Gran Salto Adelante

Comedor comunitario en una comuna popular china creada durante el Gran Salto Adelante (1958 y 1961).

El Gran Salto Adelante ( Chino simplificado:大跃进, Chino tradicional:大躍進, Pinyin: Dà yuè jìn) fue una campaña de medidas económicas, sociales y políticas implantadas en la República Popular China entre 1958 y 1961, durante la presidencia de Mao Zedong, con el objetivo de transformar la tradicional economía agraria China a través de una rápida industrialización y colectivización.

Los principales cambios del régimen rural incluyeron la creación de las comunas populares, la prohibición de la agricultura privada, el impulso de los proyectos intensivos en mano de obra y la política llamada "caminando con dos piernas", que combinaba las pequeñas y medianas iniciativas industriales, con los grandes emprendimientos, alejándose así del modelo soviético.[1]

El punto de vista predominante en Occidente (Jasper Becker, Roderick MacFarquhar, Ansley Coale, John Aird, Judith Banister) y en el Partido Comunista Chino a partir de la toma del poder por Deng Xiao Ping, sostiene que el Gran Salto Adelante constituyó un fracaso, causado en gran medida por errores políticos liderados por Mao Zedong, que causó la muerte por inanición de gran cantidad de campesinos, estimada entre 15 millones y 45 millones, según el investigador.[7]

Otros estudios (Felix Greene, Han Dongping, Joseph Ball) han cuestionado el punto de vista predominante, sosteniendo que sus datos no son fiables y están sesgados ideológicamente, ya sea porque sus autores sostienen posturas anticomunistas o porque responden a los intereses de la nueva orientación política del Partido Comunista Chino adoptada desde 1980.[10]

Antecedentes

Durante los años 1950, la República Popular China llevó a cabo un programa de distribución de la tierra y una industrialización con la ayuda técnica de la Unión Soviética. Las relaciones entre los dos gobiernos comunistas no eran buenas y los dirigentes chinos veían con preocupación la deuda contraída con la Unión Soviética y los intereses que la República Popular tenía que pagar. El modelo de desarrollo soviético aplicado por la República Popular durante el Primer Plan Quinquenal (1952-1957), aunque había estimulado el desarrollo industrial y el crecimiento económico, no parecía sostenible debido a la presión sobre el medio rural, que perdía población debido a la emigración a las ciudades, y a las inversiones necesarias, que solo podían hacerse gracias a los préstamos soviéticos, que aumentaban la dependencia del régimen chino.

En la mitad de los años cincuenta la situación en China se había estabilizado y la amenaza de las guerras de Corea y de Vietnam (la guerra francesa) había desaparecido. Las personas percibidas como capitalistas fueron expropiadas en 1952 y 1953; los disidentes, tanto de izquierda como del Kuomintang, encarcelados. Por primera vez en varias generaciones, China parecía tener un gobierno fuerte y estable.

Sin embargo, Mao Zedong se alarmó por los términos usados por Nikita Jrushchov en el Vigésimo Congreso del Partido Comunista de la Unión Soviética. Mao percibió que lejos de alcanzar y adelantar a Occidente, la economía soviética se estaba quedando atrasada. Ante las sublevaciones ocurridas en Alemania del Este, Polonia y Hungría, y la Unión Soviética buscando la coexistencia pacífica, que Mao percibió como una capitulación soviética ante el poder imperialista de Occidente, preparó al PCCh para avanzar solo.

Other Languages
Esperanto: Saltego Antaŭen
magyar: Nagy ugrás
Հայերեն: Մեծ թռիչք
Bahasa Indonesia: Lompatan Jauh ke Depan
日本語: 大躍進政策
한국어: 대약진 운동
lietuvių: Didysis šuolis
Bahasa Melayu: Kemaraan Raksasa
norsk nynorsk: Det store spranget
srpskohrvatski / српскохрватски: Veliki skok naprijed
Simple English: Great Leap Forward
slovenčina: Veľký skok vpred
српски / srpski: Велики скок напред
українська: Великий стрибок
Tiếng Việt: Đại nhảy vọt
中文: 大跃进
粵語: 大躍進