Guerra de las Dos Rosas

Guerra de las Dos Rosas
Red Rose Badge of Lancaster.svg
La rosa roja de la Casa de Lancaster.
White Rose Badge of York.svg
La rosa blanca de la Casa de York.
Fecha 1455-1485
Lugar Inglaterra, Gales y Calais
Resultado
  • Victoria inicial de los York, que gobernaron durante veinte años
  • Victoria definitiva de los Lancaster
  • Establecimiento de la Tudor Rose.svg dinastía Tudor
Beligerantes
White Rose Badge of York.svg Casa de York Red Rose Badge of Lancaster.svg Casa de Lancaster
Comandantes
Arms of Richard of York, 3rd Duke of York.svg Ricardo, duque de York  
Arms of the Earl of March.svg Eduardo IV de Inglaterra
Arms of Thomas of Lancaster, 1st Duke of Clarence.svg Ricardo III de Inglaterra  
Royal Arms of England (1470-1471).svg Enrique VI de Inglaterra
Arms of Margaret of Anjou.svg Margarita de Anjou
Arms of the Prince of Wales (Modern).svg Eduardo de Westminster  
Arms of Edmund Tudor, Earl of Richmond.svg Enrique VII de Inglaterra
[ editar datos en Wikidata]

La guerra de las Dos Rosas fue una guerra civil que enfrentó intermitentemente a los miembros y partidarios de la Casa de Lancaster contra los de la Casa de York entre 1455 y 1487. Ambas familias pretendían el trono de Inglaterra, por origen común en la Casa de Plantagenet, como descendientes del rey Eduardo III. El nombre «guerra de las dos Rosas» o «guerra de las Rosas», en alusión a los emblemas de ambas casas, la rosa blanca de York y la roja de Lancaster, fue producto del Romanticismo.

La guerra se dio principalmente entre los miembros de la aristocracia terrateniente y ejércitos de los señores feudales. El apoyo a cada uno de los bandos dependió en gran medida de los matrimonios dinásticos entre la nobleza. El patriarca de la casa de Lancaster, Juan de Gante tuvo como primer título el de Conde de Richmond, el mismo que detentaría Enrique VII al final de la guerra. El líder de la casa de York fue Edmundo de Langley, que ostentaba el Señorío de Cambridge. Más tarde, durante los reinados de los Tudor y de los Estuardo, Richmondshire y Cambridgeshire se transformarían en focos principales de recusantes y puritanos, respectivamente. Cabe destacar que la pelea entre las facciones se prolongó más allá de la época de Enrique, ya que los monarcas que le siguieron impulsaron la continuidad de los enfrentamientos.

La guerra de las Dos Rosas provocó la extinción de los Plantagenet y debilitó enormemente las filas de la nobleza, además de generar gran descontento social. Este período marcó el declive de la influencia inglesa en el continente europeo, el debilitamiento de los poderes feudales de los nobles. En contrapartida, el crecimiento en influencia de los comerciantes y de la monarquía centralizada bajo los Tudor. Esta guerra señala el fin de la Edad Media inglesa y el comienzo del Renacimiento.

Antecedentes

El antagonismo entre ambas casas comenzó con el derrocamiento y asesinato del rey Ricardo II, en 1399, a manos de su primo Enrique Bolingbroke, duque de Lancaster. Enrique era el cuarto hijo de Juan de Gante, quien a su vez era el tercer hijo de Eduardo III: sus expectativas de llegar al trono eran escasas. De acuerdo a la ley de sucesión inglesa y a los precedentes sentados por la tradición, la corona debía recaer en los descendientes masculinos de Leonel de Amberes, segundo hijo superviviente de Eduardo III. De hecho, Ricardo II había designado heredero presunto de la corona al nieto de Leonel, Roger Mortimer. Sin embargo, se toleró la situación exclusivamente porque el gobierno de Ricardo II había sido extremadamente impopular. Por esta causa, el Parlamento lo declaró rey de Inglaterra y asumió la corona con el nombre de Enrique IV.

