Freddy vs. Jason

Freddy vs. Jason (titulada Freddy vs. Jason en Hispanoamérica y Freddy contra Jason en España) es una película slasher de 2003 dirigida por Ronny Yu. Es un crossover entre las franquicias de Friday the 13th y A Nightmare on Elm Street en la que sus antagonistas Jason Voorhees y Freddy Krueger se enfrentan. La película es también el final de cada franquicia, con exclusión de los remakes de 2009 y 2010. Cronológicamente, está ambientada después de los eventos de Freddy's Dead: The Final Nightmare y Jason Goes to Hell: The Final Friday pero antes de Jason X e ignora los de Wes Craven's New Nightmare.

Argumento

Estatua de Jason y Freddy, asesinos de Viernes 13 y Pesadilla en Elm Street.

Freddy Krueger se encuentra atrapado en el infierno como una consecuencia de que la nueva generación de adolescentes de Springwood no saben de su existencia o lo han olvidado gracias a los adultos del pueblo, debido a esto Freddy es incapaz de volver de la muerte. Determinado a hacer que lo recuerden y le teman, localiza a Jason Voorhees, el asesino de Crystal Lake, en el infierno, y se disfraza como Pamela Voorhees, la madre de Jason. Él convence a Jason a levantarse de nuevo e ir a Springwood para asesinar adolescentes; aunque Jason los matará, Freddy será culpado y así el miedo creciente le permitirá recuperar sus poderes.

Jason llega a la residencia 1428 de Elm Street, ahora propiedad de Lori Campbell ( Monica Keena) y su viudo padre. Mientras Lori y sus amigos Kia, Gibb, Blake y Trey están en la casa, Trey y Gibb van a la habitación de Lori para tener sexo mientras los otros se quedan abajo. Cuando Gibb se va a duchar, Trey es asesinado brutalmente por Jason en la cama. El grupo es llevado a la estación de policía para ser interrogado. Después de escuchar a varios agentes de la policía discutir sobre que podría ser Freddy, Lori se queda dormida y tiene un sueño acerca de él, permitiéndole obtener algunos de sus poderes de vuelta. Más tarde, Freddy trata de matar a Blake en su casa (quien también escucho su nombre), pero es incapaz de hacerle daño, por lo que decide dejar que Jason continúe matando lo que lleva a la muerte de Blake y su padre. A fin de evitar las sospechas sobre Freddy, la afirmación de la policía es que Blake, drogado, mató a Trey, a su propio padre, y luego se suicidó.

Lori empieza a tener sueños recurrentes acerca de Freddy y les informa a Kia y Gibb al respecto. Más tarde, Lori se reúne con su ex novio, Will Rollins, y su amigo Mark, que estuvieron internados en el manicomio Westin Hills y del cual escaparon después de enterarse de los asesinatos en Elm Street. Will y Mark empiezan a sospechar que Freddy está de regreso gracias a que el hermano de Mark sabía sobre el asesino antes de su misterioso suicido. Mark también se da cuenta que gracias a que Lori ha tenido sueños con Krueger ahora todos sus compañeros de la escuela saben sobre el asesino.

En una fiesta rave, Gibb se queda dormida y tiene un sueño donde ella es atacada por Freddy después de que tomó la forma del difunto Trey, llevándola a su trampa. Un raver de la fiesta intenta violar a Gibb, pero entonces aparece Jason y los mata a ambos atravesándolos con un tubo, enfureciendo a Freddy porque perdió a su víctima, y se da cuenta de que Jason es más difícil de controlar que antes, quien masacra a varios adolescentes en la fiesta.

