Elecciones generales de España de 1996

←  1993 • Bandera de España •  2000 →
Elecciones generales de 1996
Cortes Generales para la vi legislatura
Domingo 3 de marzo de 1996
Tipo Elecciones generales
Cargos a elegir 350 diputados[b]
208 senadores[c]

Demografía electoral
Población 40.231.253
Hab. inscritos 32.531.833
Votantes Congreso: &&&&&&&025172058.&&&&&025 172 058
Senado: &&&&&&&025155510.&&&&&025 155 510
Participación
  
77.38% Green Arrow Up.svg 0.9%
Votos válidos Congreso: &&&&&&&025046276.&&&&&025 046 276
Senado: &&&&&&&024502854.&&&&&024 502 854
Votos en blanco Congreso: &&&&&&&&&0243345.&&&&&0243 345
Senado: &&&&&&&&&0482601.&&&&&0482 601
Votos nulos Congreso: &&&&&&&&&0125782.&&&&&0125 782
Senado: &&&&&&&&&0652656.&&&&&0652 656

Resultados
People's Party (Spain) Logo (1993-2000).svg
PP
Votos 9.716.006 Green Arrow Up.svg 18.5%
Diputados obtenidos 156 Green Arrow Up.svg 15
  
38.79%
PSOE Wordmark (1976-2001).svg
PSOE
Votos 9.425.678 Green Arrow Up.svg 3%
Diputados obtenidos 141 Red Arrow Down.svg 18
  
37.63%
Logo IU 1989-2008.svg
IU
Votos 2.639.774 Green Arrow Up.svg 17.1%
Diputados obtenidos 21 Green Arrow Up.svg 3
  
10.54%
Logo antic CiU.gif
CiU
Votos 1.151.633 Red Arrow Down.svg 1.2%
Diputados obtenidos 16 Red Arrow Down.svg 1
  
4.6%
HSSamarbete.svg
Otros partidos
Votos 1.315.897  
Diputados obtenidos 11  
  
5.25%
Elecciones generales de España de 1996
Partidos con mayor número de votos en cada provincia

Distribución de escaños en el Congreso
Elecciones generales de España de 1996
     IU
     PSOE
     Grupo Mixto
     Coalición Canaria
     PNV
     Convergencia i Unió
     Partido Popular

Presidente del Gobierno

Notas
  1. En las circunscripciones de Ceuta y Melilla, distritos uninominales, el escrutinio es en la práctica mayoritario
  2. Que a su vez eligen al presidente del Gobierno.[nota 1]
  3. Sobre un total de 264.

Las elecciones generales de España de 1996 fueron celebradas el domingo 3 de marzo y dieron inicio a la vi legislatura. El presidente del Gobierno, el socialista Felipe González, se vio obligado a convocar elecciones cuando aún no habían pasado tres años de las anteriores, después de que su socio de gobierno Convergencia i Unió rompiera el pacto de legislatura y fuese imposible aprobar los presupuestos de aquel año. De hecho, las elecciones estaban originalmente previstas para el domingo 6 de julio de 1997, adelantándose 70 semanas.

La de 1996 fue la elección más reñida del período democrático de España. El PSOE, en el gobierno desde hacía 14 años, perdió las elecciones en favor del Partido Popular, siendo su líder en aquel momento José María Aznar. Por su parte, la Izquierda Unida de Julio Anguita aumentó su número de escaños hasta conseguir su máximo histórico, 21 escaños. El Partido Popular se convirtió en el partido vencedor con el menor número de escaños hasta la fecha, 156, y con una diferencia de sólo un 1,16% de votos y 15 escaños sobre el PSOE, que se despedía del poder después de 14 años seguidos de gobierno. El triunfo por la mínima de los populares requirió dos meses de negociaciones hasta que en mayo, Aznar logra ser investido presidente con el apoyo de los nacionalistas de CIU (16, Pacto del Majestic), PNV (5) y Coalición Canaria (4).

Respecto a 1993 el PP ganó al PSOE en las provincias de Asturias, Cantabria, Álava, Huesca, Zaragoza, Teruel, Albacete, Toledo y en la ciudad autónoma de Melilla.

El mismo día tuvieron lugar elecciones parlamentarias en Andalucía. Al igual que las generales, fueron anticipadas debido a la imposibilidad de aprobar los presupuestos, ya que el PSOE no contaba con mayoría en el Parlamento andaluz y no obtuvo el apoyo de ninguno de los otros grupos con representación en la cámara.[2]

Campaña electoral

Felipe González convocó elecciones después de no poder aprobar los presupuestos para 1996, luego de que Convergencia i Unió rompiera el pacto de legislatura que había acordado con los socialistas tras las anteriores elecciones. El PSOE presentó en su campaña electoral una "España en positivo", que había cambiado radicalmente desde 1982, y en la que, pese a la crisis económica, los españoles vivían a gusto. El PSOE protagonizó la polémica de la campaña con un vídeo en el que presentaba a la oposición del PP como una fuerza oscura, amenazante y contraria al progreso, personificándola en figuras aterradoras, como un dóberman que ladra al espectador.[3]

El mensaje del PP era simple: España necesitaba un cambio. Después de cuatro legislaturas, Felipe González había formado una España a su medida, y aquella España estaba azotada por el paro y la corrupción. Aznar se postuló para iniciar una nueva etapa presentando un mensaje acogedor, ensalzando a las clases medias y los emprendedores. En estas elecciones el PP concluyó su viaje al centro para mostrarse como un partido moderado y moderno, mostrándose definitivamente alejado, en su imagen y sus planteamientos, del origen franquista de su predecesor, Alianza Popular.[5]

El mensaje de Izquierda Unida, con Julio Anguita en máximos históricos de popularidad, fue simple: "Decide". En esta ocasión, para la fuerza de izquierdas había llegado el momento de condicionar la mayoría y entrar en el Gobierno. Los nacionalistas, pese a haber roto el pacto con González, continuaban ofreciéndose para formar parte de la gobernabilidad en el Congreso.

Lemas electorales

Other Languages