Enkidu

Enkidu lucha contra un león

Enkidu es un personaje de la mitología sumeria, compañero de aventuras del rey y héroe mitológico Gilgamesh.

En vista de la fuerza y la vanidad de Gilgamesh, la diosa Aruru crea una criatura capaz de vencer en combate al rey sumerio. Entonces forma a Enkidu a partir de la arcilla y lo envía a la tierra.

En el combate, ambos guerreros traban una amistad y comparten peligrosas aventuras hasta que Enkidu muere tras una enfermedad provocada por un castigo divino por haber matado a Humbaba, el protector del Bosque de los cedros. Tras la muerte de Enkidu, Gilgamesh marcha a visitar a Utnapishtim creyendo que él podrá proporcionarle la inmortalidad.

En el mito de Inanna, aparece representando a la agricultura, mientras su rival Dumuzi representa la ganadería. Finalmente la diosa elige al pastor por encima del agricultor. Antinomia dialéctica, desde entonces, entre el campo y la aldea

Enkidu aparece como un ser primitivo, incivilizado e incluso practicante del bestialismo, aunque no deja de ser un personaje positivo que se convierte en compañero del héroe. Representa la Naturaleza y la vida rural y campesina frente a la Civilización y los valores urbanos que representa su amigo Gilgamesh.

Enkidu o Eabani era un hombre primitivo y salvaje, que vivía cubierto de pieles de animales. Abandonó su tarea de pastorear animales en la ciudad de Uruk luego de ser seducido por una sacerdotisa de Ishtar. Se encontró frente a Gilgamesh en una lucha, pero luego de ésta, se volvieron amigos y lucharon juntos contra el Toro del Cielo (Khumbaba) y lo derrotaron. Los dos colaboraron en el renacimiento de la ciudad y en su fortalecimiento; por su complementariedad hicieron progresar y renovar la cultura Caldeo-Babilónica hace aproximadamente 5000 años. Los roces de Gilgamesh con los sacerdotes y algunas diferencias con las practicas del santuario de Ishtar, hicieron que estos invocaran a los dioses y se produjeron enfermedades y muchos problemas en la sociedad. Como consecuencia de esto murió Enkidu o Eabani. La muerte de su amigo fue un duro golpe para Gilgamesh quien intentó entender la inmortalidad del alma, viajando a Burgenland en Austria, lugar de la escuela de sabiduría del sacerdote Utnapishtim, pero a pesar de no haber podido lograr su iniciación en este culto, le fue ofrecida una iniciación parcial que le ayudara a entender la muerte de su amigo, pudiéndose comunicar con él, a pesar de su muerte física, y avanzar en los conocimientos de la individualidad y la cultura de la personalidad. Ambos estuvieron a la vanguardia de su tiempo recuperando a la vez cualidades perdidas de la humanidad. Su etapa fue el comienzo de la transición del Este al Oeste.* Este párrafo es una extracción y resumen del Libro "Aristotélicos y Platónicos" de Luigi Morelli.

  • bibliografía

Bibliografía

  • Bottero, J. La epopeya de Gilgamesh, Akal (1998). ISBN 84-460-1017-8
  • Federico Lara Peinado, Poema de Gilgamesh, Madrid:Tecnos (2010). ISBN 978-84-309-4339-5.
  • Luigi Morelli. "Aristotélicos y Platónicos". Traducido al español por Edgardo Macchiavello.
Other Languages
Afrikaans: Enkidu
العربية: أنكيدو
беларуская: Энкіду
български: Енкиду
català: Enkidu
čeština: Enkidu
Deutsch: Enkidu
Ελληνικά: Ενκίντου
English: Enkidu
Esperanto: Enkidu
eesti: Enkidu
فارسی: انکیدو
suomi: Enkidu
français: Enkidu
עברית: אנכידו
hrvatski: Enkidu
magyar: Enkidu
italiano: Enkidu
日本語: エンキドゥ
ქართული: ენქიდუ
한국어: 엔키두
Kurdî: Enkîdû
polski: Enkidu
português: Enkidu
română: Enkidu
русский: Энкиду
sardu: Enkidu
српски / srpski: Енкиду
svenska: Enkidu
Tagalog: Enkidu
Türkçe: Enkidu
українська: Енкіду
اردو: انکیدو
中文: 恩奇杜