Empaste

En odontolología, se utiliza el término obturación dental para definir lo que comúnmente se conoce como «empastar» y que consiste en limpiar la cavidad resultante de una caries para luego rellenarla con algún material. Este proceso rehabilita así la anatomía dental para una apropiada estética, función, masticación y oclusión de los dientes con sus antagonistas y consigue un buen sellado que impide que vuelva a producirse la lesión cariosa. Cuando se realizan obturaciones complejas, el proceso se llama reconstrucción dental.

Materiales de obturaciones

Las más comunes son las resinas compuestas, la amalgama, el oro cohesivo (en desuso), los ionómeros de vidrio, los compómeros y los cementos dentales como el hidróxido de calcio, oxifosfato de zinc y eugenol. Lo que normalmente se conoce como «empaste» hoy en día suele estar realizado con resinas compuestas o, anteriormente, con amalgama de plata. Esta última ha caído en desuso debido principalmente a su falta de estética y a su supuesta toxicidad la cual no está reconocida por la ADA (Asociación Dental Americana) ni por prácticamente la totalidad de comunidades dentales del mundo; el resto son para obturaciones temporales, mientras se acaba o desarrolla un tratamiento, generalmente en endodoncia.

Actualmente existen investigaciones en curso que podrían revolucionar el campo de la odontología. Se trata de empastes basados en hidroxiapatita, el material natural del diente y que prometen una reparación perfecta de los dientes dañados, reemplazando el material perdido por otro químicamente idéntico al natural. Los ensayos científicos demuestran que los materiales sinténticos usados hoy día son tóxicos en mayor o menor medida, por eso la gran importancia de conseguir materiales de reparación que se parezcan lo más posible a los naturales.

Other Languages
azərbaycanca: Plomb (stomatologiya)
čeština: Zubní plomba
galego: Empaste
magyar: Tömés
монгол: Ломбо
polski: Wypełnienie
slovenščina: Zobna zalivka
中文: 牙体复形