Guerra de la Liga

Guerra de la Liga
Fecha 16 de septiembre- 26 de octubre de 1835
Lugar Bandera de Costa Rica Costa Rica
Resultado Victoria de San José y consolidación de esta ciudad como capital de Costa Rica.
Beligerantes
Bandera de la Provincia de San José.svg San José Bandera de la Provincia de Alajuela.svg Alajuela
Bandera de la Provincia de Cartago.svg Cartago
Bandera de la Provincia de Heredia.svg Heredia
Comandantes
Braulio Carrillo Colina
Antonio Pinto Soares
Manuel Quijano
Nicolás Ulloa Soto
José Ángel Soto
Fuerzas en combate
+1000 4300
[ editar datos en Wikidata]

La Guerra de la Liga fue la segunda guerra civil de Costa Rica, como Estado miembro de la República Federal de Centro América. Transcurrió entre septiembre y octubre de 1835 en el Valle Central de Costa Rica. Su detonante inmediato fue la derogación de la Ley de la Ambulancia. La consecuencia más importante fue el triunfo de la ciudad de San José sobre las ciudades de Alajuela, Heredia y Cartago (que conformaron la Liga de las Tres Ciudades), lo que permitió su consolidación como capital de Costa Rica.

Antecedentes

Este conflicto armado fue producto de la inexperiencia política de los costarricenses en los años posteriores a la Independencia con respecto a España, y de las disputas locales en el Valle Central de Costa Rica. Cartago había sido la capital de la Provincia de Costa Rica desde 1563 hasta 1823, 260 años. A partir de la Batalla de Ochomogo en 1823, San José se convirtió en la nueva capital del Estado de Costa Rica, como parte de la República Federal de Centro América.

En 1833 los vecinos de Cartago pusieron al cartaginés José Rafael de Gallegos y Alvarado como Jefe de Estado de Costa Rica, y lo usaron para devolver la capital a Cartago. El plan era establecer la Ley de la Ambulancia para que la capital se pasara a Alajuela, Heredia, y cuando llegara a Cartago se quitaría la Ley de la Ambulancia.[1]

En marzo de 1834 la Asamblea Legislativa de Costa Rica, marcada en esa época por el localismo, aprobó la Ley de la Ambulancia, y la capital fue trasladada al pueblo de Alajuela. Este movimiento de todos los documentos y recursos del gobierno estatal a una pequeña villa resultó en muchos contratiempos que volvió inoperante al Estado.

En San José, la oposición al gobierno de Rafael Gallegos estableció un periódico llamado "La Tertulia" para burlarse del Jefe de Estado, la Ley de la Ambulancia, y los campesinos de Alajuela. De esta manera, en marzo de 1835 Gallegos renunció como Jefe de Estado. En su lugar fue electo el licenciado en Derecho y vecino de San José, Braulio Carrillo Colina, quien casi de inmediato derogó la Ley de la Ambulancia.

La Asamblea Legislativa de Costa Rica decidió que debía fundarse una nueva capital en un espacio neutral. Para ello escogieron la zona conocida como San Juan del Murciélago, hoy día Tibás, entre San José y Heredia. Mientras allá se construían los edificios necesarios, los poderes Ejecutivo y Judicial residirían en San José, y la Asamblea Legislativa en Heredia.

La derogación de Ley de la Ambulancia provocó un gran disgusto en Cartago, y el pueblo de Alajuela protestó cuando sacaron la capital de esa villa (Alajuela debía ser la capital hasta 1838).

El 26 de septiembre de 1835 la ciudad de Cartago desconoció al gobierno de Braulio Carrillo y nombró al cafetalero Nicolás Ulloa Soto como Jefe de Estado para restablecer la Ley de la Ambulancia. Casi de inmediato Alajuela aceptó el gobierno Ulloa. Pocos días después Heredia se unió a la lucha contra San José, completándose la Liga de Tres Ciudades. Así comenzó la Segunda Guerra Civil de Costa Rica.[2]

Other Languages