Escuela Técnica Superior de Ingeniería Civil (Universidad Politécnica de Madrid)

Escuela Técnica Superior de Ingeniería Civil
EUITOP.jpg
Acrónimo ETSIC
Forma parte de Universidad Politécnica de Madrid
Fundación 1857
Localización
Dirección C/ Alfonso XII, nº3 y 5
28014 Madrid, España
Coordenadas 40°24′26″N 3°41′10″O / 40.40728611, 40°24′26″N 3°41′10″O / -3.68616389
Administración
Director Javier Olmedo Armada
Sitio web
http://www.ingenieriacivil.upm.es/
[ editar datos en Wikidata]

La Escuela Técnica Superior de Ingeniería Civil (ETSIC) es un centro docente de la Universidad Politécnica de Madrid.

Imparte el título de grado en Ingeniería Civil (programa adaptado al Espacio Europeo de Educación Superior), permitiendo también cursar exámenes del extinto plan de Ingeniería Técnica de Obras Públicas.

Historia

Se fundó como Escuela Especial de Ayudantes de Obras Públicas por Real Decreto de 4 de febrero de 1857 durante el reinado de Isabel II con el fin de “dar la instrucción conveniente a los individuos que en adelante aspiren a ingresar como facultativos en el servicio de Obras Públicas”, con el impulso del ministro de fomento Claudio Moyano, siendo su primer Director Don Calixto de Santa Cruz, director a la vez de la Escuela de Ingenieros de Caminos, Canales y Puertos. A su creación compartía con la Escuela de Ingenieros de Caminos el mismo Director y el mismo edificio, situado éste la antigua calle del Turco (ahora calle del Marqués de Cubas), que ahora acoge la Real Academia de Jurisprudencia y Legislación.

Ya desde su comienzo obtuvo brillantes resultados en la formación del Cuerpo de Ayudantes de Obras Públicas, los funcionarios que el Estado necesitaba para la ejecución de dichas obras, el cual había sido creado en 1854, tres años antes de la fundación de la Escuela. El ingreso en el Cuerpo de Ayudantes se hacía hasta ese momento por una oposición libre que se preparaba en academias particulares, aunque muchos acababan en la empresa privada.

Para la creación de la Escuela se argumentó que al menos eran necesarios 500 Ayudantes para abarcar el fuerte desarrollo experimentado en aquellos años por las obras públicas, así como la necesidad de éstos por parte también por las empresas particulares de ferrocarriles y otras construcciones. De este modo, con una enseñanza oficial, especializada y rigurosa se garantizaría la calidad necesaria para estos funcionarios.

Su Plan de Estudios abarcaba dos años de enseñanza y uno de prácticas, y su personal docente, dado su reducido número de alumnos, se componía de dos Profesores-Ingenieros y dos Profesores-Ayudantes. Una vez superado un examen de ingreso (consistente en aritmética, álgebra elemental, geometría y nociones de Dibujo lineal y topográfico), el curso académico comenzaba el 1 de octubre y terminaba el 30 de septiembre del año siguiente, con cinco horas de clase al día; asimismo las fechas festivas se limitaban a tres días de Carnaval, los tres últimos Semana Santa, los ocho últimos de diciembre y los cumpleaños del Rey. Desde octubre a mayo se impartían lecciones orales y ejercicios gráficos y de dibujo; en junio tenían lugar los exámenes, y julio, agosto y septiembre se dedicaban a prácticas de campo y taller y a visitas a obras, todo esto para los alumnos que hubiesen aprobado los exámenes. La nota final del curso se hacía a finales de septiembre, tras las prácticas. Las prácticas del primer año se basaban fundamentos de topografía consistentes en el manejo de los instrumentos, el levantamiento de planos y nivelación; las del segundo curso comprendían el modelado y ensamblaje de piezas de madera, piedra y hierro así como trabajos de campo y gabinete para el trazado de carreteras. También incluían visitas a obras en servicio o en construcción.

Los alumnos que superaban los exámenes tras dos años de estudio pasaban a ejercer durante un año el ejercicio profesional en el proyecto, dirección o inspección de obras. Después de ese año el Ingeniero Jefe de distrito remitía un dictamen en base al cual la Junta de Profesores de la Escuela proponía los nombramientos definitivos o el aumento del tiempo de prácticas por una sola vez.

Durante este periodo fueron profesores de la Escuela Lucio del Valle (Director de ésta y artífice de la reforma de la Puerta del Sol), Práxedes Mateo Sagasta, José de Echegaray o Darío de Regoyos Molenillo (artífice del barrio madrileño de Argüelles).

La Escuela de Ayudantes de Obras Públicas tuvo varios avatares, como el cierre en 1868 y posterior restablecimiento en 1910, una suspensión de exámenes de ingreso en 1923 y definitivamente en 1931 la Real Orden de 27 de marzo la abre de nuevo y permanece en actividad hasta nuestros días.

En ese tiempo se trasladó su sede, en 1889, junto con la de la Escuela de Ingenieros de Caminos, a un nuevo edificio próximo al Parque del Retiro, junto al Observatorio Astronómico Nacional. Dentro de esta distribución, tradicionalmente los estudiantes de la Escuela de Obras Públicas solían ocupar las plantas superiores.

El año 1913 fue aprobado un nuevo Reglamento de la Escuela, en el que se aumentaba la duración de las enseñanzas hasta tres años, duración que fue reducida el año 1931 hasta dos años y tres meses.

Durante estos años la Escuela dependía del Ministerio de Fomento primero, y de su continuador, el Ministerio de Obras Públicas, después, por tratarse de una Escuela especial destinada a la formación de funcionarios.

El año 1957 cambia la denominación de la Escuela, pasando a llamarse Escuela de Peritos de Obras Públicas y a depender del Ministerio de Educación Nacional.

El año 1964 se modifica el Plan de Estudios, aumentándose nuevamente la duración de las enseñanzas hasta tres años.

En 1967 la Escuela fue trasladada de nuevo, pasando a estar situada en la antigua sede del Instituto Cajal, a escasos metros de la anterior ubicación; es en este momento cuando la Escuela de Obras Públicas y la de Ingenieros de Caminos se separan definitivamente, pasando esta última a la Ciudad Universitaria de Madrid.

Placa con la denominación de la escuela entre 1972 y 2013

Finalmente, con la creación de la Universidad Politécnica de Madrid en 1972, y por Decreto 1377/1972 de 10 de mayo, la Escuela de Peritos de Obras Públicas quedó integrada en la misma, pero cambiando de nuevo su denominación por el de Escuela Universitaria de Ingeniería Técnica de Obras Públicas, y en el año 2013, con la implantación total del nuevo plan de estudios de grado, de nuevo cambió de nombre, al actual de Escuela Tecnica Superior de Ingeniería Civil.[1]

Other Languages