Diego Maquieira

Diego Maquieira
Información personal
Nombre de nacimiento Diego Maquieira Astaburuaga
Nacimiento 10 de julio de 1951 Ver y modificar los datos en Wikidata
Santiago de Chile, Chile Ver y modificar los datos en Wikidata
Nacionalidad Chilena Ver y modificar los datos en Wikidata
Familia
Padres Fernando Maquieira
Julita Astaburuaga Larraín
Cónyuge Patricia Ossa
Información profesional
Ocupación poeta y artista plástico
Distinciones
[ editar datos en Wikidata]

Diego Maquieira Astaburuaga ( Santiago, 10 de julio de 1951) es un poeta y artista plástico chileno. Premio Pablo Neruda 1989, es considerado un poeta trascendente por la crítica de su país, a pesar de su escasa producción literaria.

Biografía

Hijo del diplomático Fernando Maqueira y de la socialite chilena Julita Astaburuaga Larraín, vivió parte de su infancia en ciudades como Nueva York, La Paz, Lima, Ciudad de México y Quito, hermano del también diplomático Cristián. A los 22 años, en 1973, se casó con la artista plástica Patricia Ossa.

Su poemario inaugural, Upsilon, fue publicado en 1975. Dos años más tarde salió Bombardo y en 1983, el "violento y claramente anticlerical"[1] La Tirana.

En 1986 publicó Los Sea Harrier en el firmamento de eclipses, un anticipo de 10 poemas del libro que aparecería siete años después, Los Sea Harrier.

En octubre de 1989 participó en Estocolmo, Suecia, en el Festival Internacional de Poesía: La reconstrucción del tiempo, organizado por Sergio Badilla Castillo y la escritora Sun Axelsson, evento que congregó a los poetas chilenos más connotados de los años 1980.

Es autor de una antología sobre el poeta Vicente Huidobro titulada El oxígeno invisible (1991) y más tarde, en 2003, reeditó en un solo volumen La Tirana y Los Sea Harrier. Una nueva versión definitiva de ambos poemarios, corregida por el mismo Maquieira, apareció a fines de 2012.[2]

Maquieira ha tenido problemas con el alcohol: en 2004 entró en una clínica de rehabilitación para dejar de beber.[3]

Después de casi veinte años sin publicar, Maquieira presenta su nuevo libro audiovisual, El Annapurna, en la Bienal de Sao Paulo 2012.[3]

Entre los textos para comprender la obra del poeta destaca Give me a break, Conversaciones con Diego Maquieira (2008), de Patricio Hidalgo y Daniel Hopenhayn.

Maquieira ha incursionado en la plástica, a través de diversos pasteles. Destaca Juli, retrato de su madre fechado en 1997.

El poeta ha difinido su credo así: "Ese es mi espíritu: tomar distancia con todo lo que está cerca del poder. El poder es el enemigo número uno de la creación. Y los creadores deben estar lo más lejos posible de círculos oficiales. Mi camino no va por ahí. Yo no voy a mejorar ni a empeorar mis poemas ni mi situación económica a través de los círculos oficiales. No tengo intereses creados, tengo interés en crear..."[4]

También ha dicho: “Tengo un gran amor por el verbo, por el lenguaje, soy un poeta prolijo, me interesa mucho el trabajo artesanal con la palabra, más que el mensaje. Me siento más un compositor que un poeta, tengo ojos en los oídos y viceversa. Tengo un campo magnético entre estos dos sentidos. Yo soy un discípulo de Stravinsky, en cuanto a la poética musical de Stravinsky. A mi me abrió los ojos cuando planteó la búsqueda de la unidad a través de la música, donde había que proceder por similitud y no por contraste, entonces mi oído busca una música, un sonido que suena igual a otro emitido mil años luz después. Yo trabajo con las palabras como si fueran instrumentos musicales”.[1]

Other Languages