Diego José de Cádiz

Diego José de Cádiz
O.F.M. Cap.
Diego de Cádiz.jpg
Retrato de Fray Diego José de Cádiz, grabado conservado en la Biblioteca Nacional de España
Nacimiento 30 de marzo de 1743
Ubrique, Cádiz
Fallecimiento 24 de marzo de 1801
Ronda, Málaga
Beatificación 1894 por León XIII
Festividad 24 de marzo
[ editar datos en Wikidata]

Fray Diego José de Cádiz O.F.M.Cap. o en el siglo José Francisco López-Caamaño y García Pérez, ( Ubrique, Cádiz, 30 de marzo de 1743 - Ronda,,Málaga, 24 de marzo de 1801). Fraile capuchino, asceta y orador español.

Formación

De familia ilustre, se quedó huérfano de madre a los 9 años. Empezó sus estudios de gramática en Grazalema, donde se fue a vivir su padre y a los doce años estudió Lógica y Metafísica en el convento de los Padres dominicos de Ronda. José Francisco se impuso esta triple meta: capuchino, misionero y santo. Fue admitido al noviciado de los Hermanos Menores Capuchinos de Sevilla, donde profesó el 31 de marzo de 1759.

Lápida colocada en la casa en que nació en Cádiz (calle Bendición de Dios) en la que se erigió una capilla.

Siguiendo la costumbre de los misioneros capuchinos de cambiar el nombre al terminar el noviciado y reemplazar su apellido con el de su pueblo natal, tomó el nombre de Diego José de Cádiz con el que fue conocido posteriormente. Los capuchinos, caracterizados por su luenga barba, se consideraban a sí mismos como la rama más espiritual de la familia franciscana y al mismo tiempo como "los frailes del pueblo".

Divina Pastora en su versión corregida con niño Jesús Buen Pastor, advocación capuchina rústica propagada por Fray Diego.

Los Hermanos Menores usan un hábito marrón de estameña con una cuerda anudada (como todos los franciscanos), pero la diferencia principal con los otros dos grupos es que llevan una capucha unida a la túnica (de acuerdo a la forma del hábito original que usaba San Francisco) y es más larga comparada con la de las otras ramas. A comienzos del siglo XVIII (1703) el capuchino Fray Isidoro de Sevilla, quiso dotar de un carisma sencillo y rústico a su orden para diferenciarla de las otras ramas del franciscanismo. A tal efecto, la Virgen se le apareció mientras oraba en el coro bajo del convento. Se encontraba vestida de pastora de la época, con su cayado y rodeada de ganado ovino, dándole la orden de que propagara por el mundo esta visión, lo que hizo que el fraile dedicara a partir de este momento todos sus esfuerzos por difundir la devoción al novedoso atuendo y advocación de Divina Pastora de las Almas. Desde la ciudad de Sevilla, la imagen de la Divina Pastora (primero pintada según encargo al renombrado artista Alonso Miguel de Tovar [3] y más tarde tallada) se extendió por toda la orden capuchina y por toda la geografía andaluza. Fray Isidoro de Sevilla inicialmente representó a Cristo en un cordero que acaricia la mano de la Virgen, pero una bula de Pío VI en el año 1795 decretaba a María como Madre del Buen Pastor por lo que a partir de esa fecha fue representada con su Hijo al lado en el gesto de ayudarla al cuidado del redil. El Beato Fray Diego José de Cádiz, que profesó en dicho convento sevillano, está considerado como el gran apóstol de la Divina Pastora, mereciendo ser llamado “el segundo padre de la devoción”.[1]

Después de siete años, en los que realizó sus estudios filosóficos y teológicos fue ordenado sacerdote en Carmona (Sevilla), a los 23 años de edad. En el convento de capuchinos de Ubrique (Cádiz) aprendió el ministerio de la palabra.

Other Languages