Gherardo Starnina

Retablo de fray Bonifacio Ferrer, Valencia, Museo de Bellas Artes.

Gherardo Starnina ( Florencia, segunda mitad del siglo XIV — inicios del siglo XV) fue un pintor italiano, identificado con el Maestro del Bambino Vispo.

Biografía y obra

Starnina habría sido discípulo en primer lugar de Antonio Veneziano y trabajado luego bajo la tutela de Agnolo Gaddi, uno de los más eminentes discípulos de Giotto.

Según Vasari,[3]​ que los ejecutó en gran parte el discípulo de Giotto.

Los frescos pertenecen a una época de transición entre la concepción alegórica del medioevo, con su carga simbólica y emotiva, y la concepción del Quattrocento, tendente a presentar las figuras como formas corpóreas, de volumen pleno y de expresión inmanente.

Vasari cuenta que Starnina estuvo en España, hacia 1380 y al servicio del rey Juan I de Castilla, según Emile Bertaux,[7]

De 1398 a 1401 vivió en Valencia, atribuyéndosele en esta ciudad la pintura del retablo de fray Bonifacio Ferrer, que también se ha atribuido a Lorenzo Zaragoza. Conservado en el Museo de Bellas Artes de Valencia, se advierte en él la evolución del pintor hacia las fórmulas propias del gótico internacional.[8]

En 1401 retornó a Florencia, correspondiendo a esta etapa final los frescos de la antigua capilla de San Girolamo y los del Museo della Colegiata de Empoli, de fuerte expresividad y vivo colorido.[9]

Other Languages