Estandarte imperial

Estandarte de Carlos V, emperador del Sacro Imperio y heredero de varias monarquías europeas.

El término estandarte imperial hace referencia al estandarte empleado para indicar la presencia de la persona de un monarca con el título imperial. Aunque frecuentes en el pasado en la actualidad sólo se conserva uno, el estandarte imperial de Japón, que pertenece al único monarca reinante que continúa ostentando el título de emperador.

Europa

Imperio Romano

Vexillum romano.

Los signa militaria eran las insignias o estandartes (enseñas) romanos. El Águila romana (aquila en latín) era un símbolo que acompañaba a la legión romana. Estaba hecha de plata o bronce, con alas extendidas. La legión también utilizaba como emblema las siglas SPQR "Senatvs Popvlvs Qve Romanvs", cuya traducción es «el Senado y el Pueblo Romano».

Al convertirse el emperador Constantino al cristianismo, decidió usar como enseña la cruz y el monograma de Cristo, este estandarte fue denominado lábaro.

Imperio Bizantino

Emblema de la .


El águila bicéfala, de origen hitita, fue símbolo de los , la última dinastía reinante en el Imperio bizantino, desde el siglo XIII al XV. El águila era representada con las alas extendidas, explayada en terminología heráldica, de sable (negro heráldico) o de oro (amarillo). Este emblema, que por extensión lo fue también del conjunto del Imperio Bizantino, aludía a la superioridad y de integración, como sucesores del Imperio de Roma, de las dos herencias de Oriente y de Occidente. Sin embargo, los Paleólogo también emplearon otro símbolo menos conocido, una cruz con cuatro betas en oro en los cuarteles campo de gules (rojo heráldico). Estas betas, con forma de eslabones representan el lema de esta dinastía "Βασιλεύς Βασιλέων, Βασιλεύων Βασιλευόντων", transcrito Basileus "Basileon, Basileuon Basileuonton" (“Rey de reyes, que reina sobre los que reinan”). Este último símbolo figuraba cuartelado con la cruz de San Jorge en la única enseña bizantina de aquella época cuya existencia ha sido constatada, aparece documentada en un atlas castellano de mediados del siglo XIV.[2]

Sacro Imperio Romano Germánico

Heiliges Römisches Reich - Reichssturmfahne vor 1433.svg
Banner of the Holy Roman Emperor with haloes (1400-1806).svg
Estandartes imperiales del Sacro Imperio Romano,
* S. XII-XV.
* S. XV-1806.
(Sin blasones personales).

Los estandartes de los emperadores del Sacro Imperio (962-1806) recogían sobre un paño, los colores de sus escudos de armas. El elemento más importante de los mismos fue el águila, representada de sable y explayada (negra y con las alas extendidas) sobre fondo de oro. La adopción de estos elementos pudo responder a la idea de la "Restauratio imperi" que presentaba al Sacro Imperio Romano y anteriormente, el Imperio carolingio como sucesores de la Antigua Roma, al igual que sucedió en Bizancio. El águila sobre fondo de oro apareció en el estandarte del emperador Federico I Barbarroja a comienzos del siglo XII, consolidándose como símbolo imperial durante aquel siglo. La figura del águila, al poseer un carácter heráldico y ser de naturaleza simbólica, apareció representada desde entonces de forma convencional, no natural, con un diseño estilizado.[3]​ En un primer momento el águila contaba únicamente con una cabeza, fue después de la coronación de Segismundo de Luxemburgo como emperador en 1433 cuando, por influencia bizantina, el águila bicéfala comenzó a figurar en la heráldica de los emperadores y por tanto en sus estandartes. Durante el siglo XV también se comenzó a situar los blasones dinásticos de cada emperador sobre el pecho del águila.[5]

Imperio Austríaco

Estandarte imperial austríaco.
(Siglo XIX)

