Fernando Romeo Lucas García

Fernando Romeo Lucas García

Coat of arms of Guatemala.svg
37.º Presidente de la República de Guatemala
1 de julio de 1978-23 de marzo de 1982
Primer ministro Héctor Montalván Batres[a]
Vicepresidente Óscar Mendoza
(1980-1982)
Francisco Villagrán
(1978-1980)
Predecesor Kjell Laugerud
Sucesor Efraín Ríos Montt

Coat of arms of Guatemala.svg
Director de la Franja Transversal del Norte
1977-1 de julio de 1978
Presidente Kjell Eugenio Laugerud García

Ministerio de la Defensa Nacional Guatemala.png
Ministro de la Defensa
1975-1977

Información personal
Nacimiento 4 de julio de 1924 Ver y modificar los datos en Wikidata
San Juan Chamelco, Guatemala Ver y modificar los datos en Wikidata
Fallecimiento 27 de mayo de 2006 Ver y modificar los datos en Wikidata (81 años)
Puerto La Cruz, Venezuela Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Guatemalteca Ver y modificar los datos en Wikidata
Familia
Cónyuge Elsa Cirigliano
Información profesional
Ocupación General
Patrimonio Su familia poseía grandes extensiones de tierra en Alta Verapaz; tras la creación de la Franja Transversal del Norte en 1970, se calcula que llegó a poseer el 30% del área de Alta Verapaz, e inversiones en aserraderos y petroleras en la Franja.[2]
[ editar datos en Wikidata]

Fernando Romeo Lucas García ( San Juan Chamelco, 4 de julio de 1924 - Puerto la Cruz, 27 de mayo de 2006) fue un terrateniente, militar y político guatemalteco; su familia poseía grandes extensiones de tierra en el área que desde la década de 1970 se conoce como la Franja Transversal del Norte. Se desempeñó como ministro de la Defensa y coordinador del proyecto de la Franja Transversal del Norte durante el Gobierno del general Kjell Eugenio Laugerud García y luego como presidente de Guatemala del 1 de julio de 1978 al 23 de marzo de 1982, cuando fue depuesto por un golpe de Estado liderado por oficiales jóvenes del ejército que colocaron al general Efraín Ríos Montt al frente de un triunvirato militar integrado también por los coroneles Horacio Maldonado Shaad y Francisco Gordillo. Recibió un país en que la izquierda se había fortalecido y la organización popular urbana y rural estaba en su apogeo, con miembros de los grupos marxistas Ejército Guerrillero de los Pobres (EGP) ―radical― y Partido Guatemalteco del Trabajo (PGT) ―moderado― incorporados en las directivas de los principales grupos sindicales y estudiantiles, e incluso, en las más altas posiciones de la Universidad de San Carlos de Guatemala. Su gestión, empañada por un fraude electoral, se vio enfrentada con fuertes protestas dirigidas por las organizaciones populares contra las concesiones a empresas internacionales ―especialmente para la explotación de petróleo y níquel en la Franja Transversal del Norte―, lo que lo obligó a tomar fuertes medidas represivas para desarticular la dirigencia de la oposición y retomar el control de país. La represión dirigida por su Gobierno fue de tal magnitud, que este estuvo enmarcado por graves denuncias internacionales de violaciones de derechos humanos, aunque contaba con el apoyo de la administración de los presidentes estadounidenses Jimmy Carter y Ronald Reagan, quienes veían con preocupación el avance de las revoluciones comunistas en El Salvador y Nicaragua en esos años y por los intereses de sus connacionales en Guatemala.[4]

Biografía

Nació en San Juan Chamelco, Alta Verapaz; siendo hijo de Fernando Lucas Juárez y Concepción García de Lucas.[6]

Se graduó de oficial en la Escuela Politécnica, en 1949 y en 1960, siendo ya capitán del Ejército de Guatemala heredó las fincas Saquixquib y Punta de Boloncó al nororiente de Sebol ( Alta Verapaz), con una extensión de 15 caballerías cada una. En 1963 compró la finca «San Fernando» El Palmar de Sejux con una extensión de 8 caballerías, y finalmente compró la finca «Sepur», cercana a «San Fernando», con una extensión de dieciocho caballerías.[7]

En 1975 alcanzó la jefatura de Estado Mayor del Ejército de Guatemala,[5]

Su situación en el ejército era privilegiada, ya que hasta pocos meses antes de la campaña electoral de 1977 dejó el ministerio de la Defensa; además de pertenecer al círculo militar más importante e influyente, su cargo como ministro le dio la oportunidad de colocar en las más altas jerarquías del Ejército a oficiales de su más absoluta confianza, haciendo a la institución armada más cohesiva.[6]