Deutsch: Guillotine
Zazaki: Giyotin
Ελληνικά: Γκιλοτίνα
English: Guillotine
Esperanto: Gilotino
eesti: Giljotiin
euskara: Gillotina
فارسی: گیوتین
suomi: Giljotiini
français: Guillotine
Nordfriisk: Guillotine
Frysk: Guillotine
Gaeilge: Gilitín
עברית: גיליוטינה
हिन्दी: गिलोटिन
hrvatski: Giljotina
magyar: Nyaktiló
Հայերեն: Գիլիոտին
Bahasa Indonesia: Guillotine
íslenska: Fallöxi
italiano: Ghigliottina
日本語: ギロチン
Basa Jawa: Guillotine
ქართული: გილიოტინა
қазақша: Гильотина
한국어: 단두대
къарачай-малкъар: Гильотина
Kurdî: Meşneqe
Lëtzebuergesch: Guillotine
lietuvių: Giljotina
latviešu: Giljotīna
македонски: Гилотина
മലയാളം: ഗില്ലറ്റിൻ
Bahasa Melayu: Gilotin
مازِرونی: گیوتین
Nederlands: Guillotine
norsk nynorsk: Giljotin
norsk bokmål: Giljotin
polski: Gilotyna
português: Guilhotina
română: Ghilotină
русский: Гильотина
саха тыла: Гильотина
sardu: Ghillotina
srpskohrvatski / српскохрватски: Giljotina
Simple English: Guillotine
slovenčina: Gilotína
slovenščina: Giljotina
српски / srpski: Гиљотина
svenska: Giljotin
тоҷикӣ: Гилйотина
Türkçe: Giyotin
татарча/tatarça: Гильотина
українська: Гільйотина
Tiếng Việt: Máy chém
Winaray: Guillotina
中文: 斷頭台
粵語: 斷頭台