Feria de Albacete

Feria de Albacete
Espectáculo de luz sobre la Puerta de Hierros del Recinto Ferial de Albacete. Feria de Albacete 2014.jpg
Recinto Ferial de Albacete. Templete de la Feria. Feria de Albacete.jpg Puerta Principal de la Plaza de toros de Albacete. 2.jpg
Recinto Ferial de Albacete. Feria de Albacete 17.jpg
Moros Albacete.jpg Capilla Virgen de los Llanos Recinto Ferial de Albacete.jpg Jinetes.jpg

Nombre oficial Feria de Albacete
Otros nombres La Feria, Feria de Septiembre, La Septembrina, La mejor feria de España
Tipo Interés Turístico Internacional
Sede Paseo de la Feria
Recinto Ferial de Albacete
Ejidos de la Feria
Plaza de toros de Albacete
Ubicación Feria Albacete-Bandera.svg  Albacete Flag of Spain.svg  España
Comienzo 7 de septiembre
Término 17 de septiembre
Organizador Ayuntamiento de Albacete
Participantes Más de 2.500.000 personas ( 2015)[3]
Motivo En honor a la Virgen de Los Llanos
Origen 1200 (en 1375 Albacete recibe oficialmente el derecho a celebrar una feria anual)[4]
Confirmación 1710, por Felipe V
Área principal Más de 180 000 m2 en la zona centro de la ciudad[5]
Página oficial
[ editar datos en Wikidata]

La Feria de Albacete es la fiesta grande, declarada de Interés Turístico Internacional, que se celebra anualmente del 7 al 17 de septiembre en honor a la Virgen de Los Llanos en la ciudad española de Albacete.[14]

En 2009, la Feria de Albacete ganó el Concurso a la Mejor Fiesta de España de Telecinco,[16] en 2013.

La Feria de Albacete es una de las ferias más antiguas de España.[20] Pero sin duda el momento que marcó históricamente a la Feria de Albacete y a la ciudad fue el 6 de marzo de 1710: en plena guerra de sucesión, el primer Borbón, Felipe V, dio a la ciudad el privilegio de realizar una feria franca anual con una duración de cuatro días que, con el transcurso de los años, pasó a tener 10 días como en la actualidad.

En 1783 se construyó el Recinto Ferial de Albacete, conocido popularmente como La Sartén o Los Redondeles, en la ubicación actual. El edificio ferial, con planta en forma de sartén, es un ejemplo de arquitectura manchega orientada hacia la actividad comercial. El cuerpo de la sartén está formado por anillos concéntricos que albergan puestos comerciales.

Historia

Plano actual del Recinto Ferial de Albacete.

El origen de la Feria de Albacete se encuentra en 1375, cuando Albacete se separa de Chinchilla y se convierte en villa, adquiriendo oficialmente el derecho a celebrar una feria anual, otorgado por el Marqués de Villena,[22]

Ya en el siglo XV se cita una feria o mercado regular ubicado en la calle de la Feria. Esta calle ha mantenido su denominación hasta nuestros días, uniendo la Iglesia de San Juan con las eras de Santa Catalina, ubicación correspondiente al actual Recinto Ferial. Precisamente era en estas donde se vendía el ganado. El mercado tenía una duración de 10 días, que en un principio se celebraba a partir del 30 de noviembre, y más tarde a partir del 28 de agosto.

Vista general de la Feria de Albacete; grabado publicado en El Museo Universal el 25 de noviembre de 1866.
Vista de un rincón del Recinto Ferial de Albacete.

En el siglo XVII se trasladó fuera del casco urbano, como una actividad económica paralela a la romería que se hacía cada 8 de septiembre al sitio de Los Llanos. Allí, junto a la ermita de la Virgen, se fundó en 1672 un convento franciscano que desempeñó un destacado papel en la época. En 1683 se solicitó al rey Carlos II su declaración de feria franca por 3 días (7, 8 y 9 de septiembre) y su ubicación en las proximidades del convento, en el sitio de Los Llanos, ya que esto posibilitaba un mayor número de limosnas.

Aunque esta petición no fue satisfecha, el 6 de marzo de 1710, Felipe V concedió el privilegio de feria franca por término de 4 días (del 7 al 11 de septiembre).[23] El Concejo dispuso que se celebrara en el casco urbano, en la calle y la Plaza Mayor, pero los feriantes seguían acudiendo al sitio de Los Llanos. En el periodo que va de 1710 a 1712, que ha llegado a calificarse como el de la feria dividida, esta se celebraba 2 días en el lugar indicado por el Concejo y el resto en los aledaños del convento franciscano.

Los intentos municipales de llevar la feria de nuevo a Albacete pasaron por la compra en 1767 de unas lonjas con el fin de realizar un recinto ferial. Dicho proyecto nunca se realizó, pero en 1783 se acordó realizar un edificio en las eras de Santa Catalina. Este fue inaugurado el 7 de septiembre de 1783 y terminado totalmente al año siguiente. A partir de esa fecha, la Feria se celebraría en el casco urbano de Albacete. Posteriormente, el Recinto Ferial ha sido objeto de numerosas ampliaciones y reformas. La última data del año 2010.

La feria dejó de celebrarse los años 1937 y 1938 por el paréntesis de la Guerra Civil Española.[24]

Reformas del Recinto Ferial

Templete de la Feria ( Daniel Rubio, 1912), de estilo modernista, en el interior del Círculo Ferial.
Vista de la Noria desde el Primer Anillo del Recinto Ferial de Albacete.

En el momento de la inauguración, en 1783, el edificio, realizado en el plazo de 33 días siguiendo los planos del arquitecto albacetense Josef López Ximénez, sólo constaba de los muros exteriores y del círculo interior. Fue totalmente terminado al año siguiente, 1784, por el maestro Antonio Cuesta, que mejoró el proyecto de Ximénez añadiendo un segundo anillo y alargando la calle de entrada (el llamado rabo de la sartén).

Aunque sus dimensiones eran quizás excesivas para el momento (en 1778 la ciudad solo tenía 7200 habitantes y unas 60 calles),[26]

  • En 1876 se cambiaron las columnas de los círculos centrales por las actuales de hierro.
  • Hasta 1877, en el centro del Recinto Ferial había una balsa que tenía gran importancia para abastecer al ganado que se congregaba en la feria. Ese año se elimina la balsa y se sustituye por un quiosco.
  • En 1888 se abren dos puertas laterales junto a la portada principal para facilitar los accesos masivos al recinto.
  • En 1912 se construye el quiosco modernista del círculo central (el Templete de la Feria), diseño de Daniel Rubio. El mismo que, restaurado, se conserva en la actualidad.
  • En 1944 se realizan obras de ampliación añadiendo el tercer círculo de la Sartén, el salón de exposiciones y los dos pabellones del paseo de entrada. Todo ello siguiendo los planos de Manuel Ortiz y Julio Carrilero.
  • En 1974 la portada neoclásica se cambia por la actual de ladrillo blanco, siguiendo el diseño del arquitecto Manuel Carrilero.
Other Languages