Finlandización

Bandera de Finlandia.
Mapa de Finlandia.

El término de finlandización (en alemán, Finnlandisierung; en inglés finlandization; en finés Suomettuminen; en sueco Finlandisering) fue acuñado por los medios de comunicación occidentales durante la guerra fría para describir la política de neutralidad exterior ejercida por Finlandia.

En opinión de dichos medios y los ámbitos de la política internacional que propagaban este término, ese país nórdico, aun estando situado al oeste de la cortina de acero, evitaba la toma de postura en los asuntos que pudieran irritar a la Unión Soviética, lo cual, en la práctica, tuvo como consecuencia la reducción de la soberanía política del país. Según esta interpretación, Finlandia (y en menor medida Austria) pertenecía, en muchos casos, al ámbito de la influencia soviética, a pesar de conservar su sistema de democracia occidental y no mantener estacionadas en su suelo a fuerzas soviéticas como los países al este del telón de acero.

Los primeros en emplear este término fueron los políticos alemanes que tenían miedo de que el desequilibrio de las fuerzas a favor del Pacto de Varsovia permitiera a la Unión Soviética ejercer una tutela sobre la República Federal de Alemania al estilo finlandés. El concepto fue recuperado por la OTAN, para justificar una mayor presencia militar estadounidense en Alemania y el despliegue de los misiles Pershing en este país.

Doctrina de Paasikivi-Kekkonen

En Finlandia, esta política exterior se conocía por el nombre de doctrina de Paasikivi-Kekkonen, bautizada según dos presidentes de la postguerra ( Juho Paasikivi y Urho Kekkonen), cuya piedra angular era, en palabras del presidente Paasikivi, tener en cuenta la "especial situación geopolítica del país", dotado de casi 700 kilómetros de frontera común con la URSS, país que controlaba además la orilla sur del Golfo de Finlandia. Según esta visión, Finlandia debía abstenerse de irritar a la Unión Soviética, porque ésta era una simple actitud de "realismo político" (o Realpolitik) para Finlandia, quien después de haberse enfrentado durante la primera mitad del siglo XX en tres guerras con su poderoso vecino del este, había logrado evitar la ocupación soviética y conservar su independencia.

Tanto Paasikivi como Kekkonen consideraban que la realpolitik finlandesa exigía mantener las mejores relaciones posibles con la URSS para así evitar un conflicto armado muy desigual donde Finlandia (con 4 millones de habitantes hacia 1950) podría convertirse en satélite de la Unión Soviética o ser anexada por ésta (la URSS contaba con más de 170 millones de habitantes en esos mismos años).

Las dificultades finlandesas aumentaban en tanto tras la Segunda Guerra Mundial la URSS era una superpotencia mundial con un régimen político y económico comunista, totalmente opuesto a la democracia parlamentaria que Finlandia practicaba desde su independencia en 1917. El desafío del gobierno de Helsinki sería entonces preservar la soberanía finlandesa y su régimen político interno frente a un vecino mucho más poderoso y potencialmente hostil.

Other Languages
العربية: فنلدة
беларуская: Фінляндызацыя
čeština: Finlandizace
Esperanto: Finnlandiĝo
français: Finlandisation
한국어: 핀란드화
lietuvių: Finliandizacija
Nederlands: Finlandisering
norsk bokmål: Finlandisering
română: Finlandizare
українська: Фінляндизація
Tiếng Việt: Phần Lan hóa
中文: 芬蘭化