Eomer

Eomer ( inglés antiguo: Ēomǣr, también Eomær), fue el último rey de los anglos hacia finales del siglo III y principios del siglo IV, hijo de Angeltheow y padre de Icel de Mercia, uno de los caudillos conquistadores durante la invasión anglosajona de Gran Bretaña. Tanto Eomer como Offa de Angeln son los únicos caudillos germánicos que se pueden considerar parte de la historia de las dinastías inglesas.[6]

Other Languages
italiano: Eomer
norsk nynorsk: Éomer