George Santayana

George Santayana
George Santayana.jpg
George Santayana en 1936.
Información personal
Nacimiento 16 de diciembre de 1863
Madrid, Bandera de España España
Fallecimiento 26 de septiembre de 1952 (88 años)
Roma, Bandera de Italia Italia
Causa de muerte Cáncer de estómago Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Hispano- estadounidense
Religión Ateísmo Ver y modificar los datos en Wikidata
Educación
Alma máter
Información profesional
Ocupación Poeta, Ensayista y Novelista
Empleador
  • Universidad de Harvard Ver y modificar los datos en Wikidata
Miembro de
[ editar datos en Wikidata]

Jorge Agustín Nicolás Ruiz de Santayana y Borrás, más conocido como George Santayana ( Madrid, 16 de diciembre de 1863Roma, 26 de septiembre de 1952), fue un filósofo, ensayista, poeta y novelista hispano- estadounidense.

A pesar de ser ciudadano español, Santayana creció y se formó en Estados Unidos. A los 48 años dejó de enseñar en la Universidad de Harvard y nunca más volvió a los Estados Unidos. Escribió sus obras en inglés, y es considerado un hombre de letras estadounidense. Su último deseo fue ser enterrado en el panteón español en Roma. Probablemente su cita más conocida sea «Aquellos que no recuerdan el pasado están condenados a repetirlo», de La razón en el sentido común, el primero de los cinco volúmenes de su obra La vida de la razón.

Biografía

Su padre, Agustín Ruiz de Santayana, fue un diplomático nacido en Zamora, intelectual y latinista (tradujo las tragedias de Séneca), además de aficionado a la pintura; su madre, Josefina Borrás (c. 1826-1912), era hija de un oficial español en las Islas Filipinas, José Borrás y Bofarull, nacida en Londres y educada en Glasgow (Escocia). Jorge fue el único hijo del segundo matrimonio de su madre, que cuando se casó con Agustín era viuda de George Sturgis (1817-1857), un comerciante de Boston con quien había tenido cinco hijos, de los que le habían sobrevivido tres. Ella continuó viviendo en Boston tras la muerte en 1857 de su primer marido, pero en 1861 se llevó a sus tres hijos supervivientes a Madrid y fue allí donde se casó en 1862 con Agustín, al que ya conocía de sus años juveniles en las Filipinas.

La familia vivió en Madrid y en Ávila, donde el joven Jorge pasó su infancia hasta que, en 1869, su madre decidió volver sola a Boston junto a los hijos de su primer matrimonio, dejando a Jorge, que entonces tenía cinco años, al cuidado de su padre en España. Jorge y su padre la siguieron en 1872; pero, no encontrando la ciudad y la vida americana de su agrado, su padre decidió al poco regresar solo a España, donde permaneció ya el resto de su vida, de forma que Jorge se quedó con su madre en Boston y no volvió a ver a su padre hasta las vacaciones de verano de su periodo como estudiante en Harvard. Sus padres vivieron así, aunque casados, separados desde que tenía cinco años. En algún momento a lo largo de este periodo Jorge americanizó su nombre a George, su equivalente en inglés. Y, pese a que desde los siete años se formó en Boston, aprendió inglés como un nativo y destacó en el mundo académico y literario estadounidense, jamás terminó de asimilar este nuevo mundo, viviendo tan ajeno y despegado de todo lo norteamericano en general que en su autobiografía Persons and Places puede leerse lo siguiente: "He procurado escribir en inglés la mayor cantidad de cosas no inglesas que he podido".

Hollis Hall, donde residió Santayana durante sus estudios en Harvard.

Santayana asistió a la Boston Latin School ( Boston, Massachusetts), la más antigua escuela pública de los Estados Unidos, reservada a los llamados "brahmanes de Boston" o clase alta de la ciudad, y luego a la Universidad de Harvard, donde estuvo bajo la tutela de William James y Josiah Royce. Este último sería también su director de tesis. Poco inclinado a las actividades deportivas, como alternativa se incluyó en no menos de once clubes, entre ellos la sociedad literaria O. K., y fundó y presidió el Club de Filosofía. Además fue editor y dibujante de The Harvard Lampoon, y cofundador de la revista literaria The Harvard Monthly. En diciembre de 1885 interpretó el papel de lady Elfrida en la pieza teatral Robin Hood y participó en la producción de Papillonetta en la primavera de su último año. Después de graduarse en la hermandad Phi Beta Kappa en 1886, estudió dos años en Berlín y regresó de nuevo a Harvard, donde hizo una tesis sobre Rudolf Hermann Lotze y enseñó filosofía, llegando de esta manera a formar parte de la Edad de oro de Harvard en la materia. De 1896 a 1897 Santayana estudió en el King's College de Cambridge, donde profundizó en el estudio de Platón y sus discípulos.

Algunos de sus alumnos en Harvard llegaron a ser famosos por méritos propios: los poetas Conrad Aiken, T. S. Eliot, Robert Frost y Wallace Stevens, el último como amigo, no alumno; los periodistas y escritores Max Eastman, Van Wyck Brooks, Gertrude Stein y Walter Lippmann; los profesores Samuel Eliot Morison, Harry Austryn Wolfson y Horace Kallen; un miembro del Tribunal Superior de Justicia ( Felix Frankfurter), diversos diplomáticos (incluyendo a su amigo Bronson Cutting), un rector universitario ( James B. Conant) y el primer negro que se doctoró en Filosofía en los Estados Unidos, W. E. B. Du Bois.

En 1912, una herencia de su madre le permitió retirarse de Harvard y pasar el resto de su vida en Europa. Después de residir algunos años en París y Oxford, estableció su residencia en Roma, en el Convento de las Hermanas Azules, alrededor de 1920; allí recibió numerosas visitas ( Edmund Wilson, Robert Lowell, Gore Vidal...) hasta el punto de bromear diciendo que, como el Papa, recibía "visitas que no estaba obligado a devolver". Eso no significa que se mantuviera aislado: mantuvo una correspondencia ciclópea de la que se han recuperado 3000 misivas enviadas a unos 300 corresponsales, publicada en ocho volúmenes entre 2001 y 2008.[1] Finalmente murió allí en 1952 y está enterrado en el Panteón de la Obra Pía Española del cementerio de Campo Verano, en Roma.

Durante sus 40 años en Europa escribió 19 libros y rechazó importantes posiciones académicas. La mayoría de sus amigos y corresponsales fueron estadounidenses, incluyendo su asistente y eventual productor literario, Daniel Cory. Ya anciano, Santayana se encontró en el candelero otra vez, en parte porque sus memorias noveladas, The Last Puritan (1935), fueron muy bien acogidas generándole una nueva fuente de ingresos, de manera tal que pudo apoyar a otros filósofos como Bertrand Russell (aunque no estaba de acuerdo con él ni en el terreno filosófico ni en el político). Santayana nunca se casó y vivió muy discretamente su homosexualidad, que el radical Max Eastman ridiculizó dejándola entrever en público.

Other Languages
беларуская: Джордж Сантаяна
čeština: George Santayana
Esperanto: George Santayana
français: George Santayana
Gàidhlig: George Santayana
Bahasa Indonesia: George Santayana
Nederlands: George Santayana
norsk bokmål: George Santayana
português: George Santayana
Simple English: George Santayana
slovenčina: George Santayana
slovenščina: George Santayana
српски / srpski: Џорџ Сантајана
Kiswahili: George Santayana
українська: Джордж Сантаяна