Graduado social

Un Graduado Social es un asesor jurídico y económico en materia socio-laboral y empresarial. Experto en r elaciones laborales, economía laboral y de la empresa, recursos humanos y técnico en organización del trabajo y de la empresa. Especialista en sociología de la empresa y en psicología laboral. Ius- Laboralista,[1] Consultor en Derecho Laboral y de la Seguridad Social, así como en materia de prevención de riesgos laborales. Perito en la rama Social del Derecho.

Es una de las tres profesiones jurídicas existentes en España, junto con la de abogado y procurador, legitimadas para la intervención en procesos judiciales, pero limitados al área del derecho laboral y de la Seguridad Social. Según el actual presidente del Consejo General de Colegios Oficiales de Graduados Sociales de España, el número de colegiados ejercientes ronda los 25.000 miembros en todo el territorio nacional.

La profesión

El Graduado Social, una vez finalizados sus estudios universitarios, se incorpora obligatoriamente, si pretende ejercer como tal, al colegio profesional donde se encuentre ubicado su despacho profesional. Ya colegiado, se convierte en técnico en materias sociales y laborales y, como tal, estudia, asesora, representa, gestiona, todos aquellos asuntos relacionados con el Derecho del Trabajo y de la Seguridad Social que le sean encomendados por particulares, empresas, administraciones y terceros.

Entre sus principales competencias asisten en representación ante los Juzgados/Tribunales del orden Social en todos aquellos asuntos que le sean encomendados por empresas, trabajadores, pensionistas, sindicatos, corporaciones, etc.. Como Graduado Social, confeccionan mensualmente las liquidaciones a la Seguridad Social que realizan las empresas, así como tramitan y asesoran todos los expedientes de jubilación, incapacidad, viudedad, orfandad, prestaciones en favor de familiares y todas aquellas otras que se realizan ante la Seguridad Social.

Los Graduados Sociales son los titulados universitarios que más derecho del trabajo y de la Seguridad Social estudian en las universidades españolas y, en consecuencia son profesionales que poseen los conocimientos especiales de la técnica y de la ciencia jurídica laboral; son "Ius-laboralistas", pues se dedican al ejercicio de la profesión jurídica laboral y al estudio de tal ciencia. Por todo, el Graduado Social es hoy en nuestra sociedad uno de los valedores de las actuaciones que se realizan en el complejo mundo de las relaciones laborales.

En el año 2006, dicha profesión cumplió 50 años de existencia. Actualmente deben cursarse un mínimo de 240 créditos en cualquiera de las Universidades españolas donde se imparten los Estudios de Ciencias del Trabajo, Relaciones Laborales y Recursos Humanos. Una vez obtenido el título, el titulado puede elegir entre desarrollar la profesión de Graduado Social mediante la incorporación a cualquiera de los Colegios Oficiales de Graduados Sociales existentes en España, o cualquier otra opción como consultor de recursos humanos y dirección de personal.

Por ello, el Graduado Social, al igual que otros profesionales jurídicos ( abogados y procuradores) está facultado legalmente para ostentar la representación procesal en juicio, aplicando sus conocimientos técnicos en la ciencia del derecho laboral y social, respondiendo a los dictámenes ajenos, situándose a favor de los derechos de su representado patrocinándolo, argumentando, alegando, protegiéndolo, mediando, haciendo uso del derecho, pidiendo y postulando en la controversia ante el Juez o Tribunal. Realiza, en definitiva, la auténtica dirección técnica del pleito en el orden jurisdiccional social.

En su despacho o asesoría, el Graduado Social aconseja a sus clientes en diferentes materias:

- VIA JUDICIAL: Representación ante los Tribunales de lo Social, (1º Instancia), en todo tipo de procedimientos laborales y de seguridad social de trabajadores y/o empresarios, Entidades: despidos, reclamación de cantidad, derechos, derechos fundamentales, prestaciones, etc. ante empresas, administración, entidades, corporaciones,..etc. Representación en el Tribunal Superior de Justicia o el que corresponda en función del pleito y su naturaleza que realice las funciones de segunda instancia, para formular, presentar y representar a las partes en el Recurso de Suplicación.

- VIA ADMINISTRATIVA: Representación y dirección técnica de procedimiento ante: Inspección de Trabajo (inspecciones, recursos, actas de infracción), centros de conciliación, reclamaciones previas a la vía jurisdiccional de lo Social. Prestaciones Contributivas y no contributivas. Ayudas sociales.

- INSS: Solicitud y tramitación de pensiones (incapacidad, invalidez, jubilación, viudedad, orfandad, maternidad, paternidad); tramitación de documentos y procedimientos específicos para la cobertura sanitaria de ciudadanos o de trabajadores.

- TESORERIA: Procedimientos de afiliación, cotización, reclamación de cuotas, de ingresos y o pagos, recaudación, etc.

- IMSERSO Y Servicios Sociales: Solicitud y tramitación de ayudas sociales, calificación de minusvalías.

- EXTRANJERIA: Solicitud de permisos de trabajo y residencia, agrupación familiar, contingentes-etc.

- PREVENCION DE RIESGOS: Asesoramiento y gestión en prevención de riesgos.

- AUDITOR LABORAL: estudios y dictámenes

- PERITO LABORAL Y DE SEGURIDAD SOCIAL, ante los Tribunales de Justicia.

- CONCILIACIONES: Conciliadores en conflictos colectivos, convenios.

- MEDIACION: mediación fuera de la esfera judicial, para que las partes que mantengan un pleito o discordancia, puedan llegar a un acuerdo.

- SERVICIOS A EMPRESAS: Los graduados Sociales, asesoran y gestionan la mayor parte de las pymes, tanto en materia laboral y de seguridad social, contabilidad, impuestos, prevención de riesgos- Representando incluso ante los organismos administrativos y judiciales.

- SERVICIOS TRABAJADORES: Asesoran a los trabajadores, y representan ante la administración o juzgados, en reclamación de derechos, cantidad, despidos, prestaciones, -etc.

- SERVICIOS A INSTITUCIONES, ORGANIZACIONES, ENTIDADES, etc,, en materia Laboral y de Seguridad Social, fiscalidad, etc.

Como laboralista, su función ante la justicia es procesal en todos los trámites del procedimiento. Es un representante técnico de la parte, a quién también de manera fáctica, protege, defiende y representa aplicando sus conocimientos especiales de la ciencia jurídica laboral, con arreglo a la lex artis.

Al comenzar a impartirse en las Universidades el nuevo título de Graduado en Relaciones Laborales y Recursos Humanos o Graduado en Ciencias del Trabajo y Recursos humanos, los Colegios Profesionales optaron por seguir llamándose Colegios Oficiales de Graduados Sociales, dando cabida en los mismos a estos nuevos graduados universitarios, cuyas competencias profesionales son muy similares a las de los Graduados Sociales, habiéndose decretado su equivalencia académica, pasando a distinguir entre la titulación universitaria y la profesional, al igual que sucede en la Abogacía, por ejemplo, donde el título académico es el de Graduado en Derecho, pero el profesional es el Abogado.

Other Languages