Gastronomía del Tíbet

Mesa con cubertería y platos típicos del Tíbet. Es de destacar el colorido.

La gastronomía del Tíbet se caracteriza por las duras condiciones ambientales que marcan las grandes altitudes del Tíbet (a más de 4.500 msnm), lo que hace que los ingredientes de sus platos tengan un alto contenido energético, así como abundante aporte proteínico.

Ingredientes

Cereales

Los ingredientes se adaptan a las condiciones de altura en las que se ubica el territorio del Tíbet. Comen algunos cereales (no se incluye el arroz, ya que no crece a esta altura): casi únicamente cebada. Puede decirse que la alimentación diaria es la típica del pueblo tibetano, que es nómada, y se fundamenta en dos alimentos muy energéticos: la tsampa, que consiste en harina de cebada tostada (enrollada en pasta cocida, llamada momos), y el té tibetano (chas), que es el té con mantequilla elaborado con leche de yak y sal (denominado a veces té salado).

Carnes

En el terreno de las carnes, se alimentan de la de yak, de la de oveja o de la de cabra, a veces secada o en forma de guisos con patatas. También aprovechan la leche para hacer laxi, que es una especie de yogur batido y un poco de miel. Se comen quesos, los cuales son muy apreciados. No existen platos de pescado.

Especias

Entre las especias más típicas están las semillas de mostaza, que se pueden cultivar a esta altitud.

Other Languages