Poco después de la fiesta Will y Lori tratan de preguntarle a Mark todo lo que sabe sobre Krueger pero este es asesinado por Freddy quien ya ha recuperado sus poderes. Will también le revela a Lori que la razón por la que fue enviado a Westin Hills fue porque contemplo al padre de Lori asesinar a su esposa pese a que Lori en un principio lo duda esta termina convenciéndose cuando su padre rehúsa a darle una explicación y huye con Will. Al día siguiente Will, Lori, Kia y dos compañeros Freeburg y Linderman, escapan y se reúnen con el oficial Stubbs que les revela la identidad de Jason. Con lo poco que saben de ambos asesinos descifran el plan original de Freddy y que él está perdiendo el control sobre Jason. Will recuerda que en el hospital psiquiátrico le daban una medicina experimental llamada Hypnocil, una droga que les impide soñar mientras duermen por lo que se dirigen hacia Westin Hills. En Westin Hills, mientras el grupo intenta encontrar la medicina, Freddy posee el cuerpo de Freeburg mientras este se drogaba y se deshace del Hypnocil. Jason electrocuta a Stubbs y es confrontado por Freddy en el cuerpo de Freeburg, quien inyecta a Jason con dos frascos de tranquilizantes pero Jason parte en dos a Freeburg antes de caer inconsciente. Ya dormido se encuentra con Freddy en el mundo de los sueños donde Freddy pretende deshacerse de él porque ya no lo necesita pero le resulta difícil gracias a la gran resistencia de Jason para recibir daño.

Will, Lori, Kia y Linderman se llevan al inconsciente Jason atado al campamento Crystal Lake como parte del plan de Lori para regresar a su hogar y así pierda el interés en perseguirlos en caso de que derrote a Krueger, no obstante a medida que el tranquilizante para retener a Jason se agota, Lori decide usar la ultima dosis para ayudar a Jason y traer a Freddy al mundo real. Mientras tanto en el mundo de los sueños, Freddy descubre el miedo de Jason hacia el agua y lo usa a su favor para torturarlo.

Antes de que Freddy logre matar a Jason, Lori entra en el mundo de los sueños e interrumpe la pelea, causando que Jason se despierte en mundo real e intente atacar al grupo. Freddy, enfurecido, intenta matar a Lori en el mundo de los sueños y le revela que él fue quien mató a su madre y no su padre como había creído anteriormente. Will lleva a Lori dormida a una cabaña cerca del lago Crystal Lake para tratar de despertarla. Después, Jason ataca al grupo y causa un incendio en la cabaña. Kia y Linderman intentan atacar a Jason, pero los repele a ambos y hiere gravemente a Linderman. Justo cuando Freedy se encontraba a punto de violar a Lori esta logra traerlo al mundo real lo que da inicio a una nueva pelea entre los dos en donde Jason tiene más ventaja. Linderman muere desangrado mientras Kia busca reunirse con los demás pero muere asesinada por Jason al intentar distraer a Freddy.

Freddy y Jason continúan su batalla y Lori decide quedarse a presenciar el combate con tal de asegurarse de ver morir a Freddy. A medida que la pelea progresa Freddy gana ventaja sobre Jason hasta el punto en que se encuentra a punto de matarlo con su propio machete. Sin embargo Lori y Will hacen explotar tanques de gas en el muelle para matar a Freddy y a Jason. Cuando el fuego empieza a extenderse, Jason arranca el brazo con garras de Freddy y Freddy clava el machete de Jason en el pecho de éste. La explosión resultante envía a los dos al lago. Freddy sale del lago e intenta matar a Lori y Will con el machete de Jason, pero antes de hacerlo Jason ataca desde atrás a Freddy con el brazo con cuchillas que le arrancó, y después cae al agua. Lori toma el machete y lo usa para decapitar a Freddy, y luego lanza el machete al lago mientras ve cómo Jason se hunde. Lori y Will, aunque heridos, logran escapar ahora convencidos de que el combate acabo con la muerte de ambos asesinos.

A la mañana siguiente, Jason sale del lago, llevando su machete y la cabeza cortada de Freddy, que sonríe y guiña un ojo a la audiencia.

Other Languages