A la muerte de Bolingbroke, el 20 de marzo de 1413, asumió la corona su hijo Enrique V, cuyos logros militares contra Francia durante la Guerra de los cien años le habían granjeado enorme popularidad, permitiendo afianzar el control de los Lancaster sobre el trono. Durante su corto reinado, Enrique V debió sofocar una revuelta liderada por el nieto de Eduardo III, Ricardo, Conde de Cambridge. Una vez desarticulado el Complot de Southampton (nombre que designa aquella revuelta), Ricardo fue ejecutado, el 5 de agosto de 1415, al inicio de la campaña que llevaría a la victoria en la batalla de Azincourt. No obstante, la esposa de Ricardo, Ana Mortimer, adujo tener también derechos sobre la corona, ya que era hija de Roger Mortimer y, por tanto, descendiente de Leonel de Amberes. Enrique V murió en 1422, y Ricardo, duque de York, conde de Cambridge e hijo de Ana Mortimer, se propuso desafiar al nuevo rey, el débil Enrique VI.

Enrique VI

El rey Enrique VI de Lancaster estaba rodeado de un cúmulo de regentes y consejeros impopulares. Los más notables de ellos fueron Edmundo de Beaufort, duque de Somerset, y Guillermo de la Pole, duque de Suffolk, a quienes se acusó de ser incapaces de manejar el gobierno y de concluir la guerra contra Francia. Durante el gobierno de Enrique VI se perdieron virtualmente todas las posesiones inglesas en el continente, incluidas las tierras ganadas por Enrique V. Enrique VI comenzó a ser percibido como un rey débil e inhábil. Para mayores males, éste sufrió por entonces una serie de episodios embarazosos causados por una enfermedad mental emergente. Hacia mediados de la década de 1450, muchos consideraban a Enrique incapaz de gobernar. La legalidad de la corta línea de reyes Lancaster pasó a estar plagada de dudas, y la Casa de York fortaleció su pretensión sobre la corona. El creciente descontento civil, sumado a la multiplicación de nobles con ejércitos privados y a la incapacidad y corrupción de la corte de Enrique VI, formaron el clima político ideal para la guerra civil.

Cuando, en 1453, el rey padeció un primer episodio grave, producto de su enfermedad mental, se estableció un Consejo de Regencia encabezado por el Lord Protector, el poderoso y popular Ricardo Plantagenet, Duque de York y líder de su Casa. Ricardo empezó de inmediato a pugnar audazmente por su pretensión al trono, encarcelando a Somerset, y apoyando a sus aliados Salisbury y Warwick en conflictos menores contra los adherentes a la causa de Enrique, especialmente los Condes de Northumberland. Sin embargo, la recuperación de Enrique, en 1455, frustró las ambiciones de Ricardo, quien fue despedido rápidamente de la corte por la esposa del rey, Margarita de Anjou. La incapacidad manifiesta de liderazgo de Enrique se tradujo en el fortalecimiento de la cada vez más poderosa reina Margarita, quien se convirtió en la máxima figura de la Casa de Lancaster. Ella conformó una alianza de varios nobles contra Ricardo, con el fin de reducir su influencia. La creciente frustración de Ricardo y la agresividad de la reina derivaron finalmente en acciones armadas, dando lugar a la Primera Batalla de San Albano.

Other Languages
Afrikaans: Rose-oorlog
العربية: حرب الوردتين
беларуская (тарашкевіца)‎: Вайна Пунсовай і Белай ружы
български: Война на розите
čeština: Války růží
Deutsch: Rosenkriege
Esperanto: Militoj de rozoj
فارسی: جنگ رزها
Bahasa Indonesia: Perang Mawar
íslenska: Rósastríðin
日本語: 薔薇戦争
ქართული: ვარდების ომი
한국어: 장미 전쟁
lietuvių: Rožių karai
македонски: Војна на розите
Bahasa Melayu: Perang Bunga Ros
Nederlands: Rozenoorlogen
norsk nynorsk: Rosekrigane
norsk bokmål: Rosekrigene
português: Guerra das Rosas
srpskohrvatski / српскохрватски: Ratovi dviju ruža
Simple English: Wars of the Roses
slovenčina: Vojna ruží
српски / srpski: Ратови ружа
svenska: Rosornas krig
Tiếng Việt: Chiến tranh Hoa Hồng
中文: 玫瑰战争