En 1806 el Sacro Imperio fue abolido en la reorganización napoleónica de Alemania. Para mantener su título imperial, el último emperador Sacro-Romano Francisco II, elevó a Austria de la categoría de archiducado a la de imperio y se hizo llamar desde entonces Francisco I de Austria.[6]​ El estandarte del emperador austríaco continuó siendo de color amarillo, con los bordes adornados con un dentado, característico de Austria, con los colores negro, amarillo, rojo y blanco. Sobre el pecho del águila aparecía situado el blasón de la Casa de Habsburgo-Lorena, con las armas de Habsburgo, Austria y Lorena, y que fue conocido como escudo pequeño del Imperio Austríaco. El escudo apareció representado con todos sus adornos exteriores junto con los blasones de algunos territorios integrados en el Imperio, de pequeño tamaño. A finales del siglo XIX en el estandarte del emperador se incorporaron ocho coronas imperiales austriacas cerca de los bordes. La emperatriz utilizó el mismo estandarte con el mismo escudo (sin sus armas personales) pero con cuatro coronas y los archiduques sin ninguna. En 1915 se sustituyó el color amarillo del fondo por el púrpura en los estandartes usados por la Familia Imperial. La tonalidad del color púrpura empleado en estandarte de los archiduques fue diferente, anaranjada, para poder diferenciarlo del estandarte imperial.[9]

Imperio Alemán

Estandarte del Káiser de Alemania. (Versión usada entre 1888 y 1918)

Durante el Imperio Alemán (1871-1918) el káiser (Emperador) utilizó un estandarte que consistió en una enseña cuadrada, de color púrpura (rojo en la práctica) durante los primeros meses y posteriormente amarillo, el color que había sido utilizado por los emperadores del Sacro Imperio. En la parte central del estandarte figuraba el escudo mediano del emperador, timbrado con la corona heráldica del Imperio Alemán y rodeado por el collar de la Orden del Águila Negra. Detrás del escudo se encontraba representada la Cruz de Hierro, cargada con la siguiente expresión "GOTT-MIT-UNS" ("Dios con nosotros") y el año 1870, fecha en que Prusia derrotó a Francia en la Batalla de Sedán pudiendo culminar el proceso de unificación alemana. El fondo estaba decorado con águilas y coronas heráldicas Imperio Alemán, de pequeño tamaño. En 1888 se introdujeron pequeñas modificaciones que únicamente afectaron al diseño del estandarte.[11]

Rusia

Estandarte del Emperador de Rusia (Versión usada entre 1858 y 1917).
Estandarte de Napoleón III.

Desde los tiempos de Catalina la Grande el estandarte imperial de Rusia consistió en una bandera de color amarillo con el escudo pequeño del emperador en su centro. En el escudo de los monarcas rusos figuraba desde el siglo XV, por influencia bizantina, el águila bicéfala porque al producirse la Caída de Constantinopla en 1453, los monarcas del Principado de Moscú se consideraron herederos del Imperio Bizantino. La última versión del estandarte del zar de Rusia, sin cambios substanciales, fue aprobada en 1858. Desde aquel año, cuando el zar embarcaba en algún navío de la Armada Rusa, se izaba otro estandarte, con el mismo diseño pero con fondo rojo, simbolizando el color púrpura.[12]

II Imperio Francés

Napoleón III, a diferencia de su tío, que no había utilizado ningún estandarte personal, empleó como enseña una bandera tricolor francesa con el escudo imperial y adornada con abejas.[13]

Imperio Otomano

Estandarte del Sultán Otomano.
(Finales del siglo XIX-1923)

El Imperio otomano (1299-1923) utilizó numerosas enseñas durante su dilatada existencia. También los sultanes contaron con numerosas banderas personales, que en ocasiones variaron en función de las ceremonias de estado. En 1917 el sultán utilizaba un estandarte de color rojo, probablemente simbolizando el color púrpura. En su parte central figuraba una estrella, semejante a las placas de las órdenes militares, que rodeaba al Tughra que era un símbolo compuesto por las firmas de los ocho sultanes otomanos más relevantes y fue utilizado como sello por sus sucesores.[14]

Other Languages