Esquela

Esquelas a la puerta de una iglesia de Cracovia.
Avisos fúnebres en la edición del 3 de enero de 1940 en el períodico Jornal do Brasil.

Una esquela, a veces también llamado aviso fúnebre o aviso mortuorio, es una nota recuadrada en negro que publicada en un medio de comunicación o afichada en un lugar público, da noticia del fallecimiento de una persona. Primitivamente, se llamaba esquela a una carta breve que se utilizaba para citar o convidar a algunas personas a una reunión o a un homenaje. Posteriormente, este término derivó hacia el aviso del fallecimiento de una persona alcanzando finalmente el sentido actual, aunque el vocablo aún hoy día también se aplica para señalar cualquier mensaje breve y escrito, tanto impreso como manuscrito, dirigido a una persona concreta o dirigido a un colectivo, y que de alguna forma se entrega o se hace circular.[5]

Las esquelas fúnebres por lo general son publicadas por los familiares del fallecido, aunque también así proceden otras personas allegadas a él, como compañeros del trabajo, camaradas, socios, etc.

Formato y redacción

Aviso de muerte del inventor Polaco Jan Szczepanik.
Ejemplo de esquela ( obituario).

El formato tradicional de redacción de las esquelas incluye generalmente los siguientes aspectos:

  • Borde o recuadro en negro o gris.
  • En el caso de que el fallecido perteneciera a alguna religión, se utiliza el símbolo religioso centrado en la parte superior del recuadro.
    • En las esquelas católicas se incluye una cruz negra en la parte superior y la fórmula Q.E.P.D. (Que En Paz Descanse) o su equivalente en latín R.I.P. (Requiescat In Pace) bajo el anuncio del fallecimiento, así como opcionalmente se inserta una cita bíblica relacionada al fallecimiento, o se solicita se haga una oración.
    • En las esquelas judías se incluye una Estrella de David negra en la parte superior y la abreviatura Z.L (Zijronó Liberajá) bajo el nombre del fallecido.
  • Los nombres y apellidos del difunto van en negrita y letra grande.
  • Debajo del nombre: títulos nobiliarios y académicos, o bien el cargo, título o alias. También suelen utilizase frases indicando un motivo por el que se conocía al difunto. Este texto se escribe en un tamaño de letra menor que el nombre del fallecido, y generalmente en cursiva.
  • Edad del muerto, y fecha y lugar de fallecimiento.
  • Los nombres por orden de importancia de las personas que lo comunican (principalmente sus parientes próximos y sus más allegados), en muchos casos incluyendo una fórmula del tipo ruegan una oración por su alma.
  • También indicación de la fecha y hora del velatorio y entierro, así como de las misas encargadas para el difunto o cualquier otro homenaje o acción destacada que se contemple hacer en esos días.
Other Languages
euskara: Eskela