El paraíso perdido

Página de la primera edición del poema.

El paraíso perdido (Paradise Lost en idioma inglés) es un poema narrativo de John Milton (1608-1674), publicado en 1667. Se lo considera un clásico de la literatura inglesa y ha dado origen a un tópico literario muy difundido en la literatura universal.

Sobrepasa los 10 000 versos escritos sin rima.[1] El poema es una epopeya acerca del tema bíblico de la caída de Adán y Eva. La obra trata, fundamentalmente, sobre el problema del mal y el sufrimiento en el sentido de responder a la pregunta de por qué un Dios bueno y todopoderoso decide permitirlos cuando le sería fácil evitarlos.[ cita requerida]

Milton comienza expresando el fin de «justificar los caminos de Dios» respondiendo a través de una descripción psicológica de los principales protagonistas del poema: Dios, Adán y Eva, y el diablo, cuyas actitudes acaban por revelar el mensaje esperanzador que se esconde tras la pérdida del paraíso original. En el poema, el cielo y el infierno representan estados de ánimo antes que espacios físicos.

La obra comienza en el infierno (descrito mediante referencias a la permanente insatisfacción y desesperación de sus habitantes), desde donde Satanás (definido por el sufrimiento) decide vengarse de Dios de forma indirecta, esto es, a través de los seres recién creados que viven en un estado de felicidad permanente.

Personajes principales

  • Satanás: Satanás es el primer personaje importante introducido en el poema. Lucifer, un ángel hermoso, es una figura trágica que se describe mejor por sus propias palabras: «Mejor reinar en el Infierno que servir en el Cielo». Fue confinado al Infierno después de una rebelión fallida por el control de los Cielos de Dios. El deseo de Satanás de rebelarse se debe a su falta de voluntad para aceptar que no todos los seres merecen la libertad, declarando que los ángeles son seres autónomos, y eliminando así la autoridad de Dios sobre ellos como su creador.
Se presenta como un personaje carismático y persuasivo. Satanás se manifiesta por primera vez cuando presenta argumentos a sus ángeles seguidores de por qué se debe tratar de derrocar a Dios. Él sostiene que deberían tener los mismos derechos que Dios, y que el Cielo es una monarquía injusta. El papel de Satanás como una fuerza impulsora en el poema ha sido objeto de mucho debate académico. Las posiciones van desde puntos de vista como el de William Blake, quien afirmó que Milton «escribió encadenado acerca de los ángeles y Dios, y en libertad, cuando de diablos y demonios; porque fue un verdadero poeta y del partido del Diablo sin saberlo»; a las interpretaciones críticas, como la de William H. Marshall, quien ve el poema como un cuento sobre la moral cristiana.
  • Adán: Adán es el primer ser humano en el Edén creado por Dios. Es más inteligente que Eva y es también más fuerte, no sólo física, sino moralmente. De las preguntas que hace el arcángel Rafael, está claro que Adán tiene una profunda curiosidad intelectual. Se trata de una especie de curiosidad que Eva no tiene. A diferencia de la versión bíblica de Adán, en este libro se da a Adán una visión del futuro de la humanidad (esto incluye una sinopsis de las historias del Antiguo y Nuevo Testamento), por el arcángel Miguel, antes de que él tenga que dejar el Paraíso.
  • Eva: Eva es la segunda persona creada, tomada de una de las costillas de Adán, y se conforma en una forma femenina de Adán. En un sentido positivo (dependiendo de su punto de vista), es el modelo de una buena mujer, fiel, amorosa y sometida a su pareja (por libre voluntad de ella). Ella conoce a Adán, que se aleja de su imagen cuando se conocen, confiando en la autoridad de Adán en su relación hasta que ella se ve influenciada por Satanás. Ella es muy hermosa, y su belleza no sólo obsesiona a Adán, sino también a sí misma.
  • El Hijo de Dios: El Hijo de Dios en el Paraíso Perdido es Jesucristo, aunque nunca se nombra explícitamente, ya que no ha entrado aún en forma humana. El Hijo es muy poderoso e idealmente heroico. Sin ninguna ayuda, logra derrotar a Satanás y sus seguidores cuando violentamente se rebelan contra Dios y conducirlos al Infierno. Sin embargo, su verdadero papel en la obra es el del futuro redentor que salvará a la humanidad de Satanás, cuando se ofrece voluntariamente para redimir a la humanidad del pecado que cometerá Adán.
  • Dios el Padre: Dios el Padre es el creador del Jardin del Edén, el Cielo, el Infierno, y de cada uno de los personajes principales. Si bien es representado como pomposo, irascible, egoísta y desagradable; es un ser todopoderoso y omnisciente que no puede ser derrocado por un tercio de los ángeles de Satanás incitados contra él. El poema retrata el proceso de Dios de la creación en la forma en que Milton creía que se hizo: que Dios creó el Cielo, la Tierra, el Infierno, y todas las criaturas que habitan en estos planos separados de la parte de sí mismo, no de la nada. Por lo tanto, de acuerdo con Milton, la máxima autoridad de Dios se deriva de ser el «autor» de la Creación. Satanás trata de justificar su rebelión al negar este aspecto de Dios y reclamar la libre creación, pero admite que él no es el caso, y que Dios «no merecía el retorno / de mí, a quien Él creó lo que era».
  • Rafael: Rafael es un arcángel que es enviado por Dios para advertir a Adán sobre la infiltración de Satanás en el Edén, e informar que Satanás va a tratar de provocar la caída de Adán y Eva.
  • Miguel: Después de que Adán y Eva desobedecen a Dios al comer del Árbol del Conocimiento, Dios envía al arcángel Miguel a visitar a Adán y Eva. Su deber es acompañar a Adán y Eva fuera del Paraíso. Pero antes que esto suceda, Miguel muestra a Adán visiones del futuro que cubren un esbozo de la Biblia, de la historia de Caín y Abel en Génesis, a través de la historia de Jesús en el Nuevo Testamento. En la novela también se le describe como el rival de Satanás en las batallas que se realizan en el Cielo, así como el encargado de expulsarlo. Se destaca especialmente en la lucha de argumentos que tiene con el príncipe de las tinieblas justificando el gobierno de Dios y el porqué someterse a éste.

Entièndase que todos los personajes atienden a una simulaciòn hologràfica creada a partir de la misma "creaciòn"

Other Languages
беларуская (тарашкевіца)‎: Страчаны рай
български: Изгубеният рай
brezhoneg: Paradise Lost
čeština: Ztracený ráj
Cymraeg: Coll Gwynfa
Deutsch: Paradise Lost
English: Paradise Lost
Esperanto: Perdita Paradizo
hrvatski: Izgubljeni raj
日本語: 失楽園
한국어: 실낙원
norsk nynorsk: Det tapte paradis
norsk bokmål: Det tapte paradis
polski: Raj utracony
português: Paraíso Perdido
srpskohrvatski / српскохрватски: Paradise Lost
Simple English: Paradise Lost
Türkçe: Kayıp Cennet
українська: Втрачений рай
中文: 失樂園