El Alcázar (España)

El Alcázar
TipoPeriódico diario
PaísEspaña
SedeMadrid
Fundación26 de julio de 1936
Fundador(a)Víctor Martínez Simancas
Fin de publicación6 de noviembre de 1987
IdiomaEspañol
ISSN0212-887X

El Alcázar fue un periódico español editado con carácter diario, entre 1936 y 1987.

Nacido originalmente durante el asedio del Alcázar de Toledo, tras el final de la Guerra civil pasó a editarse en Madrid. Enmarcado dentro de la llamada prensa «independiente», durante la década de 1960 fue uno de los principales periódicos editados en Madrid, alcanzando importantes tiradas. Con posterioridad, tras la muerte de Franco se convirtió en uno de los principales medios de la extrema derecha para jalear la posibilidad de un golpe de estado contra la transición democrática.[1]

Historia

Fundación y primeros años

El periódico fue originalmente fundado en julio de 1936 —durante el asedio del Alcázar de Toledo— por el comandante de Infantería Víctor Martínez Simancas.[4]

Su cese coincidió con la conquista de Toledo por las fuerzas sublevadas y la liberación de los sitiados del Alcázar. Sin embargo, volvió a editarse nuevamente a partir del 28 de septiembre, continuando la numeración del diario editado durante el asedio.[8]

Estas imposiciones lastran al diario con un exceso de personal (contaba con el doble de redactores que el resto), que además mantiene una dura competencia con otros diarios vespertinos madrileños, como Informaciones, Madrid, Pueblo. Además, se produjeron diversos enfrentamientos entre el director Jesús Evaristo Casariego y la empresa (el general José Moscardó y la Hermandad de Nuestra Señora Santa María del Alcázar). Coincidiendo con los años de la Segunda Guerra Mundial, el diario mantuvo una línea editorial católica, tradicionalista y «violentamente antisoviética», contando una circulación de 45.000 ejemplares.[9]

A principios de 1945 alquilan el diario a un grupo encabezado por Ramón Sierra Bustamante (periodista y ex-gobernador civil de Guipúzcoa), que pasa a ser el nuevo director. El intento fracasa y el 12 de octubre de 1945 la empresa Papelera Española embargó la cabecera El Alcázar por impago del papel consumido. Es la primera vez que no aparece desde su fundación. Reaparece el 16 de octubre, gracias a las gestiones de la Hermandad y de los redactores, que abonan parte de la deuda y logran un aplazamiento. La Editorial Católica, en cuyos talleres se imprime, concede también un aplazamiento en su deuda y sigue imprimiéndolo.

Cooperativa El Alcázar

Dado que ninguna empresa quiere un negocio ruinoso, y la Hermandad carece de medios, los redactores se constituyen en sociedad cooperativa el 9 de noviembre de 1945.[10]

Esto no resuelve los problemas económicos. El periódico se ve limitado por tener que depender de la Hermandad y de la Unión Nacional de Cooperativas, lo que les estrecha aún más el escaso margen que daba el Régimen, y las ventas siguen a la baja (mientras que el resto de diarios madrileños ven incrementar sus ventas de 1946 a 1948, El Alcázar baja de 10.359 a 7.501 ejemplares). En enero de 1949, José Moscardó y la Hermandad llegan a un acuerdo para ceder la cabecera a Jesús Obregón, Carlos Pinilla y Agustín Pujol, que fundarán Prensa y Ediciones (PESA), en la que participarán, además de Carlos Pinilla, José María Fernández "El Pontico" y algunos miembros del Opus Dei.[11]​ Dicha empresa editará el diario hasta el 27 de septiembre de 1968, en que por orden gubernamental vuelve a la Hermandad.

Tardofranquismo y transición

Con la llegada de José Luis Cebrián a la dirección, en 1963, el diario adoptó una lídea editorial más abierta y liberal.[12]​ Las claves de su éxito fueron su diseño innovador y atractivo (que incluía el suplemento juvenil Chío), sus reportajes sobre política internacional, sus fuertes inversiones y su línea editorial independiente. Sin embargo, fue precisamente por esto último que el rotativo fue incautado de nuevo por la Prensa del Movimiento en 1968 (teniendo ahora como director a Lucio del Álamo) y volviendo a acercarse a la línea dura del régimen. Al año siguiente, Girón, Milans del Bosch y Miguel Moscardó adquirieron el periódico.

Desde 1971 el diario estuvo dirigido por Antonio Gibello.[15]

Entre 1980 y 1981 El Alcázar publicó artículos del colectivo «Almendros»,[18]

Desaparición

El periódico cerró en 1987 como resultado de su falta de medios financieros para subsistir, provocada principalmente por el declive del número de lectores y por la discriminación en materia de publicidad institucional que sufrió. Dicha discriminación fue reconocida mediante una sentencia del Tribunal Supremo en 1994 en la que se otorgaba el derecho a una indemnización de 2.958.395.142 pesetas a costa del Estado a favor de la empresa editora. Sin embargo, el periódico, una vez cerrado, ya no volvió a editarse, empleándose el dinero recibido para pagar a los acreedores. El último editor de El Alcázar fue Félix Martialay.

Other Languages
català: El Alcázar
English: El Alcázar
euskara: El Alcázar